Investigan Fondo Ganadero, Incoder y notarías por despojo de tierras

Noviembre 20, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Colprensa
Investigan Fondo Ganadero, Incoder y notarías por despojo de tierras

Salvatore Mancuso, ex jefe paramilitar que fue extraditado a los Estados Unidos y se encuentra recluido en la cárcel Norhern Neck Jail de Warsaw en el estado de Virginia.

Según la fiscal, mediante una aparente alianza entre el Fondo Ganadero de Córdoba y los paramilitares liderados por Mancuso y los hermanos Castaño a finales de los 90, despojaron de tierras a campesinos y que terminaron en poder de la entidad.

La Fiscalía anunció la investigación a miembros del Fondo Ganadero, funcionarios del Incoder y de notarias de Montería y de Apartadó, por su presunta participación en el despojo de tierras en el Urabá antioqueño y de Córdoba. El anuncio fue hecho por Liliana Donado, fiscal encargada de la Unidad de Persecución de Bienes durante el juicio que se adelanta contra Salvatore Mancuso. Según la funcionaria, se están adelantando investigaciones penales y disciplinarias por los hechos en los cuales mediante una aparente alianza entre el Fondo Ganadero de Córdoba y los paramilitares liderados por Salvatore Mancuso y los hermanos Fidel, Carlos y Vicente Castaño a finales de los 90, tierras de campesinos terminaron en poder de la primera entidad. Los predios habrían sido despojados con la complicidad del Incoder y de las Notarias de Montería y Apartadó. El Fondo Ganadero de Córdoba se apropió según la Fiscalía de al menos de 6 mil 500 hectáreas, que pertenecían a 60 familias de campesinos de esa zona del país. De acuerdo con el ente investigador, las entidades terminaron en una alianza con la Fundación para la Paz de Córdoba, Funpazcor, que era una ONG de los hermanos Castaño para poderse apoderar más fácil de los bienes. Funpazcor era manejada por Sor Teresa Gómez, cuñada de los Castaño. La mujer al parecer se encargaba de coordinar con las distintas entidades la manera en que se conseguiría el despojo de las tierras, las cuales terminaban siendo compradas por Fondo Ganadero de Córdoba a precios por debajo del costo verdadero. “Mientras la hectárea en la zona estaba a 300 mil pesos aproximadamente, el Fondo Ganadero pagó cerca de 50 mil pesos”, indicó la fiscal. Según las declaraciones de Benito Osorio, fue la junta directiva del Fondo Ganadero de Córdoba la que aprobó la compra de entre 100 y 109 predios de campesinos desplazados por los paramilitares durante los años 2008 y 2009. Las investigaciones partieron de versiones entregadas por el extraditado jefe paramilitar, Salvatore Mancuso y de Benito Osorio, este último expresidente del Fondo Ganadero de Córdoba y procesado por sus nexos con las autodefensas.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad