Indígenas del norte del Cauca piden diálogo con Gobierno para frenar desórdenes

Febrero 25, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co
Indígenas del norte del Cauca piden diálogo con Gobierno para frenar desórdenes

Los indígenas del Cauca que se ubicaron en cuatro fincas propiedad del ingenio Incauca podrían ser desalojados en las próximas horas.

Comunidades indígenas se manifiestan en varias partes del norte del departamento del Cauca en medio de las actividades que llaman "recuperación de la madre tierra".

Más de 10 mil indígenas del resguardo Páez de Corinto, Cauca, se han establecido en una zona de cerca de 1.500 hectáreas, propiedad del ingenio Incauca, zona rural de ese municipio, con el objetivo de presionar al Gobierno para que cumpla con las promesas de entregarles las tierras que ellos consideran “ancestralmente suyas”. Según explicó Manuel Lis, vicegobernador del cabildo, le están exigiendo al Gobierno el cumplimiento de la entrega de 6.500 hectáreas en la parte plana del Cauca, entrega que hace parte de acuerdos firmados desde 1.999. “El Gobierno no ha querido cumplir con esos acuerdos que se dieron luego de la masacre del Nilo, en donde fuerzas del Estado asesinaron a 21 indígenas, y por eso hemos tomado la decisión desde diciembre pasado de aposentarnos en estas tierras para presionar”. Lis también explicó que la alternativa ofrecida por el Ministerio de Agricultura era entregar tierras en Caquetá y Putumayo, “a lo cual nos negamos, porque nuestro hogar ancestralmente es en el norte del Cauca”. En la zona que está ocupando la comunidad, hay más de 10 mil indígenas entre entre hombres mujeres y niños, por lo cual, a pesar de la orden de la Policía de desalojar la zona, el Gobierno envió también un vocero para llegar a un acuerdo mediante el diálogo. En la mañana de ayer, integrantes de la Guardía Indígena afirmaron que no permitirían un desalojo y, pese a la tensión que hubo con la Policía, no se presentaron desórdenes. Según Feliciano Valencia, consejero mayor del Consejo Regional Indígena, el asentamiento de la comunidad indígena en las afueras de Corinto obece a una serie de actividades que se realizan en el norte del Cauca llamadas “recuperación de la madre tierra”. Valencia explicó que estas manifestaciones se deben al incumplimiento por parte del Gobierno del decreto 982 de 1.999, que obliga al Estado a entregar 170 mil hectáreas en el departamento del Cauca para los resguardos. “El Gobierno debería entregar anualmente 4.000 hectáreas para los indígenas en las tierras bajas del Cauca con el fin de alcanzar la totalidad de las 170 mil, pero hasta ahora solo se han entregado 15 mil”, dijo Valencia.El líder aclaró también que ese decreto fue expedido como reparación por la masacre del Nilo, ocurrida el 16 de diciembre de 1991 en zona rural de Caloto, cuando fuerzas del Estado asesinaron a 21 indígenas Nasa. Dentro de las actividades de la “liberación de la madre tierra”, otro grupo de indígenas intentó en varias ocasiones cerrar el paso en la vía Panamericana a la altura de La Agustina, entre Mondomo y Santander de Quilichao, para presionar por el establecimiento de una mesa de diálogo con el Gobierno. Policías del Esmad evitaron que los indígenas taponaran la vía y causaran trastornos en la movilidad de esa zona. Los indígenas manifestaron que seguirán presionando indefinidamente la apertura de un diálogo con el Gobierno.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad