“Es prematuro pedir la cabeza del Ministro de Defensa”

Febrero 10, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

El aumento de los actos violentos protagonizados por las denominadas Bandas Criminales (Bacrim) y el incremento de la delincuencia común en las principales ciudades del país tienen al ministro de Defensa, Rodrigo Rivera, en medio de una tormenta política.

El aumento de los actos violentos protagonizados por las denominadas Bandas Criminales (Bacrim) y el incremento de la delincuencia común en las principales ciudades del país tienen al ministro de Defensa, Rodrigo Rivera, en medio de una tormenta política.Sin embargo, parece existir coincidencias entre los analistas en que aún es prematuro pedir la cabeza de Rivera, como lo insinuó el presidente del Senado Armando Benedetti cuando dijo que el Mininistro de Defensa “tiene que hacer unos ajustes ya o que dé un paso al lado”. Uno de los que manifiesta con contundencia que es apresurado pedir de la renuncia de Rivera es el experto en seguridad Vicente Torrijos, quien afirma que “es equivocado pensar que la gestión del Ministro puede ser evaluada en solitario; él está acompañado de una cúpula militar, con lo cual los resultados no pueden verse de manera coyuntural, sino que se verán en uno o dos años, por lo que se trata de darle continuidad”.Torrijos considera a Rivera una persona idónea para el cargo, que está “por encima de los apetitos políticos del Partido Liberal o de otros sectores que quisieran tener el control de la cartera y por encima de comentarios como los de la Conferencia Episcopal que dicen que es demasiado temprano para pedir la salida del Ministro, como si fuera de su resorte pedir renuncias del gabinete”.En similar sentido se pronunció el ex comandante de las Fuerzas Militares, general (r) Harold Bedoya, quien invitó a la clase política a la calma, en la medida en que consideró que “estamos hablando de un ministro que lleva seis meses en el cargo” y comentó que “el Ministerio de Defensa es muy complejo. Todos queremos que los problemas se resuelvan rápido, pero hay que darle un margen”.El director del Partido Liberal, Rafael Pardo, a su vez, precisó que “lo que hemos dicho es que respaldamos el plan del gobierno para combatir las Bacrim, porque es una respuesta adecuada y creemos que el gobierno reconoce el problema”.Sobre la eventual salida de Rivera, Pardo comentó que “son temas de política que interfieren con el manejo del orden público” y envió un mensaje claro: “En vez de estar pidiendo cabezas y haciendo política con el orden público, es mejor apoyar al Gobierno”.El senador liberal Camilo Sánchez fue más allá y señaló que “aquí hay muchos vivos que les gusta sacar provecho. Me sorprendió cuando Benedetti se pone a hablar de lo que no es”.Y Añadió: “Sería fatal tumbar al Ministro ahora. Hay que darle un tiempo de espera o es que nos van a decir que nos hace falta (Álvaro) Uribe para solucionar la seguridad democrática”.El también senador Luis Fernando Velasco cree que “hay que leer lo que está pasando en el país. El Ministerio de Defensa ha venido dando unos resultados, desarrollando unas políticas que salen de la misma Presidencia”.Velasco agregó que “tengo la impresión de que algunos dirigentes muy importantes del país han confundido la política de seguridad con la burocracia dentro de la seguridad democrática y como no les está funcionando, de pronto buscan un chivo expiatorio”.A esas voces se sumó el representante a la Cámara Simón Gaviria, quien acotó que “nosotros consideramos que, sin duda, los retos que tiene el ministro Rivera son significativos” y comentó que además de las Bacrim el Gobierno debe atender el problema del narcotráfico. Gaviria añadió que “si bien los retos han aumentado eso no significa que la gestión haya que atacarla” y reiteró que “es prematuro pedir cabezas. Hay que dar un compás de espera para solucionar estos problemas”.El senador Juan Manuel Galán, al insistir en el respaldo del Partido Liberal a las políticas del actual Gobierno, dijo que “no se le puede, de manera facilista, como lo han hecho sectores conservadores y el Presidente del Congreso, echarle el agua sucia al Gobierno por lo que pasa”.Los críticosPero la gestión de Rivera también tiene sus contradictores. Uno de ellos es el analista Iván Marulanda, quien manifiesta no extrañarle que el Ministro esté pasando por una difícil situación. “Rivera no es un hombre formado en la palabra, es formado en la idea que la política es cambiante, es de conveniencia y es ondulante”, anotó.Y agrega: “los temas de seguridad exigen carácter, claridad conceptual en las posiciones y actitudes. Rivera es un político tradicional que busca en cada momento una posición de conveniencia y eso no es lo que demanda la seguridad”.Marulanda sentenció que Rivera “estaría mejor en otra actividad, en la cartera política, por ejemplo”.Tampoco parece conforme con la labor cumplida por el ministro Rivera el presidente del Directorio Nacional Conservador, José Darío Salazar, quien dijo el martes que los problemas de seguridad son muy graves y que “si esto continúa así, le va tocar asumir el tema directamente al Presidente de la República, como jefe supremo de las Fuerzas Armadas”.Uribe y PardoEl ex presidente Álvaro Uribe Vélez le respondió ayer al director del Partido Liberal, Rafael Pardo, a través de su cuenta en Twitter por las críticas que hizo sobre las bandas criminales, Bacrim. “El único remedio contra bandas criminales es combatirlas a toda hora como nosotros lo hacíamos” , dijo Uribe. Agregó que Pardo, cuando fue ministro de Defensa, dejó “el país en manos de criminales y sin extradición”.La respuesta se dio luego que Pardo dijera que las Bacrim vienen desde el gobierno Uribe y que la Ley de Justicia y Paz no iba a generar el fin del paramilitarismo, sino un reciclaje de ese fenómeno. Por esa razón, Uribe aseguró que su gobierno “combatió a todos los criminales con las instituciones, sin unirse a bandidos como los Pepes”.Pardo se ratificó en lo dicho, pero no quiso entrar en polémicas.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad