“Eliminación del visado a Unión Europea no tiene vuelta atrás”

default: “Eliminación del visado a Unión Europea no tiene vuelta atrás”

El cónsul general de España en Colombia, Rafael Dezcallar, dijo que en la mitad del 2015 los colombianos viajarán a la UE sin visa.

“Eliminación del visado a Unión Europea no tiene vuelta atrás”

Diciembre 06, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Judith Gómez Colley | Editora Poder
“Eliminación  del visado a Unión Europea no tiene vuelta atrás”

El cónsul general de España en Colombia, Rafael Dezcallar.

El cónsul general de España en Colombia, Rafael Dezcallar, dijo que en la mitad del 2015 los colombianos viajarán a la UE sin visa.

En la segunda mitad del 2015 ya los colombianos podrán viajar a los países de la Unión Europea sin el visado, según los cálculos del cónsul general de España en Colombia, Rafael Dezcallar de Mazarredo, quien dijo que la decisión está tomada y falta poco para se empiece a aplicar. El diplomático habló en Cali con El País.Hay mucha expectativa en Colombia sobre la eliminación del trámite del visado Schengen para poder viajar a Europa. ¿Eso sí se podrá concretar en el 2015? Creo que sí, porque de hecho ya está tomada la decisión en Europa. No fue fácil, al principio nos costó convencer a nuestros socios, pero lo hicimos porque teníamos argumentos. Ahora es cuestión de aplicarla, ese proceso ya ha comenzado, es complicado porque tiene que haber informes de la Comisión Europea, tiene que hablarse con el Parlamento Europeo, todos los miembros deben dar el visto bueno definitivo, y al final tiene que haber acuerdos con Colombia y con Perú, que está en el proceso, para acabar el visado. Todo está en marcha y lo importante es que no tiene vuelta atrás. La decisión está tomada. La cuestión es ver cuándo se aplica.¿Cuándo se podría aplicar la medida, según sus cálculos?La ultima estimación es que sea en la segunda mitad del próximo año. En esa época del 2015 ya los colombianos podrán viajar sin el visado. No es seguro, pero es lo que pensamos. La Comisión Europea ya ha aprobado dos informes, que era lo más complicado de todo, y ahora faltan unas consultas con el Parlamento Europeo y con lo estados miembros, que no van a decir nunca que esto no puede seguir adelante, a lo mejor piden pequeños cambios, pero la decisión en si misma ya está tomada.Dentro del proceso, ¿cuáles han sido los países más duros de convencer?Yo prefiero no dar nombres de países porque todos somos socios y todos queremos lo mejor para Europa y para Schengen. Es legítimo que haya diferentes puntos de vista entre unos y otros, pero sí le puedo decir que al principio solo tuvimos el apoyo de un país. Y desde entonces, mediante la discusión, la persuasión y el debate conseguimos convencerlos de que Colombia y Perú realmente han cambiado en cosas muy importantes, por ejemplo en inmigración ilegal, en tráficos ilícitos, en conexiones con grupos delincuenciales en Europa, en peticiones de asilos, por lo tanto se merecían un trato distinto hasta el que ahora habían tenido. Ese es un gesto político hacia Colombia que reconoce que ha cambiado y es una apuesta para el país.En aras de que haya claridad, ¿quiénes se benefician de la eliminación del visado temporal?Ese visado es para visitas de un máximo de 3 meses cada 6 meses, que será la estancia máxima. Son visitas de turismo, negocios o estudios cortos fundamentalmente. Sí son estudios o de trabajo de más de 6 meses necesitarán otro visado. Va a desaparecer el visado, pero eso no significa que desaparezcan los controles. La gente debe ser consciente de eso. ¿Cuál es la visión del proceso de paz en su país?Es un proceso muy importante, tanto que el Gobierno colombiano está haciendo lo necesario, porque hay una oportunidad real de llegar a un acuerdo, y hay un apoyo general en todo el mundo al proceso de paz y desde luego del Gobierno español que lo aprueba sin reservas.¿Qué lectura le hace a la acogida que tiene el Partido Podemos, que lidera Pablo Iglesias en España?Es un fenómeno que en Europa también ha surgido en otros países. Los partidos tradicionales no están dando una respuesta adecuada a la crisis que está pasando Europa y surgen grupos que tratan de ofrecer respuestas alternativas. Como ciudadano lo que deseo es que esas respuestas sean reales y que le den soluciones reales a los problemas que hay. Todo lo que enriquezca el debate es una buena idea.¿Podemos puede llegar a ser un fenómeno masivo?Dependerá de la crisis, de cómo evolucionen los demás partidos y de cómo evolucionen las ideas que proponga. Si son ideas que la gente acepta como buenas y que ofrecen soluciones reales a los problemas del país, crecerá todo lo que pueda crecer, pero depende de ellos, de los otros partidos y de cómo evoluciona la situación.España lucha por salir de la grave crisis económica que la afectó. Hoy, ¿cuál es la real situación? Ha evolucionado y cambiado mucho. El Gobierno ha hecho un trabajo bueno en la estabilización de la economía. España este año va a crecer en torno al 1,3 , 1, 4 o 1,5 %, que es bueno, el mayor de Europa, después del Reino Unido que no está en Schengen. El próximo año estimamos un crecimiento del 2 % o quizás un poquito más. España ahora está exportando tanto como Alemania. Tenemos el problema del desempleo, que no va a desaparecer rápido porque hay una bolsa muy grande de desempleados, pero vamos avanzando. En noviembre, que es un mes malo, se crearon empleos. Esos datos hay que tomarlos con modestia, porque las consecuencias de la burbuja inmobiliaria siguen siendo muy serias. Un país como España no puede importar a su mercado de trabajo, como hizo, 5 millones de personas en 10 años. Eso fue porque no se controló bien la burbuja inmobiliaria y ahí están las consecuencias. A las personas hay reorientarlas a otros sectores laborales.¿Cómo frenar el independentismo catalán que sigue latente? España es una democracia y hay unas leyes y una realidad de 500 años de vivir juntos que ha creado muchos vínculos. Creo que no hay que ganarse a los catalanes, hay que ganarse a aquellos catalanes que han optado por la vía del independentismo, pero hay muchos que no lo han hecho. Lo que hay que hacer es dialogar. Tener un diálogo intenso, permanente, pero dentro del marco de la ley. Entiendo que hay catalanes que quieran la independencia, pero ellos deben entender que un español no puede permitir que alguien decida sobre el futuro de su país sin que él participe.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad