El Gobierno ya tiene listo el ‘revolcón’ electoral

default: El Gobierno ya tiene listo el ‘revolcón’ electoral

Esta semana se radicará el proyecto de reforma al Código Electoral en el Congreso.

El Gobierno ya tiene listo el ‘revolcón’ electoral

Septiembre 11, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
El Gobierno ya tiene listo el ‘revolcón’ electoral

La reforma al Código Electoral busca poner a tono esta norma con las Constitución, debido a que esta legislación es de 1986 y, según los analistas, ya es obsoleta para los cambios que se han dado en esta materia y los comicios han evolucionado.

Esta semana se radicará el proyecto de reforma al Código Electoral en el Congreso.

Las falencias que se han evidenciado en el sistema electoral y la dispersión de leyes en esta materia son, entre otros, los objetivos que el Gobierno quiere atender con el proyecto de ley de reforma al Código Electoral, que será radicado esta semana en el Congreso.El ministro del Interior, Germán Vargas Lleras, dijo que lo que se pretende es un ‘revolcón’ electoral en el país y confía en que haya una organización del sistema, el cual ha demostrado tener serios vacíos, más aún cuando el actual Código data de 1986, anterior a la Constitución de 1991.“Es un código integral que define con precisión las inhabilidades e incompatibilidades de los aspirantes y también aspira a reglamentar todo lo concerniente a la publicidad y al acceso a ella. También regula las competencias de la Sala Electoral y del Consejo Nacional Electoral, que en algunos casos se confunde”, dijo.Vargas Lleras aseguró además que para la elaboración del proyecto se conformó una comisión “integrada por la Sección Quinta del Consejo de Estado, la Sala de Consulta, el propio Registrador Nacional, el Consejo Nacional Electoral, quienes se comprometieron a que avancemos en la discusión y poder tener esa iniciativa lista para el 15 de septiembre”.El Ministro reconoció que lo que se pretende con la iniciativa es “reglar toda la materia en aspectos que hoy son muy dispersos. Inhabilidades, por ejemplo, no hay claridad de cuándo se está o no inhabilitado, las reglas en materia de escrutinios, avanzar en el voto electrónico, pero también abordar dos aspectos clave: consultas y mecanismos alternativos de participación”.En esto coincidió el ex magistrado del Consejo Nacional Electoral (CNE), Roberto Bornacelli, quien aseguró que lo primero que hay que hacer es armonizar todo lo que tiene que ver con los procesos electorales con la Constitución del 91, “porque tenemos un código del año 86 y estamos terminando esta década”.Añadió que “hay que hacer una reingeniería de lo que es la justicia electoral, ese tema infortunadamente siempre queda por fuera de las reformas porque tocan intereses muy puntuales de la clase política”.El constitucionalista Juan Manuel Charry consideró que “conceptualmente hay que empezar a atacar la corrupción electoral que se ha dado de diferentes maneras, o sea que eso debe ser la finalidad que se debe buscar”. El analista explicó además que en el tema operativo, la Registraduría debe tener recomendaciones especiales para que el proceso electoral sea más ágil y, sobre todo, utilizar la tecnología contemporánea, “es decir el voto electrónico y todas esas cosas que simplificarían y harían más transparente el voto y menos susceptible a maniobras de corrupción”.Para el candidato a la Alcaldía de Bogotá, Gustavo Petro, es evidente que el nuevo Código debe vincular el voto obligatorio y electrónico, así como fortalecer las listas cerradas, debido a que “el voto preferente crea campañas individuales que son más susceptibles del ingreso de dineros de dudosa procedencia y se crean microempresas electorales”.La ex magistrada del CNE Adelina Covo ha dicho que el principal problema del sistema electoral es que el Código Vigente es anterior a la Constitución, por lo que dijo que hay una serie de normas que no son consistentes con lo que se tiene en materia electoral,Mientras el senador del Movimiento Mira, Carlos Baena, manifestó que los últimos hechos que se han registrado, como el tema de las firmas de los aspirantes a la Alcaldía de Cali y el problema de los avales a candidatos con antecedentes judiciales, obliga a que se haga una reforma al Código Electoral que está vigente.La reformaEl ex magistrado del CNE, Antonio José Lizarazo, quien hace parte de la comisión que redacta el Código Electoral, dijo que la necesidad de esta reforma radicó en que la actual legislación es anterior a la Constitución, además “la legislación es dispersa y desactualizada y presenta muchos problemas de aplicación por su ambigüedad que generan contradicciones”.Explicó que se han hecho reformas parciales y crean una legislación que se parece a una colcha de retazos.Añadió que “la orientación básica es, por una parte, recoger en un solo código toda la legislación del sistema electoral para que no esté dispersa y, por otra, adecuarla a la Constitución”.Al ser cuestionado sobre si se han dado ‘palos de ciego’ con todo ese cúmulo de reformas en materia electoral, el ex magistrado dijo que no se ha presentado este fenómeno, pero advirtió que “lo que pasa es que las reformas políticas son graduales, el voto preferente se incorporó en nuestro sistema como un mecanismo que daba vía libre a las listas únicas, ese fue un avance”.Comentó además que el voto preferente ha generado problemas indeseables en cuanto a la disciplina de los partidos, a la organización de las campañas y la financiación, “pero ese es un tema que el código no puede resolver porque está en la Constitución”.Reconoció la dificultad de reglar algunos temas, porque muchos de los cambios quedaron reglamentados en la Constitución misma, por lo que anotó que eso nos va a impedir avanzar en algunos aspectos que no se pueden reformar por ley.Ante esto, dijo que “hay temas que solamente se podrán desarrollar porque la regla básica está en la Constitución. Ese es un fenómeno que no es bueno, porque hemos llevado temas a la Constitución que debieron haberse reformado a través de leyes estatutarias”.¿Un proyecto en riesgo?Un elemento que estaría jugando en contra de la iniciativa es que se va a radicar en plena recta final de las campañas electorales, lo cual dilataría en el tiempo el trámite del proyecto.Aquí las visiones son divergentes, debido a que algunos analistas consideran que no va a incidir porque su aplicación no se dará en estas elecciones, pero reconocen que los congresistas están en campañas y no le prestarán la atención que amerita.El ex magistrado Bornacelli dijo que “me parece que el escenario no es propicio, porque hasta después de que se realicen las elecciones no habrá ambiente en el Congreso para sacar adelante una reforma que tenga trascendencia, porque todos los políticos, como es apenas natural, van a estar en campaña”.Anotó que “creo que el Gobierno está pensando en presentarlo como para ir ambientándolo, pero le veo muy poca probabilidad que en el transcurso de esta primera parte de la legislatura se pueda realmente avanzar sobre el tema”.Juan Manuel Charry tiene una visión diferente de esta situación. “El hecho que se presente en esta época no tiene incidencia, porque el trámite se demorará y cuando sea aprobado ya han pasado las elecciones”.Mientras tanto, el ex magistrado Lizarazo reconoce que, por un lado, sí hay problema “porque los congresistas están en campañas”, pero niega que esto pueda afectar el proyecto debido a que es precisamente en elecciones cuando se identifican los problemas y “es ahí donde nosotros estamos trabajando”.Puntos clave del proyectoEstos son algunos de los cambios en la reforma al Código Electoral: Reglamentará las consultas de los partidos para evitar que se malgasten recursos del Estado.Regula la inscripción de candidatos, su impugnación y revocatoria. Se ocupa de las campañas y su financiación; las votaciones, en cuanto a fecha, suspensión y convocatoria de nuevas elecciones. El censo será cambiado por Registro Electoral; se vinculará la Ley de Garantías. Incluye un régimen de inhabilidades para cargos de elección popular y establece que no podrán ocupar estos cargos quienes hayan sido condenados, en cualquier tiempo, por la comisión de delitos contra el patrimonio del Estado, relacionados con la pertenencia, promoción o financiación de grupos ilegales, delitos de lesa humanidad o narcotráfico.Define el concepto de circunscripción electoral; ratifica la cuota de género del 30%; quienes tengan doble nacionalidad no podrán ser gobernadores ni alcaldes en zonas de frontera. Los extranjeros mayores de 18 años podrán votar en elecciones locales; reglamenta la participación política de servidores públicos y regula el voto, el plebiscito, el referendo, la consulta popular, el cabildo abierto, la iniciativa popular legislativa y la revocatoria del mandato para garantizar la incidencia de los promotores.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad