Democracia colombiana, en riesgo de volver al bipartidismo

Democracia colombiana, en riesgo de volver al bipartidismo

Junio 07, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País y Colprensa
Democracia colombiana, en riesgo de volver al bipartidismo

El Partido Verde, creado para las elecciones presidenciales pasadas, tomó fuerza con el candidato Antanas Mockus. Esta vez está en riesgo de perder su personería jurídica.

Con la reforma política que sube el umbral del 2 % al 3 %, varios partidos podrían desaparecer. MOE lanza una alerta ante la situación.

El mapa político que habrá en Colombia tras las elecciones legislativas del 2014 apuntará al retorno del bipartidismo; todo por cuenta de la Ley 1475 del 2011 que sube el umbral del 2 % al 3 % y a que no se ha realizado la consulta previa para reglamentar circunscripciones especiales.El principal temor de los partidos minoritarios es que no logren superar un umbral que los obliga a obtener más de 450.000 votos. De lo contrario perderían la personería jurídica y se verían abocados a la muerte política.En esa situación se encuentran el Polo Democrático Alternativo, Cambio Radical, el Movimiento Mira, el Partido de Unidad Nacional, PIN, ahora Opción Ciudadana y el Partido Verde. Lo peor es que las alternativas para tratar de salvarse son pocas.De un lado, han surgido propuestas de aliarse entre sí para superar ese umbral, aunque ese camino es complejo porque las ideologías distan mucho de unos a otros. Por otra parte, se planteó la posibilidad de una reforma constitucional que congele el umbral en el 2 %, pero ya no hay tiempo de llevarla al Congreso.Entre tanto, las negritudes y los indígenas temen perder su representación política en el Congreso, un escenario posible ya que, como asegura la Misión de Observación Electoral, MOE, vía reformas constitucionales se cierran los espacios de participación a las minorías. Lo que dicen los partidosPara el senador del PIN hoy Opción Ciudadana, Édgar Espíndola, uno de los partidos más afectados con este escenario político, la legislación actual es regresiva y atenta contra los principios democráticos del país. “El bipartidismo generó desigualdad. Para nosotros el umbral no representa un problema: en las primeras elecciones sacamos 480.000 votos y en las pasadas 900.000. La preocupación nuestra es consolidar nuestra presencia en los departamentos”, dijo Espíndola.Luis Carlos Avellaneda, del Movimiento Progresistas, considera que la actual normativa pone en riesgo de desaparición a los partidos pequeños y anunció la presentación de un proyecto de ley para solucionar este problema. “El proyecto les permitirá aliarse a los partidos pequeños, entendiendo por tales aquellos que no tengan más del 12 % de representación en el Congreso. Hoy las coaliciones solo se permiten para cargos uninominales. Esperamos que se permitan las alianzas para cargos plurinominales, como las elecciones de Congreso”, añadió. Según fuentes del Gobierno, la solución para los partidos minoritarios se debe centrar en el Estatuto de la Oposición, pero ese texto no se presentará hasta que se discuta el punto de participación política en los diálogos que se adelantan en La Habana con las Farc. El presidente del Mira, Carlos Alberto Baena, dijo que la única alternativa que tiene la colectividad es participar con el riesgo de desaparecer, pero que no harán coalición con nadie. “Creemos que hay que trabajar por la democracia. Un umbral del 3 % les cierra el camino a fuerzas alternativas como el Mira. Planteamos que el umbral se congele en el 2 % porque un umbral tan alto pondrá de nuevo al país en el Frente Nacional; retrocederíamos”.La representante Rosmery Martínez, de Cambio Radical, asegura que en su partido confían en que su mentor, Germán Vargas Lleras, los impulse en estas elecciones. Sin embargo, como es bien sabido, el proyecto político del exministro está muy ligado al del presidente Santos. “Hemos sido un partido muy sólido, hemos tenido representaciones excelentes en el Congreso, estamos seguros de que podemos dar la batalla política”, agregó la parlamentaria tolimense. El senador Jhon Sudarsky, del Partido Verde, dijo que su partido está enfermo, pero no está muerto. “Digamos que tiene una enfermedad gastrointestinal severa”.“El partido ha tenido muchas vicisitudes. Hoy estamos pendientes de que el Fajardismo en Antioquia vuelva a activar su membresía y participación activa a nivel nacional. Hemos tenido acercamientos con diversos líderes antioqueños para que nos apoyen. Ese proceso es lento, pero estamos llenos de esperanza para seguir en la contienda”, apuntó. Por su parte, el Polo Democrático confía en que la colectividad superará el umbral. Sin embargo, el secretario general de la colectividad, Gustavo Triana, no duda en afirmar que el aumento del umbral no ayuda a estimular la participación de los partidos minoritarios. El concepto de la MOE De acuerdo con Alejandra Barrios, directora nacional de la Misión de Observación Electoral, MOE, en menos de un mes, minorías políticas podrían perder la posibilidad de llegar al Congreso.“La causa de este retroceso democrático será la aprobación de una reforma constitucional que pretende eliminar la curul en la Cámara de Representantes que les corresponde a organizaciones que demostraban una representatividad nacional, pero que no alcanzaban a superar el umbral establecido”, dijo Barrios.Según la MOE, gracias a esta curul “especial”, movimientos como la Alianza Democrática M-19 y el Partido Verde Opción Centro (hoy Partido Verde) lograron obtener personería jurídica, fortalecer sus bases y convertirse en opciones políticas de carácter nacional en la contienda electoral por fuera de los partidos tradicionales. La alerta de la MOE se da faltando uno de los ocho debates para aprobar esta reforma en la que, dice la ONG, prima la falta de publicidad y debate público”.“Si a la eliminación de la curul de minorías políticas se suma el hecho de que el Congreso no ha adoptado otras medidas legislativas de protección y garantías a las minorías políticas y de la oposición, como podría haber sido la expedición de un Estatuto de la Oposición y de las Minorías, nos encontramos frente a un escenario en el que el pluralismo y la diversidad en la representación en el Congreso se puede ver gravemente afectado”, dijo Barrios. A esto se suma un concepto del Consejo de Estado que permitiría a los partidos de minorías étnicas con personería jurídica inscribir candidatos para estas circunscripciones en las elecciones a Congreso.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad