Cuando el amor de lejos tiene un final feliz

Septiembre 05, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

“Amor de lejos... felices los cuatro”, reza el dicho. Sin embargo, abundan las historias con final feliz. Los afortunados nos revelan su secreto.

Estar lejos de la pareja durante varias semanas o meses no es una opción atractiva para muchos. Sin embargo, cada vez son más las parejas que prefieren esta opción antes que perder al ser amado. Y son cada vez más también quienes defienden los vínculos a distancia, argumentando que los kilómetros ayudan a mantener viva la pasión y los momentos juntos suelen aprovecharse mejor que otras parejas. Así se demuestra en la nueva película de Warner Bross ‘Going the distance’, protagonizada por Drew Barrymore y Justin Long, quienes sus personajes se enamoran perdidamente e intentan mantener una relación a larga distancia, aún cuando ellos mismos consideran que no es una de las ideas más brillantes.Aunque familiares y amigos no creen que sea posible llevar adelante una relación afectiva bajo esas condiciones, los enamorados apelarán a la confianza mutua, los llamados telefónicos y los mensajes de texto (algunos subidos de tono) para demostrarles que, pese a las distancias que los separan, ellos son capaces de seguir juntos porque están convencidos de haber encontrado el verdadero amor. En la vida real, la actriz estadounidense Uma Thurman lleva una exitosa relación a larga distancia con su novio Arpad Busson, entre Nueva York y Londres, respectivamente.La protagonista de películas como ‘Pulp Fiction’ y ‘Kill Bill’ admitió que nunca ha sido de las que necesita establecerse en un lugar y que por eso no ha tenido ningún problema para vivir su romance a kilómetros, que no sufre de celos y que le ve más ventajas que desventajas a su noviazgo, entre ellas tener más tiempo con sus dos hijas, las de su anterior matrimonio con el actor Ethan Hawke.Y es que las relaciones de lejos no están hechas para todo el mundo, sino para gente muy madura emocionalmente, según Chiquinquirá Blandón, psicóloga de la Clínica del Amor. “No son para los dependientes, que quieren estar con el otro permanentemente, que sienten mucho vacío y soledad y para calmar eso buscan amigos y terminan siendo infieles”. Quienes también vivieron un amor a distancia fueron la presentadora Mónica Fonseca y el actor mexicano Marc Tacher, que aún comprometidos en matrimonio, tuvieron que vivir distanciados debido a que él tenía proyectos en su país y ella, en Colombia. Pero tomaron ciertas medidas para que su romance no se frustrara. Mónica no sólo hacía uso de la tecnología para mantenerse en contacto con él, sino que viajaba en las navidades al país azteca y siguió con sus programas en el Canal 24, mientras se organizó para dirigirlos y presentarlos desde allá, ante la insistencia de Tacher de que “amor de lejos, felices los cuatro”. La pareja finalmente se casó y viven actualmente en México. Esto demuestra, como dice la psicóloga Frauky Jiménez, que los hombres resisten menos las relaciones a distancia, “porque son muy visuales y están más tentados a ser infieles. A la mujer le basta una llamada diaria de su pareja para adquirir el compromiso de ser fiel”.Y para ello, se le puede sacar partido a todas las opciones de comunicación: Facebook, Skype, Blackberry, videollamadas, Webcam, y acordar que, por lo menos, cada tres meses se vean físicamente.De eso se valen Juan Carlos, ‘webmaster’, que vive en Cali, y Angélica, quien reside en Bogotá, pero está pasando una temporada en Londres. Son novios hace tres años, pero hasta enero no se volverán a ver. Esta pareja se las ingenian para mantenerse en contacto: “Adquirimos un plan de celular, nos llamamos por Skype, chateamos y nos vemos por Webcam”, cuenta este ingeniero que viaja a Bogotá cada que puede. Aunque dicen que la distancia es el olvido, Juan Carlos no concibe esa razón. Y encuentra en su relación más que ventajas: “Nos extrañamos más, cuando nos vemos aprovechamos más el tiempo que otras parejas. Hay más independencia y respeto por los espacios”. Todo es válido para mantener vivo un amor a distancia según Lina González, periodista, quien sostiene un romance hace un año con Thiago Nogueira, un brasileño radicado en Argentina, y revela que “toca volverse más locuaz con las palabras y el sexo por internet es vital para mantener encendida la pasión. Y cada vez que nos encontramos es como si fuera la primera vez”.¿Luna de miel o hiel?Katherine Lloyd, asistente administrativa en outsourcing y auditora de servicio al cliente, está casada con Ollo Lloyd hace seis meses. Pero no sólo vivieron un noviazgo a distancia, están viviendo su luna de miel con varios kilómetros de diferencia, él en Seattle, Washington, y ella en Cali. Y tendrán que esperar cinco meses para volverse a ver y poder vivir juntos en Estados Unidos, porque los papeles de residencia de ella están en trámite. ”Por ahora nos damos mutuo valor, diciéndonos que aguantaremos estos meses de ausencia física”, cuenta ella.Esa carencia la suplen hablando más de lo que habla una pareja de casados, donde ambos laboran: 15 minutos por Internet en la mañana, otros más en la tarde y en la noche más por messenger y por teléfono. Hasta tienen tácticas, cuando alguno de los dos sale con amigos, se llaman y se cuentan los detalles de lo que están viviendo para que el otro no se sienta desplazado.Y eso sí, desde que una amiga los presentó a través de messenger y siguieron hablando, siempre han sido claros: querían algo serio. Por eso, él no dudó en venir a Colombia a conocerla. Pronto volvió y se fueron a Cartagena, aunque durmieron en habitaciones distintas, para ir despacio en la relación. Después del viaje cada uno sintió que el otro era el apropiado, se comprometieron, se casaron y él viajaba cada dos meses a Colombia a verla. “En un amor a distancia se comprueba más qué tan comprometido estás. Te permite extrañar al otro, nunca se acaba el encanto y aprendes a no dejar de ser tú, de atender tus prioridades por otro. Y en un amor a distancia no sufre del agobio de la rutina”, afirma ella.¿Cómo hacer que funcione?- Hablen de sus proyectos como pareja y de por qué vale la pena estar separados para luego encontrarse.-Hay que llamarse lo más seguido posible, contarse todo con muchos detalles, hacer de otro un confidente.-Hay que valerse de los encuentros eróticos por internet, por teléfono y por webcam con el ser amado, mientras se planean un encuentro en vivo.- Mantenga el entusiasmo y la expectativa frente a la próxima cita real. - La separación debe ser circunscrita y temporal, porque si es mantenida crónicamente, uno de los dos o ambos se rendirán. - Asuma una posición optimista y vea su relación como una oportunidad para el aprendizaje, el crecimiento y la madurez de la pareja.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad