Congreso, mucho para la Nación, poco para regiones

Septiembre 07, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Colpensa l Elpais.com.co

La evaluación de Congreso Visible, de la Universidad de los Andes, refleja que en el Legislativo 2006-2010 hubo pleno dominio uribista. Destaca, además, que en los dos últimos años el ritmo de trabajo en el Legislativo disminuyó.

El periodo legislativo que culminó el pasado 20 de julio se caracterizó por la consolidación del proyecto uribista como fuerza mayoritaria en el Congreso, la polarización en torno a la Seguridad Democrática, la discusión de los referendos y las pocas iniciativas en favor de las regiones.Ese es, en general, el balance de la actividad que realizó Senado de la República y Cámara de Representantes que concluyó actividades el 20 de julio pasado, según el seguimiento hecho por el programa Congreso Visible, de la Universidad de los Andes.“Podemos caracterizar este cuatrienio que acaba de pasar como único en la historia reciente de Colombia. Con un Presidente reelecto, la agenda del gobierno tuvo un ritmo más pausado (especialmente a partir del 2008), buscando la consolidación de sus políticas y legado, más que la introducción de nuevas políticas”, señala el informe.Destaca, además, que en los dos últimos años el ritmo de trabajo disminuyó y los proyectos “respondieron a necesidades de coyuntura, más que a promesas de campaña” y que las iniciativas de corte popular, “especialmente los referendos para la tercera reelección, el del agua y la cadena perpetua para violadores”, ocuparon gran parte de la agenda.No obstante, destaca Congreso Visible los cambios surgidos de la reforma electoral, de bancadas y el establecimiento del voto nominal, en el 2009 “que nos permiten ver un legislativo más moderno”.Legislación y control políticoSegún el informe, los proyectos radicados, en total 1.698, hubo un claro predominio de iniciativas tendientes a atender asuntos de nacionales (75,8%), mientras los proyectos de tipo regional representaron sólo un 13,8%. Pese al alto volumen de propuestas, Congreso Visible señala que de ellas sólo 138 llegaron a convertirse en ley. Es decir, una tasa de aprobación del 8,13%. Los demás proyectos fueron archivados por tránsito de legislatura o vencimiento de términos.En donde sí hubo un amplio desempeño, tanto de los partidos de la coalición como de las corrientes opositoras, fue en el ejercicio de control político.“A lo largo de este cuatrienio se realizaron en las comisiones y plenarias del Congreso de la República 610 citaciones, de las cuales 337 fueron convocadas por Senado y 257, por Cámara”.Las comisiones que más se destacaron en el control político fueron las Segunda y Sexta de ambas cámaras y se registra un incremento sustancial de este ejercicio en las comisiones Quinta.Entre los congresistas que hizo el mayor número de citaciones a control político figura el senador Alexánder López, con doce citaciones, sobretodo a la Superintendencia de Servicios Públicos.Igualmente, el Ministerio que más veces debió comparecer ante el Congreso fue el de Hacienda, que debió responder a citaciones en 119 oportunidades, seguido de la cartera de Medio Ambiente, Vivienda y Desarrollo Territorial, con 83.Quien más debió responder a los cuestionamientos de los congresistas, por fuera del Ejecutivo nacional, fue el alcalde de Bogotá, Samuel Moreno, quien en 13 oportunidades debió explicar temas relacionados con transporte público, contratación y seguridad.Disciplina de partidoPese a los esfuerzos de los últimos años por implementar la disciplina partidista, son varios los casos en los que congresistas de los diferentes partidos intentaron hacerle el esguince a la norma.El análisis sugiere que todos los partidos con representación masiva en el Congreso votaron los proyectos disciplinadamente, con excepción de los liberales.“Nosotros estamos mirando la disciplina partidaria con respecto a la posición del vocero, porque es el vocero el que debería determinar la línea del Partido (...) Es la primera vez en Colombia que medimos esa disciplina partidaria. ”, explicó Mónica Pachón, la directora ejecutiva de Congreso Visible.Cambio Radical fue el partido que, en promedio, atendió de mejor manera a la disciplina de bancada.Se destacaron los entonces representantes a la Cámara Carlos Fernando Motoa y Juan Carlos Granados como los más disciplinados.“Nosotros como partido respetamos la Carta Política. Si algo puedo yo destacar del Partido Cambio Radical es que existe coherencia ideológica en los militantes y, por supuesto, en quienes somos sus actores políticos”, afirmó el senador Carlos Fernando Motoa.Finalmente, el corte de cuentas de Congreso Visible destaca los debates y proyecto más polémicos que fueron radicados ante el Congreso.Entre ellos los cerca de dos años que duró el debate sobre el tercer mandato del presidente Uribe y los escándalos por la ‘Yidispolítica’.También se hace mención a los debates suscitados a raíz de la reforma política, las ‘chuzadas’ del DAS a magistrados, periodistas y miembros de la oposición, así como los últimos escándalos a los que les debió hacer frente el gobierno Uribe en sus últimos meses: la crisis de la salud y la entrega de subsidios del programa Agro Ingreso Seguro.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad