Concejal de Chía dio negativo en prueba de alcoholemia y fue dejado en libertad

Concejal de Chía dio negativo en prueba de alcoholemia y fue dejado en libertad

Octubre 14, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co | Colprensa
Concejal de Chía dio negativo en prueba de alcoholemia y fue dejado en libertad

El concejal de Chía Carlos Eduardo Martínez, quedó en libertad luego de que el Instituto de Medicina Legal determinara que el resultado del examen de alcoholemia fue negativo.

Según la Fiscalía, el concejal Carlos Enrique Martínez no permitió que se le practicara la prueba durante seis horas, en las cuales su familia le llevó comida para que su cuerpo procesara rápidamente el alcohol que supuestamente habría ingerido.

Negativo fue el resultado de la prueba de alcoholemia que realizó el Instituto de Medicina Legal al Concejal de Chía, Carlos Enrique Martínez, quien protagonizó una cinematográfica persecución por evitar un retén de la Policía de Tránsito de Bogotá en la madrugada de este domingo. Así lo aseguró el director del Instituto Carlos Eduardo Valdez, quien explicó que el examen se realizó luego de seis horas de ser capturado por las autoridades en la Escuela Militar José María Córdova. “El Instituto de Medicina Legal valoró al concejal hacia las 12:29 de la tarde de este domingo y el resultado fue un examen de embriaguez negativo. Esto se explica porque durante todas las horas de la mañana el concejal no permitió que se le realizara el examen”, preciso el Director del Instituto a Noticias RCN. Además, reveló que el resultado se podría explicar debido a que “han pasado más de seis horas y el metabolismo del cuerpo elimina el alcohol a través de su hígado”. Lo que se ha podido determinar hasta el momento, es que los familiares del concejal, quienes se encuentran en la URI de la Granja en la localidad de Engativá a la espera de la audiencia de legalización de captura, le habrían estado facilitando la injerencia de alimentos durante las horas que Martínez no se dejó realizar el examen, lo que también podría explicar el resultado del mismo. El concejal, que habría pasado varios semáforos en rojo e ingresó sin permiso a una guarnición militar en Bogotá, quedó en libertad luego de que se le practicara el examen. A su salida de la URI de la Granja, de la localidad de Engativá en Bogotá, donde se encontraba recluido a la espera de una audiencia de legalización de captura, el Concejal se mostró contento de estar en libertad. “Las pruebas de medicina legal confirman que no estaba borracho”, dijo. No fue el primer escándalo El País pudo determinar que no es la primera vez que el cabildante del municipio de Chía protagoniza un escándalo en la vía pública. En el mes de octubre de 2012 fue publicado un video en donde Martínez aparece insultando a un grupo de agentes de la Policía Metropolitana de ese municipio, quienes aparentemente le iban a imponer una multa por conducir en su moto con un menor de edad que no portaba casco. En el video, se evidencia como el Concejal se altera y se vale de su cargo para amenazar a las autoridades. Por estos hechos, la Procuraduría lo destituyó e inhabilitó por 10 años, en fallo de primera instancia, al determinar que incurrió en tráfico de influencias. Esta decisión fue apelada por la defensa del cabildante, hecho por el cual continúa en su cargo. Para el órgano de control “el concejal incurrió en falta gravísima establecida en el artículo 48 del numeral 42 del Código Disciplinario Único, el cual advierte que constituye falta gravísima influir en otro servidor público, prevaliéndose de su cargo o de cualquier otra situación o relación derivada de su función o jerarquía para conseguir una actuación, concepto o decisión que le pueda generar directa o indirectamente beneficio de cualquier orden para sí o para un tercero (…)”. Pedirían destitución El presidente del Concejo de Chía, Francy Hernán Muñoz, pidió a la Procuraduría ratificar la inhabilidad y destitución del Concejal Martínez por 10 años. “Estoy asombrado con lo ocurrido, el concejal Martínez ya la había ‘embarrado’ cuatro veces y esta es una quinta. Estoy preocupado porque la Corporación se está viendo afectada. El martes pediré formalmente a la Procuraduría que tome una decisión”, indicó el presidente del Concejo de Chía. El Presidente, además, explicó porque luego de tantas embarradas el Concejal sigue en su cargo, “al Concejal le salió en primera instancia la destitución, apeló y está en curso la apelación, por eso sigue siendo concejal activo. Lo único que podemos hacer es esperar a la decisión de la Procuraduría, porque no hay forma de expulsarlo”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad