¿Cómo será el pulso en la Corte Constitucional con la magistrada Fajardo?

¿Cómo será el pulso en la Corte Constitucional con la magistrada Fajardo?

Junio 06, 2017 - 11:40 p.m. Por:
Colprensa
Diana Fajardo

Diana Fajardo, elegida la semana pasada como magistrada de la Corte Constitucional, fue posesionada ayer por el presidente Juan Manuel Santos, quien dijo que ella será la “guardiana de la paz”.

Colprensa

El adagio popular que dice que ‘en política lo único cierto es lo que ya pasó’ toma más fuerza con la elección de Diana Fajardo como magistrada de la Corte Constitucional.

En la víspera de la elección, Armando Benedetti, senador de la U, advirtió públicamente que “de no ser elegida, las Farc se levantarían de la mesa y se pondría en riesgo el acuerdo de paz”.

Como si hubiera sido una orden al Congreso, donde hay mayorías afectas al Gobierno y al Acuerdo de Paz, la plenaria del Senado puso 48 votos por Fajardo sobre 43 por el abogado Álvaro Motta.

Pareciera que el malestar que se sintió en algunos sectores, por el fallo del ‘fast track’, que tuvo como protagonista a Carlos Bernal estando recién elegido en el alto Tribunal, inclinó la balanza a favor de las advertencias de Benedetti.

Con estas dos elecciones, en las esferas académicas y políticas comenzaron a hacerse cábalas sobre la tendencia que tendrá la Corte Constitucional a la hora de pronunciarse sobre las más de 30 normas que en las próximas semanas llegarán a los despachos de los juristas y con las cuales se busca implementar la paz.

Los opositores al proceso con las Farc consideran que la elección de Diana Fajardo “es una bofetada” a la Corte Constitucional; otros esperan que inicie su labor sin presiones políticas, y no faltan quienes advierten que su escogencia es un apoyo más para el Ejecutivo.

Pese a los señalamientos, la nueva magistrada advirtió que se comprometerá con la paz, “pero apegada a la Constitución”. Posición bastante conciliadora, según algunos. Otros consideran que es una manera de tomar distancia, más si se considera que la paz es un precepto constitucional de obligatorio cumplimiento.

Lea también: 'Gobierno y ELN establecen fondo para financiar mesa de diálogos en Quito'.

El senador del Polo Democrático Iván Cepeda cree que Fajardo será una aliada importante para los acuerdos de paz, aunque reiteró que el talante de la abogada servirá para cumplir de forma rigurosa la Constitución.

Así mismo, explica que la llegada de la magistrada se da en una época importante para la historia política de Colombia, porque “está en juego la estabilidad jurídica de la paz” y dijo que confía en que ella “entienda que su posición debe ser imparcial”.

A su turno, el expresidente de la Corte Constitucional Alfredo Beltrán sostiene que la nueva magistrada “no es una amenaza para los acuerdos, pues estos no se pueden modificar durante los próximos tres años, según lo acordado desde el inicio de las negociaciones”.

Pero Gloria María Borrero, directora de la Corporación Excelencia en la Justicia, lamentó la determinación del Senado, no por escoger a Fajardo sino por el escándalo en el que la envolvieron.

Según Borrero, la nueva magistrada “siempre será criticada por las decisiones que tome y más si están relacionadas con la paz porque dirán que le está haciendo el favor a las Farc”.

Pero los cuestionamientos de Borrero no se quedaron en la manera como procedió el Legislativo, sino que señaló al presidente Santos, por considerar que desconoce el papel de la Corte Constitucional. La referencia la hizo al recordar que el Jefe de Estado al entrevistar a los aspirantes les preguntó si “¿apoyan los acuerdos de paz?”.

“Eso habla muy mal de los gobernantes”, señaló la directora de Excelencia en la Justicia y afirmó, sin titubeos, que la elección de Diana Fajardo es “un daño muy grande a la justicia”.

Por su parte, los líderes del Centro Democrático consideran que la llegada de Diana Fajardo a la Corte Constitucional es “una vergüenza para la democracia”.

El senador Fernando Araújo Rumié advirtió que el tribunal “no está para darle espaldarazos al Gobierno Nacional, ni apoyar al Presidente de la República”, y agregó que el acuerdo de paz con las Farc “fue pactado por Juan Manuel Santos y no por la Corte Constitucional”. Por lo mismo, la función de la corporación “es velar para que la Constitución Política se cumpla debidamente”.

Araújo, no obstante, expresó una preocupación y es que el Ejecutivo “le haya prometido algún puesto en la Corte Constitucional a los miembros de las Farc”, pues sostiene que la elección de Fajardo “es una clara violación al equilibrio de poderes”.

El politólogo Raúl Sánchez no hace cábalas sobre cuál puede ser la posición de la nueva magistrada de cara a las normas para implementar la paz. Dice que aunque Fajardo ganó la elección gracias a la coalición mayoritaria que el Gobierno tienen en el Congreso, “su escogencia no es garantía de apoyo a los acuerdos”, como tampoco lo fue el magistrado Carlos Bernal, quien en su primera intervención mostró su independencia con el fallo relacionado con el ‘fast track’.

“La guardiana de la paz”

Este martes, el presidente Juan Manuel Santos posesionó a la nueva magistrada de la Corte Constitucional, Diana Fajardo, quien será la tercera mujer en el alto tribunal.

En su posesión, el Jefe de Estado recalcó la importancia del momento que vive el país y sobre todo la necesidad de avanzar en la implementación del proceso de paz lo más rápido posible para “poder ver sus beneficios pronto”.

Destacó el mensaje de Fajardo sobre la necesidad de no vivir en medio del miedo y dijo: “Los colombianos tenemos que dejar el miedo, tenemos más bien que asumir el optimismo y la esperanza”.

Y aprovechó para reiterar la necesidad de que la Corte Constitucional tome decisiones de cara a la situación fiscal del país: “Es importante tener en cuenta las implicaciones económicas de los fallos y lo digo con absoluto convencimiento. No hay nada que vulnere más los derechos de los colombianos que las crisis económicas”.

Santos agregó: “Estoy seguro de que usted será guardiana de esa seguridad fiscal, guardiana de la paz, como espero que sean todos los miembros de la Corte Constitucional, porque es lo que le conviene a Colombia”.

El pulso

Los actuales magistrados en la Corte Constitucional debaten sus fuerzas políticas entre conservadores y liberales.

Conservadores:
Luis Guillermo Guerrero, Antonio José Lizarazo, Cristina Pardo y Alberto Rojas.

Liberales: Alejandro Linares, Carlos Libardo Bernal, Gloría Stella Ortíz, Diana Fajardo.

La novena plaza la ocupa Iván Escrucería, quien está en encargo, mientras se conoce el nombre del reemplazo del liberal Jorge Iván Palacio.

Este jueves la Corte Suprema de Justicia presenta terna.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad