¿Cómo confesar un hijo fuera del matrimonio? Le contamos

Julio 27, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Johan Giraldo
¿Cómo confesar un hijo fuera del matrimonio? Le contamos

Arnold Schwarzenegger, Steven Tyler, Mick Jagger y Alejandro Sanz, son algunos de los famosos con los casos más sonados de hijos fuera del matrimonio.

Cómo confesar un hijo extramatrimonial y no perecer en el intento por dejar las cosas en orden. La historia del actor que ya lo hizo.

No solo revuelo en los medios causó la noticia del actor y presentador Agmeth Escaf, que en un comunicado oficial confirmó la existencia de un hijo extramatrimonial (Jerónimo) con la monteriana Adriana Berrío, sino que suscitó en círculos sociales una controversia sobre la infidelidad y los hijos fuera del matrimonio.Hace unos días, Agmeth, muy golpeado por la situación recalcó: “De todo esto lo que más me duele es haberle faltado a mi esposa (con la que lleva 23 años de matrimonio) y a mis hijos. Son mi vida, mi tesoro más valioso, lo único que tengo y que me sostiene en pie. Solo espero que me perdonen y que la vida siga”.Esta coyuntura de un hombre público nos acerca también a la soterrada realidad que han vivido o viven en este momento muchos hombres y familias de la sociedad colombiana. Hace 15 años, Nestor Raúl Bastidas experimentó una situación similar a la de Escaf. Debió confesarle a su mujer la existencia de su hijo Miguel Ángel, de 10 años.“Fue muy difícil contarle a mi esposa, porque una cosa es ser infiel una noche y otra, serlo por varios meses y, aparte, ocultarle un hijo. Cuando lo hice, fueron días complicados, pero lo hablamos y lo superamos. Miguel Ángel es bienvenido como lo que es: un hijo más".Néstor Raúl se enteró de la existencia de su hijo cuando este ya tenía 3 años, sin embargo, en ese tiempo no se atrevió a confesárselo a su esposa por miedo a su reacción y al daño que le podría causar a los dos hijos nacidos en su matrimonio que para la época tenían 10 y 2 años.La madre de su hijo Miguel Ángel en un principio no le exigió aportes económicos ni una relación cercana con él, pero tiempo después, por la insistencia del pequeño que quiso saber quién era su padre, lo buscó para darle la ‘noticia’. Además, le pidió que se trajera al niño de Villavicencio, a vivir con él en Cali, para brindarle un mejor nivel educativo. Fue así como se sintió arrinconado y debió revelarle todo a su esposa. La situación que enfrentó Bastidas no fue nada fácil. Cuando le comunicó a su esposa la noticia, ella inmediatamente le pidió que se fuera de la casa. Hubo gritos, lágrimas, fue algo intenso y doloroso. Esas dos semanas que se fue del hogar estuvo triste, pero también calmado porque sintió que se “había quitado un peso de encima”.Durante esas dos semanas, él mantuvo contacto con sus dos hijos y esporádicamente su esposa empezó a hablar con él. Le sorprendió que ella le dijera que si quería, podía volver a la casa, porque el bienestar de sus dos hijos y el de Miguel Ángel eran lo primordial, que al final la culpa no era del niño, que todo ocurrió hace diez años y que ya no se le hacía mal a nadie.Develar un secreto que en muchos casos se ha mantenido guardado por un tiempo, según la sicóloga especialista en familia Constanza Flórez, implica un duelo que debe asimilarse y hasta elaborarse, es decir, que se requiere de una actitud sincera de parte de la persona que ha sido infiel y una actitud comprensiva de parte de quien se siente afectado.ConsejosSi su cónyuge (él o ella) le confiesa un hecho de infidelidad y le habla de los hijos, tómese el tiempo para salir del impacto que esta noticia pueda causarle, facilite la conversación con él o ella para que puedan llegar a comprenderse mutuamente.Si Usted es la persona infiel, sea sincero /a con su cónyuge y exprésele lo importante que es su hijo o hija para usted.Tener una relación extraconyugal o de infidelidad no puede juzgarse ni castigarse a través de los hijos o hijas, ellos no son culpables de las acciones de sus padres o madres.Si sienten que la situación los sobrepasa y que es muy difícil aceptar los hechos, si las emociones negativas les impiden la comunicación, si se llega a situaciones de conflicto y agresión, consulten a un especialista.Tenga la convicción de que la solución está más al alcance si ambas personas se involucran por igual, con la misma responsabilidad, en la búsqueda de la mejor salida al problema que enfrentan.Errores al manejar esta situaciónDesconocer la existencia del hijo (a).Rechazarlo por ser fruto de una relación producto del alcohol u otra situación.Comparar a los hijos del hogar con aquel que ha nacido fuera del matrimonio.Obligar a la pareja a tratar con el hijo extramatrimonial.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad