¿Cese de bombardeos fortalecerá a la guerrilla?

Marzo 12, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
¿Cese de bombardeos fortalecerá a la guerrilla?

La guerrilla de las Farc y el Gobierno Nacional adelantan los diálogos de Paz en la Habana, Cuba.

Algunos analistas de seguridad creen que la decisión del Gobierno es un retroceso. El debate apenas comienza.

Pese al beneplácito con el que muchos sectores recibieron el anuncio presidencial de suspender los bombardeos contra las Farc, hay quienes sostienen que esa decisión implica riesgos que tal vez el Gobierno no ha valorado suficientemente.El más delicado tiene que ver con la posibilidad de que esa guerrilla aproveche la situación para rearmarse y ampliar su poderío en algunos territorios.Según John Marulanda, consultor en defensa y seguridad, no es un secreto que los bombardeos han sido el elemento estratégico dentro de los golpes más contundentes que el Ejército le da ha dado al grupo armado ilegal. “Pensar que las tropas contraguerrilla de superficie van a enfrentar a las Farc no tiene sentido, evidentemente lo que hay aquí es un cese bilateral de facto”, dijo.También indicó que es sabido que, en zonas como el Arauca, las Farc y el ELN “intercambian brazaletes de acuerdo a la conveniencia de ambos grupos, en el propósito de conseguir recursos con actividades ilícitas”.“Lo mismo pasa en el Catatumbo. Y entonces, qué va a hacer el Estado para cumplir su objetivo de aumentar la persecución al ELN sin atacar a las Farc? Necesariamente allí también van a caer integrantes de esta guerrilla”, afirmó.En un sentido similar se pronunció el general (r) Harold Bedoya, quien no ocultó su rechazo a la decisión anunciada por el presidente Santos. “Impedirles a las Fuerzas Militares que ejerzan su poder aéreo es, en la práctica, paralizar las operaciones militares. Nada se realiza si las distintas fuerzas no actúan en conjunto”, agregó.En su opinión, se está “anulando” el poderío militar que el país construyó con el Plan Colombia y que lo convirtieron en el más importante de América Latina. “El poder aéreo de una nación es lo que disuade los enemigos externos e internos, pero se está anulando ese poder para entregárselo al terrorismo, lo que no solo raya en la violación de la Constitución sino que nos deja ad portas de retroceder 20 años y volver a convertirnos en un estado narcoterrorista”, enfatizó.Lea también:¿Es conveniente cesar bombardeos? Hablan dos expertos De hecho, insiste en que desde el punto de vista de las implicaciones políticas y para el mismo proceso de paz, la decisión dada a conocer el martes pasado tampoco son buenas.“Eso (el poderío militar) no se puede relegar y menos en un momento en que se busca terminar con el conflicto armado”, porque las Farc están negociando en La Habana precisamente en respuesta a la presión que sobre ellas venían ejerciendo las Fuerzas Militares.A su vez, el general (r) Jaime Ruiz Barrera, de la Asociación Colombiana de Oficiales en Retiro, dijo que las acciones ordenadas por el Jefe de Estado son “una muestra de debilidad que la contraparte utilizará habilidosamente”.En su opinión, este mes se va a convertir en una ventaja para la guerrilla, ya que con la ausencia de la Fuerza Aérea tendrán más facilidades para restablecer sus comunicaciones y reestructurarse. “Serán 30 días sin amenazas para ellos, en los que podrán tener una libertad de acción muy perjudicial. Es una situación de mucho riesgo para el país. Ojalá no tengamos que arrepentirnos de esta decisión”, concluyó.De hecho, para Marulanda no se trata solo de suspender las operaciones áreas sino que se está poniendo en riesgo todo lo que el país había avanzado en inteligencia técnica contra la guerrilla, al punto que hoy por hoy “todos sus sistemas están interceptados”.Además, “cuando se da de baja a un cabecilla, casi siempre cae también el radio operador que va a su lado con las consolas con las que ellos se comunican. No se trata solo de que caiga el ‘Mono Jojoy’, sino de que también se destruyeron todos sus equipos”, precisó.Finalmente, otros analistas, entre ellos la senadora Claudia López llamaron la atención sobre el hecho de que el Gobierno tiene que implementar una intensa labor de pedagogía en todas las regiones del país, si quiere evitar que los colombianos se opongan a la continuación de los diálogos de paz ante la posibilidad de sentirse desamparados frente al accionar de la guerrilla.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad