Hoy:

    Caso de Odebrecht puso al fiscal Martínez de acusador a acusado

    Febrero 15, 2017 - 09:40 p.m. Por:
    redacción de el país
    Fiscal General de la Nación

    Fiscal General de la Nación, Néstor Humberto Martínez.

    Colprensa- El País.com.co

    El fiscal General de la Nación, Néstor Humberto Martínez, pasó del cielo al infierno en una semana, por cuenta del escándalo de corrupción que se destapó en el país por cuenta de la multinacional brasilera Odebrecht.

    El lunes de la semana pasada muchos salieron en redes sociales a exaltar al Fiscal por su “independencia” al denunciar que a la campaña de Santos Presidente 2014 “habría” ingresado un millón de dólares proveniente de la multinacional a través de un tercero, según una “declaración juramentada” del testigo y exsenador Otto Bula.

    Lea también: Abren investigación preliminar a Santos por caso Odebrecht.

    Con el llegar de la noche se le oscureció el panorama al actual Jefe de Estado, Juan Manuel Santos, que quedó enredado en el supuesto soborno, mientras la noticia le daba la vuelta al mundo.

    Al comenzar la mañana siguiente, el Fiscal convocó a una rueda de prensa para hacer algunas precisiones, lo que para algunos fue “una patraseada”.

    Hoy, la situación no es nada sencilla, después de que Bula enviara una carta al CNE en la que asegura que “no es cierto, ni me consta, ni he dicho que el dinero que le entregué al señor Andrés Giraldo fuera un aporte a la campaña Santos Presidente o al señor Juan Manuel Santos”.

    Así las cosas, muchos se preguntan si el enredo del Fiscal se originó por una “mala interpretación” en las pruebas o simplemente “le está haciendo el favor a alguien”, como lo sostuvo la representante a la Cámara de la Alianza Verde, Ángela Robledo, quien pidió que el Fiscal públicamente hablara sobre la carta de Bula, como lo hizo para anunciar la presunta corrupción en la campaña de Santos.

    Sin embargo, el experto en marketing político, Pedro Viveros, asegura que Martínez solo lleva dos meses al frente de la institución y que lo que está tratando de hacer es “organizar la casa, pero Colombia es un país con poco respeto por las instituciones y en esta época preelectoral se le suele dar más razón a unas personas que están en campaña que al mismo Fiscal que está tratando de desenredar la maraña”.

    Sostuvo además, que Martínez en su declaración de la semana pasada condicionó la infiltración de los recursos ilícitos a la campaña con un “habría”.

    Lea también: "El daño inicial se hizo, le dio la vuelta al mundo": Santos sobre caso Odebrecht.

    Entre tanto, el abogado constitucionalista Juan Manuel Charry descarta de tajo que el Fiscal esté pasando por una mala hora. Para él, lo que pasa es que hay un hecho de grandes proporciones que está afectando a varios países. Y “no veo con buenos ojos que se haga un escándalo político al rededor de investigaciones judiciales”.

    Asegura que lo que pasa es que hay mucho político queriendo hacer campañas y ganar protagonismos con la bandera anticorrupción, pero sostiene que eso hay que hacerlo con seriedad.

    “Me parece que estamos en una discusión sobre las precisiones de una declaración que no debería estar en los medios de comunicación”, dijo Charry.

    Sin embargo, Héctor Riveros, analista político, dice que el Fiscal General sí está en una dificultad que tiene que resolver de manera pronta: explicar de dónde sacó la historia de la infiltración de dineros ilícitos a la campaña presidencial y “creo que eso se resuelve muy fácil, viendo el documento donde está consignada la declaración de Bula”.

    Indicó que “al Fiscal le toca serenarse y evaluar cómo actúa en este caso (Odebrecht) dado que la visibilidad del tema puede afectar su credibilidad. Aún no se le ha dañado, pero se le puede dañar si no rectifica rápido porque si se equivocó en su apreciación, es un hecho muy grave porque produjo un efecto negativo para el Presidente de la República”.

    CONTINÚA LEYENDO
    Publicidad
    VER COMENTARIOS
    Publicidad