Análisis: ¿es posible firmar la paz sin que las Farc dejen las armas?

Junio 18, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Análisis: ¿es posible firmar la paz sin que las Farc dejen las armas?

Iván Márquez, segundo desde la derecha, jefe de la delegación de las Farc a las conversaciones de paz con el gobierno colombiano, arriba a una sesión con Ricardo Téllez, derecha y Jesús Santrich, izquierda, en La Habana.

Farc creen que entrega de armas implica aceptar una derrota. Analistas dicen que esa actitud es inaceptable.

El anuncio de las Farc de pretender alcanzar un modelo de acuerdo de paz como el de Irlanda de Norte, que no contemple la entrega de las armas, como lo aseguró en exclusiva al diario El País el jefe guerrillero ‘Andrés París’, ha generado un nuevo debate nacional.Según lo dicho por ‘París’ en la entrevista publicada el domingo, “nosotros hablamos de que las armas se silencian cuando la voluntad de dispararlas cese y eso ocurrirá en Colombia cuando se cumplan todas estas situaciones que estamos llevando a la mesa de negociación”, y aseguró que el Gobierno Nacional nunca tendrá una foto de la entrega de armas.Analistas opinan que el caso de otros países que culminaron el conflicto de manera negociada sirven como experiencias para la discusión, pero no como un modelo para aplicar en Colombia porque la raíz de la confrontación en nuestro país difiere de la que hubo en países como Irlanda del Norte y las soluciones son distintas.Lo que ocurrió en Irlanda es que el Ejército Republicano Irlandés (IRA) decretó un alto el fuego en 1994 y cuatro años después, el 10 de abril de 1998, se firmó el llamado Acuerdo de Viernes Santo, con el que se puso fin oficial al conflicto sin que se hubiera realizado un acto de entrega o dejación de las armas.Paulatinamente, los integrantes del IRA que se reincorporaron a la vida civil fueron destruyendo sus instalaciones militares, armas, municiones y explosivos con la asistencia de algunos garantes. Solo siete años después de firmado el acuerdo, en septiembre del 2005, el IRA informó que habían concluido la destrucción de todo su armamento y ratificaron su deseo de continuar con la lucha política y pacífica.Tal como lo anunció ‘París’ en la entrevista del pasado domingo, el IRA insistió en ese modelo secreto de destrucción de material bélico argumentando que una entrega de armas se interpretaría como una rendición al Ejército británico.¿Es equiparable el modelo?El exprocurador general Jaime Bernal Cuéllar, quien ha hecho parte de casi todos los procesos de paz que se han intentado en Colombia, indicó que en los países donde han existido leyes transicionales los modelos van de acuerdo a la naturaleza, la intensidad y las causas que originaron el conflicto armado “y en consecuencia cada conflicto tiene su propia metodología para lograr desmontarlo”.“Podría un proceso de esos servir de referente y es necesario y bueno estudiarlo, pero insinuar que debe ser determinado modelo se aleja un poco de la realidad colombiana porque aquí el conflicto tuvo sus propias causas, su desarrollo y serán diferentes las soluciones a esas causas. El ejemplo de otros países solo sirve para enriquecer el debate”, aseguró el exprocurador Bernal Cuéllar.En el mismo sentido se expresó el analista e internacionalista Vicente Torrijos, quien dijo que las Farc lo único que están tratando de hacer es ajustar de manera “muy acomodada” los modelos de otros países para sacar la mayor ventaja de las negociaciones en Colombia.“Quieren manipular la negociación para enquistarse en el poder mediante las concesiones que les haga el Estado; sin renunciar a su identidad, sin disolverse, sin entregar las armas y, claro está, sin que haya una verificación que pueda dar cuenta si han renunciado en verdad a la violencia, lo que es nuestro medio de lo que se trata esta negociación”, indicó Torrijos.Creen los analistas que en Irlanda fue posible llegar a ese modelo de paz porque había confianza entre las partes y a ese punto es al que no se ha podido llegar en todos los acuerdos de paz en Colombia.José Obdulio Gaviria, exasesor presidencial, indicó que “no tiene nada qué ver el proceso que vivió una nación que tenía un movimiento secesionista y que ponía en entredicho al existencia misma de Irlanda del Norte con la mancomunidad británica, con una banda terrorista que es la escoria del proceso de la Guerra Fría y que asumió el mando del narcotráfico para mantenerse y para financiarse”.“Las declaraciones de ‘Andrés París’ al diario El País hay que compaginarlas con la conferencia que dio Sergio Jaramillo (comisionado de Paz) en la Universidad Externado porque parecerían estar acordando un programa de transiciones de diez años, donde prácticamente se ofrece a las Farc una especie de cogobierno y una reformulación de la estructura pública en Colombia”, dijo Gaviria.Contrario a él se expresó el exministro Camilo González Posso, quien aseguró que fórmulas para solucionar el conflicto hay muchas y que no sería un caso único en Colombia si las Farc llegan a dejar las armas sin que hagan entrega de ellas. “Tal como lo aplicaron los irlandeses, en Colombia en los años 90 el PRT-ERP (Partido Revolucionario de los Trabajadores - Ejército del Pueblo) se desmovilizó y tampoco entregó las armas; simplemente anunciaron que se las llevaron en barco a altamar en un acto simbólico”, recordó González Posso al señalar que ese simbolismo puede pesar más que 10.000 o 20.000 fusiles que pueden ser restituidos de forma rápida si la guerra sigue.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad