Uber, un transporte que toma cada vez más fuerza en Cali

Marzo 14, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Uber, un transporte que toma cada vez más fuerza en Cali

Ante el llamado del Ministerio de Transporte, la Secretaría de Tránsito intensificó los controles contra los vehículos de transporte especial.

Pese a las sanciones que reciben los conductores que prestan el servicio especial en la ciudad, esta aplicación va en crecimiento, ya completa 400 carros particulares vinculados.

Uber sigue siendo una piedra en el zapato para los taxistas, la Secretaría de Tránsito y el Ministerio de Transporte. Aunque la cartera nacional ha dicho que este servicio es ilegal, la aplicación ha tomado más fuerza en la ciudad, según los transportadores.Tulio César López, gerente de Transportes Vakanos (servicio especial), explicó que “hace un año los carros de servicio especial vinculados a Uber no pasaban de 50 y eso, comparado con los 16.000 taxis que hay en Cali, no les quitaba sino una parte mínima de los usuarios. Pero ahora hay reclutados más de 400 carros particulares haciendo este servicio y ahora sí les están haciendo hueco a los taxistas”.Johnny Rangel, de Taxistas Unidos, señaló por su parte que “Tránsito tiene que aumentar los operativos contra la piratería y el Ministerio debe cerrar la plataforma de Uber completamente porque es el colmo que se desafíe la normatividad colombiana”. El 8 de enero de este año la Superintendencia de Transporte emitió una circular en la que instó a las secretarías de tránsito municipales a inmovilizar los vehículos particulares y públicos “que presten servicio no autorizado a través de aplicativos o plataformas tecnológicas e informáticas que faciliten, promuevan, posibiliten o contribuyan a la prestación de servicios no autorizados (como Uber)”.La Secretaría de Tránsito de Cali, ante el llamado del Ministerio de Transporte, realizó ayer un operativo de control del servicio especial en el que diez automóviles fueron inmovilizados.De acuerdo con Adalbert Clavijo, jefe de guardas de Tránsito, cinco de estos vehículos no contaban con el extracto de contrato de servicio especial para transitar por las vías de la ciudad y los restantes no cumplían con condiciones técnico mecánicas para prestar los servicios.Clavijo aclaró que “nosotros no hacemos operativos contra Uber porque ellos son una plataforma, una aplicación móvil que no podemos controlar y por eso nos queda difícil saber qué vehículos de servicio especial están con ellos”.Por su parte, el superintendente de Transporte, Javier Jaramillo, indicó que “el Gobierno Nacional está comprometido a reglamentar un servicio de taxi de lujo, porque Uber lo que ha hecho es inducir a prestar un servicio público en modalidad no autorizada. Además, la Secretaría de Tránsito está comprometida a incrementar los operativos contra la informalidad”.Ante esto, el secretario de Tránsito, Ómar Cantillo, explicó que “los operativos siempre los hemos hecho, los intensificamos desde el miércoles y seguiremos con ellos, pero identificar a los carros particulares de Uber no es fácil”. Lupoani Sánchez, presidente ejecutivo de la Asociación Colombiana del Transporte Terrestre Automotor Especial, Acoltés, indicó que “para que no haya estas discusiones, se debe determinar la frontera entre el servicio individual y el servicio de lujo. No hay que estigmatizar a los vehículos blancos porque no todos están trabajando con Uber”.Sánchez agregó que “los taxis tienen el 96 % del servicio y solo el 4 % es del servicio especial. Pero, eventualmente, cuando las empresas de servicio especial ofrezcan el transporte por medio de plataformas tecnológicas ¿qué va a pasar?”.El País intentó conectarse con voceros de Uber, pero no fue posible establecer comunicación.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad