Tribunal del Valle ordena el cierre de las minas de los Farallones de Cali

Mayo 17, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

El Tribunal Contencioso Administrativo del Valle del Cauca le concedió la tutela a la Procuraduría Ambiental que busca proteger la vida de los que practican la minería ilegal y de los caleños.

El Tribunal Contencioso Administrativo del Valle del Cauca ordenó al alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, cerrar las minas de El Socorro, ubicadas en los Farallones de Cali, tras conceder una tutela interpuesta por la Procuraduría Ambiental y Agraria del departamento.Con esta acción, el ente de control busca proteger la vida de las personas que practican la minería ilegal y la población de Cali que se surte de agua de las fuentes hídricas de los ríos Pichindé y Felidia, afluentes del río Cali.Sin embargo, el alcalde de Cali ya realizó el cierre definitivo de cuatro minas y solicitó a los mineros que no continuaran practicando esa labor en la zona y que por el contrario, la abandonaran. Además, le pidió a la Fiscalía hacer presencia en el lugar para procesar a quienes continúen con la extracción ilegal de oro.Asimismo, el tribunal ordenó a la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca, CVC, realizar la evaluación y control de estas minas del Parque Nacional Natural Farallones de Cali, así como de la emisión o adición de sustancias o residuos en las aguas de los ríos Felidia y Pichindé, y sus afluentes."De igual manera, se le ordena que actúe de manera inmediata y en colaboración armónica con las demás autoridades, para restringir el vertimiento de sustancias en dichas fuentes de agua por el ejercicio de la minería sin título en las Minas de El Socorro", dice la notificación que el tribunal le envió a la procuradora ambiental Lilia Estella Hincapié.A través del documento, el Contencioso Administrativo también le ordena a la Unidad Administrativa Especial de Parques Nacionales que continúe con la labor de control y vigiliancia y la imposición de sanciones por el vertimiento de sustancias tóxicas en los ríos mencionados, las cuales pueden dañar estos ecosistemas, así como por la utilización de productos químicos que generen residuos en las minas.La tutela que presentó la Procuraduría Ambiental se basa en una certificación de la CVC que alertó sobre la presencia de cianuro por la actividad aurífera y concentraciones de mercurio en el agua y el sedimento, que exceden los límites establecidos.Informe de la CVCEl pasado 2 de mayo El País reveló un informe de la CVC sobre el estado de contaminación de las aguas de los ríos Felidia, Pichindé y otros afluentes del río Cali por la explotación ilegal de oro en esa zona montañosa de Cali.Esta publicación motivó a la administración del alcalde Jorge Iván Ospina a realizar un recorrido en los Farallones de Cali para corroborar la situación y tomar las medidas correspondientes, en este caso el cierre de las minas.En el informe que elaboró la CVC se menciona que los organismos ambientales tenían conocimiento desde hace 18 meses de la extracción artesanal de oro en los ríos que bajan del Parque Natural Los Farallones.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad