Tres colegios públicos de Cali muestran cómo es su lucha por conseguir más estudiantes

Tres colegios públicos de Cali muestran cómo es su lucha por conseguir más estudiantes

Febrero 14, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co
Tres colegios públicos de Cali muestran cómo es su lucha por conseguir más estudiantes

Algunos colegios de Cali tienen grupos con 15 estudiantes matriculados en salones con capacidad para 30 niños.

Cupos disponibles en los colegios oficiales tiene en jaque el inicio del año lectivo. También denuncian falta de recursos para atender a los estudiantes que están en colegios de ampliación de cobertura.

En Cali cada año ocurre lo mismo: las instituciones educativas públicas tienen que pelearse con las uñas los estudiantes que por ley deberían estar matriculados en sus salones y que terminan, inexplicablemente, educándose en colegios privados.Pero la lucha no se queda en la matrícula de más estudiantes, ya que algunas instituciones oficiales también reclaman la inyección de más recursos para infraestructura y nómina, que permita educar con calidad a los niños que hacen falta. Tales casos quedaron evidenciados en el diario vivir de tres grandes instituciones públicas de la ciudad.Un ejemplo de ello es la comuna 4, en el norte de Cali, donde a pesar de tener siete colegios oficiales hay por lo menos seis planteles incluidos en el programa de ampliación de cobertura que compiten por los niños y jóvenes del sector, según lo denunció María Antonia Ibargüen, coordinadora de la Institución Educativa Guillermo Valencia, del barrio La Isla."No es necesario tener colegios de ampliación de cobertura en una comuna que tiene siete colegios, que incluidas todas sus sedes, suman casi 28 establecimientos para la educación pública", explicó la docente. Añadió que "es preocupante que tengamos grupos de básica primaria con 15 estudiantes matriculados en salones con capacidad para 30 niños".Y es que según las cifras de la Secretaría de Educación Municipal con corte al 4 de febrero, la Institución Educativa Guillermo Valencia tiene aún 173 cupos libres, "pero con la entrega de una nueva sede en los próximos días, tendríamos cupo para cerca de 200 estudiantes más", añadió la Coordinadora.Esta denuncia ya había sido expuesta por el Estudio de Insuficiencia de Cupos Escolares de Cali, publicado por la Secretaría de Educación Municipal en el 2010, donde se encontró que los colegios "Miguel Ángel Bounarrotti, Instituto Comercial Arquidiocesano y Centro Educativo Sebastián de Belalcázar, incluidos en el Programa Ampliación de Cobertura Educativa Contratada, están afectando la matrícula de las Instituciones Oficiales, situación que se corrobora con el estudio de oferta y demanda, por cuanto la capacidad de oferta de cupos nuevos es de 1269 con los docentes actuales y la matrícula atendida mediante contrato es de 720".Durante los primeros días de este mes, se informó que 640 cupos libres tiene el colegio Santo Tomás, 321 tiene el Inem Jorge Isaacs, 126 el República de Israel y 68 La Merced, todos ubicados en la comuna 4, que agrupa 22 barrios del norte de la ciudad.El mismo caso se repite en la comuna tres en el centro de Cali, donde a dos semanas de iniciado el año lectivo, el colegio Santa Librada todavía tiene 300 cupos disponibles en la jornada de la tarde.El Santa Librada, un colegio con 190 años de experiencia, nivel superior en los resultados de las Pruebas Icfes y buena infraestructura, explica el rector Ramón Ignacio Atehortúa, "no puede darse el lujo de decir que tiene que sacar profesores por que no hay estudiantes a quienes darles clase".Mientras en las horas de la mañana, el Santa Librada educa a 1.300 jóvenes caleños, en la tarde su ausencia tiene en jaque la labor del cuerpo docente. "Las preferencias en asistir a clases en la mañana están marcadas por variantes como la inseguridad en los barrios, falta de oportunidades, transporte, entre otras, pero este síntoma revela que hay que abrir un diálogo sobre lo que debe ser la educación pública en Cali y llegar a un acuerdo de una política de educación estatal acorde para la ciudad", indicó el rector Atehortúa.Un panorama más complejo enfrenta la Juana de Caycedo y Cuero, una de las instituciones educativas más grandes de la zona de ladera del sur de Cali, donde además de que hacen falta estudiantes, la sede Benjamin Herrera no tiene pupitres para sentar a los que ya tiene matriculados.En las tres sedes de la institución Juana de Caycedo y Cuero hay 1589 estudiantes matriculados, y la sede Benjamín Herrera cuenta con salones que pueden ser ocupados por 90 estudiantes más. Sin embargo, de los 600 puestos que se necesitan, la sede cuenta sólo con 170 pupitres. "A ese panorama hay que sumarle que los profesores están dictando horas extras de clase, porque también faltan docentes para la cantidad de alumnos que puede tener toda la institución educativa", explicó Jorge Eduardo Lemos de la Cruz, coordinador de la sede Benjamín Herrera, de la comuna 20 en la zona de ladera de Cali.Los colegios de cobertura le están haciendo competencia desleal a la educación pública, así describe la situación Julián Mauricio Lozano, presidente del Sindicato de trabajadores de la educación del Valle Sutev: "rechazamos la educación contratada no porque sea el sector privado, sino porque las instituciones públicas están vacías, con cupos, están sobrando docentes".Esta situación provocó que el pasado martes, más de 500 estudiantes y docentes de las 91 instituciones oficiales de la ciudad, marcharan hasta el CAM pidiendo el freno de las matrículas en los colegios de ampliación de cobertura."En Cali no sobran maestros, lo que hay es alumnos cautivos y queremos que regresen a nuestras instituciones", explicó Libardo Dorado, presidente de la Asociación de Rectores de Colegios Públicos, quien añadió que la petición directa al Alcalde es "que frene los contratos con la educación privada de cobertura hasta que no llenemos los cupos en los colegios del Municipio".Pese a eso, el secretario de Educación de Cali, Edgar Polanco, indicó que por ahora se han firmado contratos con 80 colegios de ampliación de cobertura para atender a 85.000 estudiantes, pero aclaró que hasta ahora el sector público cuenta con 164 mil estudiantes matriculados, que "comparados con el corte de marzo del 2012 indican 11 mil estudiantes por encima".Polanco afirmó que el llamado a la comunidad para que matricule a los niños y jóvenes en los colegios públicos de Cali continúa abierto y que la situación con los colegios de ampliación de cobertura se tendrá en cuenta en las reuniones administrativas de la Secretaría.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad