Testimonios de extranjeros sobre MBA que otorga Universidad Javeriana

Testimonios de extranjeros sobre MBA que otorga Universidad Javeriana

Octubre 13, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País.
Testimonios de extranjeros sobre MBA que otorga Universidad Javeriana

Estudiantes del Executive MBA de la Javeriana, como Erick Uzureau, lo que más valoran lo cuando toman uno de los módulos en Cali, es que aprenden cómo vive, piensa y siente el latino, porque eso influye a la hora de hacer negocios.

Estudiantes del Executive MBA de la Javeriana, como Erick Uzureau, lo que más valoran lo cuando toman uno de los módulos en Cali, es que aprenden cómo vive, piensa y siente el latino, porque eso influye a la hora de hacer negocios.

Younes Sekkouri, un ingeniero en telecomunicaciones y el parlamentario más joven de Marruecos, vino a Cali a tomar una de las 16 clases para obtener su EMBA (Executive Master in Business Administration) con doble titulación que otorgan la Universidad Javeriana y Temple University de Estados Unidos.Javier Rodríguez es un ingeniero electrónico caleño que después de obtener este MBA mejoró su perfil profesional y fue contratado para montar una hidroeléctrica en la India.De esa dimensión es el impacto que confiere este EMBA con esta doble titulación otorgada por dos entidades de prestigio internacional.Como ellos, muchos extranjeros han venido a Cali a realizar su MBA y muchos caleños han viajado a tomar una de las 16 clases mensuales a Philadelphia (sede de The Fox School of Business at Temple University), o a París, Tokio o Singapur, donde también tiene sedes esta institución.“Es un orgullo para Cali tener un programa internacional de esa magnitud, en el que el 88 % de los docentes son internacionales –el porcentaje más alto de planes de estudio de este tipo en el país–, pues vienen desde Temple a dictar sus clases acá cada mes durante cinco días”, dice Andrés Messa Díaz, director del programa de grados de la Universidad Javeriana. El académico Messa destaca que este MBA con doble titulación Javeriana-Temple, es el número 63 en el mundo y el 17 en Estados Unidos, según el ranking de Financial Times, entre más de 800 programas MBA que hay en el mundo.Y es uno de los pocos que tienen la acreditación internacional AACSB, aval otorgado por la evaluadora académica más prestigiosa que garantiza que se trata de un programa de alta calidad. “Solo el 5 % de los programas MBA tiene esta acreditación”, enfatiza Messa Díaz.El programa está dirigido a ejecutivos con puestos gerenciales y directivos con experiencia mínima de cinco años en cargos de responsabilidad. Eso hace que las discusiones sean como estar en una junta directiva de una empresa de alto nivel. Situación que enriquece mucho el aprendizaje porque los docentes tienen que ser también altamente competentes.Y el hecho de que contar con estudiantes de otras latitudes y culturas también brinda una oportunidad de formarse en las prácticas de hacer negocios. “Los estudiantes que vienen de afuera aportan sus prácticas de hacer negocios en sus países y también se llevan las formas de hacer negocios aquí”, dice Messa Díaz.“El intercambio cultural enriquece mucho el debate académico porque, como la economía del mundo la están jalonando América Latina y Asia, cada día hay un interés creciente por conocer las prácticas de negocios nuestras, ellos quieren saber cómo piensa un latino y cómo se negocia con él”, dijo.De ello da fe Erick Uzureau, un ingeniero de sistemas que trabaja con Google en París, donde tiene su sede base para el EMBA, pero tomó el módulo de septiembre en Cali.Uzureau está construyendo una plataforma para ayudar a insertar a las instituciones culturales del mundo en el siglo XXI y la cultura sea universalmente accesible y útil (http://www.google.com/culturalinstitute). Erik creció en Chicago, de padre francés y madre estadounidense. En 1997 fue a estudiar Ciencias de la Computación a la Universidad de Stanford. Su tiempo en Silicon Valley le permitió desarrollar software para compañías como Amadeus en Sophia-Antipolis, Francia; MetaCarta (hoy de Nokia) en Cambridge, Massachusetts, y para TravelTripper en Nueva York.En 2010, se trasladó a París, donde toma su EMBA: “Ir a Colombia como estudiante del Executive MBA de Temple University y de la Javeriana fue una experiencia de valor para mi desarrollo profesional. Los estudiantes de MBA deben tomar todas las oportunidades de intercambio como les sean posibles. La exposición a diferentes culturas es la base de una educación verdaderamente global”, dice este profesional.Erick destaca que tener la oportunidad de sentarse con 15 a 20 ejecutivos de una cultura diferente, en un ambiente académico de colaboración es una experiencia increíble.“Un estudiante visitante puede aprender más en cinco días que lo que un hombre de negocios podría aprender en un mes de reuniones en su ciudad”, comenta.Igual dicen Eleonora Izarzuaga, de España. Y Thidian Diallo, un estadounidense que trabajaba con el gobierno de su país haciendo estudios matemáticos y económicos, y prefirió venir a vivir a Cali para tomar los 16 cursos aquí.A su vez, los profesionales colombianos tienen la oportunidad de hacer un MBA de este nivel sin salir de Cali, o si desea, puede ir a tomar cursos del programa a cualquiera de las otras sedes: Singapur, Philadelphia, París o Tokio. Es igual en cualquiera de ellas. Por ejemplo, Johan Martínez, de Asocaña, tomó clases en París. Mauricio Cajiao Alhach, hizo lo propio en Philadelphia. Claudia Gónima también fue a esta ciudad en Estados Unidos.Son muchos los que enriquecen su perfil profesional con esta experiencia de excelencia académica. Como Julieta Castañeda, alta ejecutiva de Johnson & Johnson, que después de obtener esta doble titulación, fue promovida a un cargo más alto de la compañía en Estados Unidos. “Los egresados trascienden en su campo profesional, pero también en el personal porque en 16 meses se teje una red de contactos y de amigos que comparten durante cinco días al mes”, concluye Messa Díaz.De Marruecos a Cali Younes Sekkouri, quien tomó el curso ‘Contemporary Corporate Strategy’ en el EMBA de la Javeriana en Cali, dice que decidió venir a Colombia por recomendación de Temple University, “que me indicó que el grupo de profesionales y docentes en el campus de la Javeriana es de lo mejor. Yo buscaba un curso estratégico para mi formación y decidí hacerlo en Colombia, y así conocer su cultura y ha sido una oportunidad importante”.“El intercambio de experiencias es muy útil y representa la mitad de mi proceso de creatividad e innovación. Uno de los valores más sorprendentes de los estudiantes colombianos que conocí es una solidaridad positiva entre los miembros de la clase. El valor de la ayuda mutua y el apoyo resulta muy eficiente para la cohesión del grupo y para fortalecer las relaciones interpersonales postMBA”, dice.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad