“Terminar todas las megaobras es una obligación”: directora del Observatorio de Infraestructura del Valle

Agosto 16, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Luz Jenny Aguirre Tobón | Editora de Entorno

Lourdes Salamanca Carrillo, directora del Observatorio de la Infraestructura del Valle del Cauca, dice que no se explica por qué no se han terminado las megaobras del Sur. Asegura que al Municipio le ha faltado ‘julepe’ para hacer que el contratista responsable cumpla.

[[nid:454407;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2015/08/lourdes_salamanca.jpg;full;{Lourdes Salamanca Carrillo, directora del Observatorio de la Infraestructura del Valle del Cauca. Foto: Bernardo Peña}]]

A través del Observatorio de la Infraestructura, que hace parte de la Cámara Colombiana de la Infraestructura, Lourdes Salamanca se ha dedicado a poner la lupa sobre muchas de las obras que se están ejecutando en Cali, especialmente sobre las megaobras.

Dice que el daño que se presentó en el puente de la Calle 70 con Carrera 8 fue algo puntual y no  da para pensar que todas las megaobras están defectuosas. Asegura que en materia de infraestructura esperaba más del Gobierno local, especialmente que hiciera cumplir los trabajos que ya tienen más de tres años de atraso en el sur de la ciudad y que constituyen el Grupo Uno de las megaobras (Vías de Cali).   

Ya va vamos a completar dos gobiernos con las megaobras. ¿Qué lectura general hace usted del impacto de estos trabajos en la ciudad?

Las megaobras han cambiado mucho la ciudad, le dieron  una reactivación total.  Acusábamos desorden, envejecimiento, falta de desarrollo y a partir  de estos trabajos Cali tomó otra  dinámica. Esas obras desatrasaron a la ciudad, aunque no la pusieron tan adelantada como quisiéramos. Lamentamos que todas no estén construidas hoy, porque eran necesarias.

Usted ha dicho que el gran lunar de las megaobras es el Sur...

Lamentablemente las megaobras iniciales que contrató el gobierno anterior tienen un bache grande y es el  Sur, el Grupo Uno, que no ha respondido a la necesidad de Cali. Es una paradoja que ya estén reparando obras por su utilización y que las de ellos  no hayamos podido verlas terminadas.

Esta situación lleva años, ¿qué es lo que sigue pasando con ellos?

Es una buena pregunta que nos hacemos porque me decían que  tienen problemas prediales. Tras cinco años de unos contratos no pueden tener problemas  prediales, cuando el Gobierno Nacional ha expedido decretos para compra de predios que minimizan los tiempos. En la malla vial, cuando voy a hacerle seguimiento al tramo que hoy se está  construyendo entre Loboguerrero – La Guaira, me dice el contratista que la gestión predial está perfecta, que está comprando predios en menos de dos meses con el decreto que el gobierno  dio. ¿Por qué entonces esas herramientas no le sirven a Cali? ¿Por qué se sigue escudando el Grupo Uno con la compra de predios? Digamos que la ampliación de la 80  tiene su vicisitud por la seguridad con el Batallón. ¿Pero la Circunvalar y la Avenida de La Paz?  Es una vía que ya da pena, a tres años de haber tenido que entregarla y a 5 de haberla contratado, ya no hay justificaciones. 

¿Por qué no se ha logrado que ellos cumplan? ¿Qué pasa con la interventoría?

Ese contratista tiene interventor, y ha sido juicioso, sino que  tus fallas y mis fallas se suman. El problema es que como yo fallo en pagarte, entonces no te puedo exigir, entonces se vuelve como una cosa de doble vía, donde el que ha aprovechado la situación es el contratista. 

¿El Municipio se demora en pagar?

Es una presunción, porque qué explica que no haya multas, que no haya avisos, que el contratista siga allí. 

Fueron planteadas en el acuerdo de la valorización 21 megaobras, pero aún hay unas que ni salen a licitación (parque de la Roosevelt, ampliación  de la portada al mar)...

Las tienen que hacer, el cobro fue por las 21 obras. No sé cómo, ni el tiempo, pero las tienen que terminar. Esa es una obligación del Municipio, que no muere con la administración. 

 Está claro que con la plata de la valorización no alcanza para financiar todos los trabajos...

Ahí  debe estar  la gestión de la Alcaldía. Que estuvieron  mal presupuestadas, que el paso del tiempo ha generado que los costos  hayan aumentado, sí. Pero las obras tienen que hacerse. Hacer la ampliación de la portada al mar con regalías, como se ha planteado, no me parece mal. 

¿Qué tanto le preocupa la calidad de las obras? Es una gran duda que generó el hueco del puente de la Carrera 8 con Calle 70... 

Lo que sucede en ese  puente no es problema de calidad de la obra, las obras siempre tienen un nivel de riesgo.   Primero hay que esperar  la información técnica. El contratista del puente  fue el que hizo el túnel que tanto nos gusta y la Plazoleta Jairo Varela.  Por una sola obra no podemos poner en duda todo un andamiaje de un contratista. Me parece un contratista responsable. 

También ha generado suspicacia el que cerraran el puente de la Autopista con Carrera 70, una obra reciente, para hacerle mantenimiento...

Eso fueron  las juntas (uniones de las losas), de las que me quejé desde el primer día.  Estas golpeaban fuerte.  Hoy por hoy pusieron neopreno,  pero siguen sonando un poco. Expertos dicen que el ‘ coco’ de los puentes son las juntas, pero eso no quiere decir que el puente se vaya a caer o que esté mal construido. 

¿Se está haciendo el seguimiento debido a las megaobras?  

No creo que ninguna de las obras tenga en este momento problemas estructurales que puedan llegar a infartarnos. No hay nada de  qué asustarse. Lo que sí hago es  un llamado a la Secretaría de Infraestructura Vial, sus ingenieros tienen que estar supervisando las obras que ya  están hechas. Ese es un análisis que no puede  salir de estas situaciones sino de un comportamiento constante.

¿Y ese seguimiento se hace?

Queremos pensar que se está haciendo porque sería muy desanimante que no, más después de estos hechos. Sería bueno ahora que están terminando el periodo, hagan un inventario del estado en el que dejan las obras. 

En cifras, Cali ha avanzado en el bacheo de vías. Hace 3 años estaban en buen estado el 7 %, ahora es el 55 %. Sin embargo,  desde la misma Secretaría de Infraestructura se ha aceptado que esto es un “remiendo”... 

Es triste que la administración se exprese diciendo que es un remiendo. Se le debe exigir calidad a un contratista. Si se es consciente de que se va a contratar un bacheo mal hecho, espérese un poquito. Contrate y pague algo bien hecho, que le dure a la ciudad. Dicen que un  asfalto bien colocado dura 10 años, tiene que durar, para eso se necesita un mantenimiento. No podemos dejar que la ciudad se deteriore a los cuatro meses de un bacheo, porque se resta seriedad a lo que se está haciendo.

Lo que siempre argumentan es que las viejas redes de acueducto y alcantarillado son un impedimento para la durabilidad del bacheo...

Pero eso no justifica que se contrate un bacheo mal hecho, pensando en que las redes subterráneas se van dañar mañana. Tiene que haber un plan conjunto y coordinado entre la administración municipal y Emcali. 

 Teniendo en cuenta todos estos elementos, ¿cómo diría que le ha ido al gobierno Guerrero con la  infraestructura?

Esperaba más de la Secretaría de Infraestructura. Esperaba que le metieran ‘julepe’ al Grupo Uno, que este contratista terminara las obras con la calidad y el tiempo esperados. Lo que le tocaba empujar, no creo que lo haya empujado mucho.

Cambiando de tema, están las obras de la doble calzada a Buenaventura. El vicepresidente Germán Vargas Lleras dice que los trabajos van a estar al 2016. ¿Usted le cree?  

Soy fan de Vargas Lleras por todo el ‘perrenque’ que  le ha puesto para que esa fecha que él quiere se cumpla y si sus palabras son frente a que los contratos  que hoy se están ejecutando terminan en el 2016, sí van a cumplir. Pero si sus palabras son que tendremos vía al mar en doble calzada a 2016, no se va a cumplir. Faltan tramos por presupuestar y terminar.

Siendo así, ¿cuáles son sus cálculos respecto a esta obra?

Estoy ansiosa de que llegue el 15 de agosto  porque se dice que en esa fecha la ANI (Agencia Nacional de Infraestructura)  cuelga los prepliegos de la APP pública para que coja el contrato toda la vía desde Buga hasta Buenaventura y se ejecute lo que falta. En principio estaba asustada porque era una APP para 31 kilómetros, de un total de  118 kilómetros. Me preguntaba por qué no un contrato de  obra pública, pero es que eso garantiza mantenimiento. Hace muchos años di una fecha que espero me la rebatan. En el 2011 dije que si  las condiciones de  la vía seguían como estaban, que eran nefastas para el proyecto (había 8 factores en contra,   hoy solo hay uno, que es el presupuestal, que con la contratación queda superado), la fecha de terminación era  2020. Fui aventurada al dar esa fecha, me llovieron rayos y centellas, pero hoy, en el 2015 me mantengo en ese  2020.

"El Observatorio fue creado entre la CCI, la Cámara de Comercio  y la Unidad de Acción Vallecaucana. Ha ido vinculando a todos los gremios de la ciudad, se creó para hacer seguimiento la las obras en ejecución”.

 

 

 

 

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad