Reforma del CAM y recaudo de impuestos, prioridad de alcalde y concejo de Cali

Enero 03, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

El Mandatario de los caleños, Rodrigo Guerrero, solicitó la ayuda del Concejo para sacar adelante la contrarreforma administrativa y otros proyectos.

El alcalde de Cali, Rodrigo Guerrero, instaló este lunes las sesiones del nuevo Concejo de Cali para el periodo 2012-2015 y donde se juramentaron los 21 miembros de esa corporación.El Mandatario recordó que fue concejal en el periodo anterior, que conoce los inconvenientes que hay en la corporación para cumplir sus funciones y se comprometió a trabajar para mejorar la planta física y buscar la manera de mejorar la remuneración de los cabildantes.“Tenemos que encontrar los espacios físicos para que la democracia pueda ejercerse libremente y con tranquilidad. Yo tuve una de las oficinas menos peores, pero sé que hay otras que no se compadecen con las necesidades ni la dignidad del Concejo y voy a comprometerme en que hagamos algunas remodelaciones y encontremos los espacios para que cada uno de ustedes tenga un sitio donde puedan ejercer decorosamente su función”, aseguró Guerrero.Agregó que: “La remuneración por las plenarias es muy reducida y buscaremos los mecanismos legales para mejorarla y que tengan ingresos decorosos y comparables con los de otras partes del país, que les permita dedicarse con tranquilidad al servicio de la ciudad”.Igualmente, detalló que la educación, la movilidad y la culminación de las Megaobras, entre otros, son los retos a los que se enfrentarán conjuntamente la Administración y el Concejo. “Adicionalmente hay un paquete de obras sociales que incluyen especialmente la disminución de la pobreza extrema ya que es inaceptable que en la ciudad haya 200.000 personas marginadas”. Una ambiciosa agendaEn cuanto a la agenda de proyectos de acuerdo que serán puestos a consideración del Concejo, el Alcalde anunció que llevará, entre otros, el Plan de Desarrollo, la reforma a la salud a través de las ESE, la solicitud de Vigencias Futuras Ordinarias para armonizar el presupuesto en los tres primeros meses y una reforma administrativa a la planta de cargos del Municipio.El médico Guerrero calificó como ‘preocupante’ que tres cuartas partes de los empleos del Municipio sean por órdenes de trabajo y dijo que esa situación es “incompatible con una administración seria” y solicitó el respaldo para adelantar una contrarreforma administrativa para crear una planta de cargos mínima.Se refirió también al bajo nivel de recaudo de algunos impuestos en la ciudad y aseguró que eso demuestra que la ciudad no está organizada fiscalmente.“La ciudad tiene en este momento en el presupuesto $100.000 millones para libre disposición. Ello, para todo lo que se aspira a realizar desde las secretarías, es ridículo”, reiteró Guerrero.Al respecto, dijo que planea organizar las oficinas de la Secretaría de Hacienda con el fin de tener un recaudo efectivo de impuestos y dejar de hacerlo a través de la Unión Temporal Sicali.. “Si Barranquilla pudo pasar de un cobro de $70.000 millones a $600.000 millones en tres años, en Cali se puede pasar de $100.000 millones a un billón en cuatro años”.Argumentó que ello se puede adelantar al explicarle a la banca y al Ministerio de Hacienda que esta contrarreforma no aumentará los gastos de funcionamiento y personal.La mesa directivaTan pronto terminó el acto de posesión del Cabido caleño, los concejales se dispusieron a elegir la Mesa Directiva para este primer periodo de sesiones.Por unanimidad fueron elegidos: Fernando Tamayo Ovalle, del Partido Conservador, como presidente del Concejo; Oswaldo Arcos Benavides, de la Alianza Social Indígena (ASI) como primer vicepresidente, y Danis Antonio Rentería, del Movimiento de Inclusión y Oportunidades, MÍO, como el segundo vicepresidente del Concejo.El presidente Fernando Tamayo solicitó no ver al CAM sólo como el centro de grandes decisiones políticas y la cosa pública, cuando hay mucho más que eso y dijo que ni la CVC ni ningún instituto descentralizado de orden regional o nacional puede seguir actuando como rueda suelta, definiendo lo que hacen con la gente de Cali, sin consultar al Alcalde o al Concejo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad