Protestas por manejos en Hospital Siquiátrico

Agosto 12, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

Los empleados tienen como objeto protestar debido a los malos manejos, según ellos, que se la han dado a la institución, ubicada a la altura de la Calle 5 con Carrera 80, por parte de su director. No se está permitiendo que nadie entre o salga de la misma.

Más de 400 empleados del Hospital Universitario Psiquiátrico del Valle, que bloquearon ayer la Calle 5 con Carrera 80, denunciaron malos manejos administrativos que tienen al borde de la quiebra al centro asistencial.Aseguraron que no hay medicamentos ni alimentos para los pacientes. Además denunciaron la politiquería que se ha movido en el Psiquiátrico al punto que para acceder a los contratos tenían que poner votos a favor del Partido de Integración Nacional, PIN.Sin embargo, esta crítica situación podría generar a partir de hoy el cierre del área de consulta externa, donde a diario se atienden a 85 personas. Este es el tercer escándalo en los últimos tres meses en que se ve involucrado el director de este centro hospitalario, Álvaro Martínez Payán. En junio pasado El País que los gastos de nómina se incrementaron en un 495%, a través de compras insólitas, y un mes después en otro informe periodístico se reveló que un hombre fue contratado para manejar un vehículo de gerencia, pero éste nunca iba.Pero ayer más de 400 empleados no aguantaron esta situación y salieron a la calle a protestar, pidiendo la destitución de Martínez Payán.Manifestaron que 20 trabajadores, entre enfermeros y siquiátras, han sido despedidos; que este año el incremento salarial no ha sido aplicado y hay déficit de especialistas.“En abril de 2008 el gerente recibió el hospital acreditado con un superávit de $9000 millones, posteriormente incrementó las compras de manera desorbitante, los contratos de empleados fantasmas y de familiares de los líderes. Desde que llegó nunca ha rendido cuentas”, aseguró Carlos Sandoval, del área de enfermería. El enfermero Jewinson González aseveró que “sacaron a cinco personas quedando desprotegida la sala de hospitalización, el servicio de urgencias y el centro de rehabilitación”.Acotó que otros catorce funcionarios fueron despedidos del área de Enfermería.“Había politiquería barata, nos sometieron para favorecer al PIN, nos pedían 30 votos a cambio de un contrato de un año, yo lo hice por obtener el trabajo”, señaló un ex trabajador. Por su parte, el director del Psiquiátrico, Álvaro Martínez, sostuvo que la situación es consecuencia de que no se haya aprobado una partida presupuestal a través del Consejo Departamental de Política Fiscal, Codfis. “Los documentos de adición presupuestal que soportan los actos administrativos del Hospital están parados porque no se han reunido (en la Gobernación) para darle viabilidad”, indicó Martínez, quien responsabilizó a la Secretaría de Hacienda Departamental. Según él, se ve abocado a suspender la consulta externa y la dispensación de medicamentos, pero enfatizó en que están al día en el pago de la nómina. Entre tanto, el secretario de Hacienda Departamental, Wilmer Forero, precisó que hace una semana en una reunión del Codfis solicitó las certificaciones y los estados financieros del Hospital, pero no estaban entre la documentación presentada, por lo que fue aplazado el tema. A esto se suma la crisis en el Departamento con el cambio en el gabinete y es finalmente el gobernador, quien firma el Codfis. “Pidieron una adición para los gastos de funcionamiento, pero ellos no pueden decir que colapsaron por esa situación”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad