Preocupa aumento de clínicas de 'garaje' en Cali

Noviembre 28, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Preocupa aumento de clínicas de 'garaje' en Cali

Las labores de investigación al interior de la peluquería sellada en Ciudad Jardín continuaron el viernes. Funcionarios de Invima y la Dian hicieron presencia para verificar uso de medicamentos y equipos.

La Sijín investiga tres sitios por procedimientos estéticos ilegales. Piden denunciar más.

Las autoridades y comunidad médica se encuentran en alerta por el incremento de clínicas de garaje en las que se practican procedimientos estéticos sin autorización y poniendo en riesgo la vida de quienes acceden a ellas.

Justo el pasado jueves, una de esas clínicas clandestinas, que tenía como fachada una peluquería,  fue sellada durante un procedimiento realizado por la Sijín de la Policía, con apoyo de la Secretaría de Salud de Cali, en el barrio Ciudad Jardín (zona sur de la ciudad).

Rastros de fluidos, tejidos y grasas corporales no dispuestos de forma adecuada, entre otras irregularidades,  fueron encontrados por las autoridades en el segundo piso del inmueble, donde se adecuaron quirófanos para hacer cirugías estéticas sin el permiso correspondiente, según las investigaciones preliminares.

“La preocupación es mucha, porque este tipo de procedimientos irregulares sigue creciendo. Hay muchos intereses económicos de por medio,  personas ‘intrusas’ haciendo procedimientos a bajos costos. Que haya un operativo como estos es muy bueno, porque sucede que estas personas hacen y deshacen y no les pasa nada”, dice Gildardo Pérez, presidente de la Sociedad Colombiana de Cirugía Plástica Estética y Reconstructiva (SCCP) Seccional Pacífico.

La alerta es mayor por cuenta de la llegada de la temporada decembrina, en la que se ofrecen procedimientos estéticos complejos a bajos costos.

“En Cali ofrecen liposucciones desde $1 millón, cuando un procedimiento serio puede costar más de $5 millones, porque hay que pagar quirófanos y todos los elementos que garantizan la seguridad del procedimiento. Por poner nalgas se cobra entre $400.000 y $1.600.000 y resultan inyectándole silicona comprada en ferreterías, también biopolímeros, que no están permitidos y que pueden causar unos efectos gravísimos a la salud de la persona”, advirte Alfonso Riascos, cirujano plástico del Centro Médico Imbanaco.

En la clínica sellada, al parecer, se cobraba por una liposucción entre $2 millones y $3 millones, según datos entregados por los investigadores.

Riascos dice que cada semana, se pueden atender a por lo menos 10 pacientes que muestran problemas generados por procedimientos mal hechos, anomalías que incluso se presentan meses o años después de practicárselas.

“Se han encontrado cirujanos plásticos que solo han hecho cursos en universidades de Brasil y Argentina, que no son avalados por el Ministerio de Educación en Colombia,  incluso con diplomas falsos”, agrega Riascos.

El del jueves es el segundo sellamiento que realizan las autoridades locales este año a establecimientos donde se hacen procedimientos estéticos de forma ilegal. El primero se presentó a mediados de este año en una casa del barrio Ciudad 2000, donde a una menor de edad se le hizo una liposucción y le aumentaron los glúteos sin las condiciones de salubridad requeridas, lo que le ocasionó  daños a su salud.

“Esa vez fue la mamá de la menor la que hizo la denuncia, pero generalmente las personas no ponen la queja, porque se hacen acuerdos con plata para que el perjudicado no delate a quien lo operó. Los sitios clandestinos solo los conoce la gente y no podemos llegar a ellos si no hay denuncias”, advirtió el ingeniero Juan Fernando Pedroza, del área de Salud Ambiental de la Secretaría de Salud de Cali.

El País conoció que la Sijín adelanta  actualmente  tres investigaciones a clínicas de garaje luego de que personas de la comunidad denunciaran los procedimientos irregulares. Justamente, el procedimiento en  la peluquería que fue sellada el pasado jueves se hizo gracias a denuncias que advirtieron situaciones irregulares en ese lugar, según informó el coronel William Sánchez, comandante operativo de la Policía Metropolitana de Cali.

Según cifras de la Secretaría de Salud Departamental, en el Valle  hay 71 establecimientos habilitados para hacer cirugías plásticas y estéticas. 56  de ellos están en Cali.

Hasta mediados de este año, las autoridades departamentales investigaban  7 casos de malos procedimientos estéticos realizados en la ciudad.

“No podemos exigirles a las autoridades que hagan visitas a todos los sitios de la ciudad o del país, es imposible, pero si la gente denuncia se puede llegar hasta los sitios irregulares. Lo que queremos es que la gente siga denunciando”, aseguró Lina Triana, presidenta nacional de la SCCP.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad