Precio del dólar y sequías ya inciden en el costo de alimentos en Cali

Precio del dólar y sequías ya inciden en el costo de alimentos en Cali

Febrero 02, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Precio del dólar y sequías ya inciden en el costo de alimentos en Cali

En las centrales de abasto de Cavasa y Santa Helena se presentó un aumento de 10,9 % en la oferta de frutas por mayores volúmenes de granadilla y tomate de árbol durante el primer mes del 2015.

Granos como el fríjol, la lenteja y el arroz presentan alzas en los mercados de la ciudad. Será un año de altibajos para la canasta familiar.

El consumidor colombiano tendrá que asumir este año una mayor alza en los precios de los alimentos por varias razones, entre ellas, la devaluación del peso que ya va en 30%, y que impactará el costo de los productos importados.Según la Sociedad de Agricultores de Colombia, SAC, varios elementos jugarán en contra de los precios de los alimentos, por un lado, el clima tanto por sequías -sigue vigente una alta probabilidad del Fenómeno del Niño- como por las precipitaciones que se puedan presentar en algunas regiones, así como por situaciones coyunturales como el alza del dólar. Rafael Mejía, presidente del gremio, dijo que Colombia consume 30,6 millones de toneladas de alimentos, de las cuales importa 10 millones de toneladas, que empezarán a ingresar al país a un costo mayor por efecto de la tasa de cambio.“Hay cosas que podrían amainar esas alzas, pero no se han dado, por ejemplo, la úrea que se usa como fertilizante es un derivado del petróleo cuyo precio ha caído más del 50 %, sin embargo, el costo de la úrea solo ha bajado 5 %”, dijo.Destacó que una vez empiecen a incrementarse, de forma significativa, los costos de producción de las empresas de alimentos, serán los consumidores lo que tengan que asumir esos mayores valores, porque las fábricas deben seguir produciendo y no lo harán a pérdida.Andrés Valencia, presidente de Fenavi, dijo que este sector depende de las materias primas importadas como son: maíz, sorgo y soya que representan en la actualidad entre el 65 % o el 70 % de los costos de la industria, por lo tanto, cualquier encarecimiento de estos insumos afectará la rentabilidad de las fábricas.“Hemos estimado que con la devaluación del peso los costos han podido crecer 25 %. Hoy en día tenemos un buen abastecimiento de maíz y es difícil decir en qué momento subirán los precios o el impacto que tenga el consumidor”, explicó.Según Valencia, el producto que podría estar más sujeto a alzas es el pollo, pero recordó que por ahora esto no se ha dado y que de todas maneras esta proteína y el huevo son las más baratas que se consumen en el país”, dijo.El mismo ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, reconoció que los productos importados se volverán más costosos este año por la tasa de cambio -que el viernes cerró en $2.441 por dólar-, pero dijo que eso estimulará la producción nacional y que los colombianos deberían preferir los alimentos y mercancías del país. Primeras alzas En Cali ya hay algunos alimentos importados que presentan alzas, especialmente los granos como fríjol, lenteja, garbanzo, entre otros.Según informaciones de la Central de Abastecimiento del Valle, Cavasa, entre diciembre y enero estos productos subieron el 30 % al mayorista.“Muchos de estos granos son importados y se pagan a la cotización actual del dólar, por eso los mayores costos”, dijo Oliver Medina, jefe de precios de Cavasa.Destacó que el valor del arroz sigue al alza, pero por otros motivos y aseguró que es necesaria la intervención del Gobierno, por ejemplo, autorizando su importación para abastecer el mercado. En la ciudad la libra de arroz más económica, a granel, está costando $1600, cuando hace un mes se podía conseguir hasta en $1000.También ha subido el precio de frutas como la uva chilena, que se conseguía en $4000 la libra y la semana pasada superó los $5000. Medina explica que en este caso el alza se debe a una baja en el abastecimiento, pues la cosecha arranca en febrero. El incremento en el costo de los granos lo confirmó el Sistema de Información de Precios, Sipsa, que opera el Dane, que encontró que en la semana que terminó subieron las cotizaciones mayoristas del fríjol calima en ocho mercados donde se comercializó en el país. En algunos supermercados de Cali la libra de fríjol pasó de $1700 a $2000 y hasta $2100 en menos de un mes.“Esta tendencia fue resultado de una reducción en el nivel de oferta. En las ciudades de Cali y Bucaramanga, por ejemplo, el kilo de fríjol se negoció a $3.900 lo que indicó un incremento del 6,44 %. A su vez se presentó un incremento para las cotizaciones de las sardinas en lata, el arroz de primera, la lenteja importada, el maíz trillado blanco y amarillo, la harina de trigo y la avena”, indicó el informe.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad