¿Por qué las seis vías de acceso a Cali se han convertido en todo un caos?

¿Por qué las seis vías de acceso a Cali se han convertido en todo un caos?

Junio 04, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

Salir o entrar a Cali es un verdadero dolor de cabeza. Vías en mal estado, congestión vehicular, indisciplina de algunos conductores son algunos de los factores por los cuales estos accesos son un caos. Presentamos un panorama del tema.

Sameco 7:00 a.m. La glorieta es un nudo gordiano. Carros de todos los tipos provenientes de cuatro sentidos viales convergen a ese cruce, se estorban entre ellos, se enredan pese a las señales. Unos quieren seguir derecho, otros buscan girar, algunos más cambiar de carril, meterse primero por donde no se deben meter.Pese a que el Tránsito eliminó el giro a la izquierda en sentido occidente oriente, el trancón en esa intersección es monumental. Más aún con las obras de la terminal Norte del MÍO que se están haciendo en la Avenida 3N con Calle 70.Debajo del puente se arma otro nudo y después del puente, hacia Yumbo, se encuentra todo el flujo automotor que pasa por arriba y por debajo del pasonivel. Son miles de carros, motos y ciclistas en poco tiempo y espacio. La movilidad es más que lenta. Los exostos de buses, camiones y tractomulas vomitan espesas bocanadas de gas carbónico y convierten el aire en ese sitio en una nube negra, irrespirable.Cerca de ahí, en la salida de Menga, se vive otro lío de movilidad. La vía es muy estrecha y trabaja en doble sentido. Camiones pesados con contenedores arman trancones al entrar y salir de las bodegas ubicadas en los callejones que desembocan a la vía.Ciclistas y motociclistas arriesgan su integridad en medio de los flujos encontrados. No hay bermas a los lados, ni siquiera cunetas para canalizar el agua. La demarcación en el pavimento se ha perdido. Hay huecos y deterioro en la vía.En la salida a Palmira, la vía no está en mejores condiciones. Frente al barrio Los Alcázares, la carretera está destrozada, agrietada, llena de huecos. Tampoco tiene señalización, ni bermas, ni andenes.Los conductores que no conocen la vía frenan en seco y provocan accidentes. La inseguridad vial es su principal problema.A su vez, la salida a Candelaria, por Juanchito, es una vía estrecha por donde sólo caben dos carros. El puente sobre el río Cauca está deteriorado, oxidado, con forámenes y con sus uniones dilatadas. El entorno es inseguro, circundado de invasiones que también están deteriorando la estructura. A cien metros del puente hay un giro a la izquierda que provoca grandes congestiones en horas pico.Algunos ingenieros han propuesto hacer un nuevo puente sobre el río Cauca. El alcalde de Cali, Rodrigo Guerrero, sugirió construirlo por Aguablanca. Entre tanto, la ampliación de la vía a Candelaria por concesión que había emprendido la Gobernación del Valle hace más de una década, finalmente se suspendió. Al sur de la ciudad, en la salida a Jamundí, la accidentalidad también es frecuente. Algunos carros chocan contra el separador de concreto por exceso de velocidad o por la estrechez de la vía. No hay bermas ni andenes y en plena congestión las motos circulan por fuera de la vía.A la Nación se le ha propuesto la ampliación de esta vía estrecha e insegura, pero el proyecto no se ha cristalizado. La entrada desde Buenaventura, en la portada al mar, también tiene problemas, pese a las canalizaciones viales que hizo el tránsito. A los lados se parquean carros piratas, proliferan las ventas informales y los ‘playeros’ o ayudantes que buscan pasajeros para vehículos que van a Dagua y Buenaventura. “A veces esto parece una galería”, dice un vecino del oeste de Cali.Frente a la problemática de las entradas y salidas de Cali el secretario de Tránsito, Alberto Hadad, dijo que se van a intervenir en asocio con la Secretaría de Infraestructura Vial del Municipio.En quince días se emprenderá un plan de bacheo para recuperar el pavimento deteriorado, sobre todo en la salida a Palmira y se hará la demarcación y señalización respectiva, aseguró el funcionario. Pero las soluciones de fondo a la movilidad de esos accesos y salidas aún siguen pendientes.Algunas solucionesEl secretario de Tránsito, Alberto Hadad dijo que con la llegada de cien guardas más se pueden reforzar los operativos contra la pirataría y las terminales ilegales que hay a las entradas de Cali. 35 carros diarios van a los patios por piratería, indicó.Dijo que para descongestionar la Avenida Cañasgordas se va a romper el separador en la Carrera 126 o Avenida La María, frente a la sede del Deportivo Cali, para que los vehículos puedan salir a la Vía Panamericana donde se pondrá un semáforo para facilitar el cruce a la izquierda.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad