Por paro indefinido cerca de 90.000 niños de Cali están sin clases

Por paro indefinido cerca de 90.000 niños de Cali están sin clases

Abril 28, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

Por lo menos 4000 docentes de la ciudad están en cese de actividades. Secretaría de Educación local pedirá cambio del calendario escolar.

[[nid:415181;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2015/04/marcha-profes-v2.jpg;full;{Durante el segundo día del paro nacional, los docentes de la educación pública de Cali y el Valle marcharon por las principales vías de la ciudad. Escuche las exigencias de los líderes del gremio.Video: Álvaro Pío Fernández | El País}]]

Por lo menos 90.000 estudiantes de colegios públicos de Cali permanecen sin clases desde el pasado miércoles 22 de abril, día en que arrancó el paro de maestros en todo el país.

De acuerdo con los registros de la Secretaría de Educación de la ciudad, 4000 de los 6000 maestros que se encuentran en la nómina del Municipio se mantienen en cese de actividades. Son 51 instituciones educativas oficiales las que viven anormalidad académica.

Lea también: Sin inconvenientes se realizó nueva marcha de educadores en Cali.

“Pedimos que se reanuden las clases para que los niños no se vean afectados, reconociendo que los maestros tienen preocupaciones legítimas por sus condiciones laborales”, dijo Édgar Polanco, titular de Educación de Cali.

El funcionario anuncio que hoy, en una reunión que se cumplirá en Bogotá entre los secretarios de Educación de todo el país, se pedirá al Gobierno autorizar la modificación del calendario escolar para que se recuperen las horas de clase perdidas.

Tanto la Central Unitaria de Trabajadores de Colombia, CUT, como el Sindicato de Trabajadores de la Educación del Valle, Sutev, han invitado a todos los docentes a continuar en paro, hasta tanto el Gobierno cumpla con las demandas planteadas por la Federación Colombiana de Educadores, Fecode.

Lea: Heridos y desórdenes, en segundo día del paro de educadores en el Valle.

Este lunes, cinco mil maestros de Cali, Valle y Cauca  participaron en una marcha que recorrió el sur y centro de la ciudad, donde pusieron de manifiesto sus preocupaciones.

“Hoy estoy haciendo un doctorado en Argentina, con mucho esfuerzo. Tengo dos especializaciones y una maestría,  pero lo  que nos pagan, comparado con otros profesionales, no compensa las inversiones que hacemos para cumplir con las exigencias de formación que nos piden”, dice Alejandra Molina, docente de primaria de la Normal Farallones, sede Los Cristales.

Se estima que el 90 % de los docentes del Valle no pasa la evaluación del Ministerio.

“Es una prueba manipulada para que los docentes no asciendan, porque al Gobierno le falta plata. Nunca se evalúa la calidad”, explica Estela Domínguez, fiscal del Sutev.

Agrega que el sueldo promedio de un maestro en el Valle está entre $1.200.000 (los profesionales  del estatuto 2277 de 1979) y $3.600.00 (los de categorías altas según el estatuto 1278 de 2002). “De este último estatuto no hay ni diez maestros que estén en el máximo de ese escalafón”.

En el Valle, 5000 educadores esperan desde el 2007 el pago de $12.000 millones por parte de la Gobernación del Valle, por ascenso en el escalafón.

No hay primas extralegales (en los municipios manejados por el Departamento). Los anticipos de cesantías tardan hasta tres y cuatro  años y hay problemas en la liquidación de pensiones, explican voceros del sindicato.

Cada mes, ante el Sutev llegan 750 quejas de docentes que tienen dificultades en la atención en salud.

“Sobre todo, con problemas oncológicos, de fonoaudilogía, oftalmología y problemas de huesos. Las citas de especialistas se demoran tres y cuatro meses, cuando deberían demorarse 15 días”, dice la veedora Gloria Nancy Cañon.

En Cali, aunque a los maestros se les pagó en 2014 deudas pendientes por $35.000 millones, les preocupa el aumento de colegios de ampliación de cobertura y falta de recursos para infraestructura y materiales pedagógicos.

“Enseño química sin tener laboratorio, con ollas, frascos y cucharas. Tenemos salones de 20 y 30 estudiantes cuando, enseguida, hay  un colegio de cobertura lleno. Los estudiantes se nos desmayan del hambre, porque no hay recursos para dar buenos desayunos o refrigerios”, explica Margot Romero, docente de la Institución Educativa Jesús Villafañe Franco, en la Comuna 13.

Santos pide que se reanuden las clasesEl presidente  Juan Manuel Santos pidió a los maestros de Colombia  que están en paro que regresen a clases y no sigan atentando contra el derecho a la educación.  ”Piensen en los niños y niñas que están dejando de estudiar  y en los padres que se ven afectados. Desde el Gobierno siempre estamos abiertos a la negociación, pero en el marco del respeto a los derechos fundamentales".
VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad