Polémica por contrato de Planeación para la Comuna 22, sur de Cali

Polémica por contrato de Planeación para la Comuna 22, sur de Cali

Noviembre 29, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de Vivir Ciudad Jardín.

Según el Municipio, el estudio permitirá recolectar datos de cara a la reforma del POT. Denuncian falta de transparencia en la licitación y piden investigación. Adjudicatario responde.

Un contrato firmado recientemente entre el Municipio y la empresa Geografía Urbana, cuyo objetivo es recoger información de la Comuna 22 de cara a la reforma del Plan de Ordenamiento Territorial, POT, no fue bien recibido por líderes de la zona ubicada en el sur de Cali.Lo califican de irregular y piden que se investigue y se suspenda, pues “le faltó transparencia a la licitación”. Entre las razones de la polémica figura el poco tiempo para la ejecución, estimada en cuatro meses como mínimo, pues fue la misma comunidad la que lo diseñó, como ya lo había hecho con otras iniciativas. En vista de que Planeación Municipal le asignó sólo dos meses, consideran que no se tuvieron en cuenta las dificultades para la participación ciudadana a las que se pueden enfrentar en diciembre ni la complejidad del trabajo a desarrollar.El estudio, que arrojará información sobre las problemáticas de la comuna, como la falta de movilidad y las afectaciones del medio ambiente, debía realizarse en el presente año. “Pero a última hora fue que se definió”, afirmó Jaime Mazorra Gómez, presidente de la Junta Administradora Local, JAL, antes de agregar que estaba proyectado para que lo ejecutara el Centro de Investigaciones en Territorio, Construcción y Espacio, Citce, de Univalle. “La idea era que, si no se podía hacer bajo un convenio, se abriera una licitación y la entidad pudiera participar para que, dada su experiencia en el manejo de estos temas, se le pudiera adjudicar”, complementó. A su turno, Hugo Salazar, dirigente de Ciudad Jardín, sostuvo que “se le hizo la sugerencia a la Administración Municipal, pero le dio vueltas al asunto, entonces trajeron una empresa de Bogotá y le adjudicaron y hemos sabido que esa firma fue la misma con la cual vino a Cali Juan Carlos López, ex director de Planeación”. Esta fue la causa por la que el Citce decidió no participar, según relataron, pues no podía comprometerse a realizarlo en menos tiempo del estimado, máxime cuando en diciembre sólo se trabaja prácticamente la mitad del mes. “En el despacho del ex director de la dependencia nos ratificamos en nuestra solicitud de que se suspendiera el proceso, pero él nos afirmó que al Grupo de Geografía Urbana, único proponente, a quien dijo no conocer, se le adjudicaría el contrato y que desde ya se le ampliaba el plazo en dos meses más (a febrero 28 del 2012) del tiempo programado, o sea el 31 de diciembre del 2011”, precisó Mazorra.Según él, esto “le restó transparencia a la licitación, toda vez que si los aspirantes hubieran conocido a tiempo la intención de la ampliación de la vigencia del contrato habrían presentado sus ofertas. Así pues, este plazo adicional, si es legal, no se le informó a los potenciales concursantes ni se incluyó en los términos de referencia”.En un comunicado, los líderes cuestionaron la “falta de idoneidad del ejecutante, pues a octubre 30 todavía estaban buscando profesionales para realizar el trabajo, según un correo que uno de sus integrantes envió a una de las personas que han venido trabajando en temas de la comuna. En este mensaje le pidieron asesoría, lo cual demuestra el desconocimiento del territorio”.Más participaciónSegún se conoció, el controvertido proyecto, además de proveer elementos que le servirán de materia prima al POT en relación con las necesidades de la zona, busca integrar a la comunidad y conocer por qué no hay participación ciudadana en el sector. “Para nosotros es una premisa el hecho de que lo que no se conoce, no se quiere, por eso es fundamental que la gente conozca su territorio y se integre”, explicó Salazar.No obstante, Alejandro Rodríguez, vocero de Geografía Urbana, aseguró que “no es un proceso de participación, sino un plan urbanístico, un estudio centrado en la ocupación del espacio, donde se deben proponer algunos proyectos estratégicos”.Respecto a los cuestionamientos, el vocero de la firma encargada del proyecto indicó que “estoy preparado para cualquier crítica, eso sólo mejora el trabajo”. Reconoció que el tiempo es escaso, pero sostuvo que el equipo a su cargo es bueno y que “cumpliré a cabalidad con mis obligaciones, yo me gané una licitación abierta”.Rodríguez puntualizó que nació y creció en ese sector de la ciudad, en alusión a las críticas relacionadas con el hecho de que la firma es procedente de Bogotá.“Se respetaron las normas”El saliente director de Planeación Municipal Juan Carlos López aseguró que se hizo un concurso de méritos abiertos, en el que se respetaron las normas. “Hubiéramos querido que se presentaran todas las entidades que normalmente lo hacen, pero no fue así y yo no podía descalificar a un proponente con el argumento de que es de Bogotá, pues cumple con todos los requisitos. Y es obvio que la experiencia la deben recoger con profesionales de Cali”, indicó.Añadió que no alcanzó a firmar la prórroga de dicho contrato y que no es cierta su amistad con integrantes de Geografía Urbana.Así pues, una iniciativa que en un comienzo buscaba incentivar la participación ciudadana está generando división, ya que dirigentes de la Comuna 22 se mostraron decididos a no participar más en ella.Esto, en razón a “la forma como se realizó la adjudicación, en la cual no fue reconocido nuestro trabajo de cinco años de participación ciudadana ni escuchadas ni valoradas nuestras solicitudes y observaciones” fue el argumento con el que dieron a conocer su determinación.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad