¡Ojo!, con fotomultas sancionarán a quienes laven carros en las calles

default: ¡Ojo!, con fotomultas sancionarán a quienes laven carros en las calles

Quienes lo hagan afuera de su casa o en un lavadero ilegal recibirán la sanción. Conozca más detalles de la medida anunciada por la Secretaría de Tránsito de Cali.

¡Ojo!, con fotomultas sancionarán a quienes laven carros en las calles

Septiembre 22, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
¡Ojo!, con fotomultas sancionarán a quienes laven carros en las calles

Quienes más utilizan los lavaderos ilegales son los conductores de transporte público, dice Emcali. Cerca a la Terminal de Transporte funcionan algunos.

Quienes lo hagan afuera de su casa o en un lavadero ilegal recibirán la sanción. Conozca más detalles de la medida anunciada por la Secretaría de Tránsito de Cali.

La Secretaría de Tránsito se prepara para comenzar a ‘cazar’ a aquellos caleños que lavan sus vehículos a las afueras de sus viviendas o en lavaderos ilegales (sitios en los que se toma agua directamente desde la tubería y no de pozos, como se debe). Lo harán a través de los equipos de fotodetección móviles que serán adaptados para detectar esta contravención que, de acuerdo con el Código Nacional de Tránsito, genera una multa de 8 salarios mínimos diarios legales vigentes (que equivalen a $171.824). La decisión surge gracias a una alianza hecha entre Emcali y el Tránsito caleño, con el objetivo de crear conciencia sobre la necesidad de hacer uso racional del agua en esta temporada seca. “Los niveles de desperdicio de agua perjudican a la empresa, pero también a la propia comunidad. En el caso de los lavaderos ilegales, por ejemplo, la gente perfora las tuberías y eso hace que se aumenten los daños en la red, también hay peligros de contaminación del agua, entre otros”, explicó Lucierne Obonaga, del Área del Departamento Comercial  de Acueducto de Emcali. Según la compañía, en Cali hay por lo menos 17 lavaderos ilegales de carros en barrios como Santa Teresita, Acopi, Floralia, Valle del Lili, Mariano Ramos, Ciudad Córdoba, Morichal de Comfandi, entre otros. “La idea es que la fotomulta genere dos sanciones al mismo tiempo: la de parquear en sitio prohibido y la de lavar el carro en vía pública. La sanción será para el dueño del vehículo, y esperamos que a futuro estas prueban nos sirvan para iniciar acciones penales contra quienes se roban el agua en los lavaderos. Eso es un delito tipificado por el Código Penal como detrimento de fluidos”, indicó Obonaga. Pedro Nel Fernández, del área de Defensa Jurídica de Emcali, explica que las pérdidas de agua por cuenta de los lavaderos clandestinos son muy altas. “Un solo lavadero puede registrar el equivalente a lo que consumen 20 familias por mes, pagando tarifa de estrato 5”, dice el funcionario.  Esto quiere decir que un solo lavadero puede robarse 400 metros cúbicos de agua  (teniendo en cuenta que el consumo promedio de un hogar es de 20 metros cúbicos por mes). Es como sacar del acueducto el equivalente a  400.000  gaseosas (cada una de un litro) cada 30 días.“Por más que se hacen sellamientos de válvulas, los ilegales se las arreglan para pegarse de otra parte de la tubería. La única solución  sería formalizarlos”, dijo Fernández. Particulares, en la mira Wilmer Tabares, de la Oficina de Comunicaciones de la Secretaría de Tránsito, informó que la dependencia se encuentra en proceso de adecuar la plataforma tecnológica para que los equipos puedan identificar y codificar la contravención de lavar el vehículo en vía pública. “La sanción se emitirá igual que una fotomulta por mal parqueo o  por exceso de velocidad. Cualquier ciudadano que sea sorprendido lavando el carro con manguera, desperdiciando el agua en plena temporada de sequía, será registrado por la cámara de fotodetección y luego será notificado de la multa. Tal como pasa con otras infracciones, se podrá controvertir”. Se espera que para la primera semana de octubre comience a aplicarse este tipo de  fotodetecciones. Por ahora, los controles se realizarán con agentes de tránsito en operativos especiales a lavaderos ilegales. Sobre estos, Tabares añadió que “ya están identificados  en zonas como la Terminal de Transporte y la Avenida Ciudad de Cali. Allí, además de hacer los controles, se demarcará la zona como sitio prohibido de parqueo, con el fin de que la gente sepa que ese es un sitio no autorizado”. Sanciones del Dagma, en octubre A partir del 1 de octubre  se espera que el Dagma comience a levantar procesos sancionatorios contra aquellas personas que derrochan agua en la ciudad. Las multas podrían ser de hasta 5.000 salarios mínimos ($3.200 millones)  para personas naturales o empresas que le den mal uso al preciado líquido. Camilo Vélez, del Grupo Hídrico del Dagma, explicó que esta semana habrá socialización de las medidas  con las juntas de acción comunal de las 22 comunas de Cali. “La idea es que ellos repliquen con la comunidad estas medidas”, dijo el funcionario. Agregó que en la última semana   el Dagma recibió 15 quejas  por derroche de agua en la ciudad. Preocupa bajo nivel del Cauca Si continúa descendiendo el nivel del río Cauca, es probable que la red baja del acueducto (que abastece al 75 % de la ciudad) también sufra de desabastecimiento. Así lo aseguró Diego Bolaños, gerente de Distribución de Agua Potable de Emcali, quien hizo un llamado para que los caleños optimicen  el uso del agua en esta fuerte temporada de calor que azota al departamento.  “Hoy (ayer) el río Cauca terminó con un nivel de 3,48 metros. Si el río llega a los 3 metros o menos comenzaríamos a tener problemas para potabilizar el agua por succión a través de las bombas. Adicionalmente, sabemos que el embalse de Salvajina está con poca agua (27 % de su capacidad según informes de la CVC). La única forma de contrarrestar un posible desabastecimiento como el de la ladera es ahorrando agua, haciendo buen uso del recurso”, explicó el ingeniero Bolaños. Sobre la situación de los ríos Cali y Meléndez, dice que la situación continúa estable. “Aunque ha llovido, no es suficiente para normalizar la operación de las plantas. En la red alta abastecida por el Cali, el bombeo sigue teniendo suspensiones, de 3:00 p.m. a 5:00 p.m. y de 11:00 p.m. a 4:00 p.m.” Agregó que con la puesta en funcionamiento de los tanques de La Campiña (para abastecer a barrios de la Comuna 2 como El Bosque, Menga, Altos de Menga, La Campiña, Chipichape, La Flora, Prados del Norte, Vipasa, Los Álamos y La Merced) “ha funcionado de forma óptima, pero ha costado estabilizar su operación porque la gente, al ver que tiene más agua, consume más”.

 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad