“Ojalá esta vez haya suerte con la espada”: Daniel Luque

Diciembre 27, 2010 - 12:00 a.m. Por:
César Polanía | Editor de Afición Taurina
“Ojalá esta vez haya suerte con la espada”: Daniel Luque

Daniel Luque recuerda que en la pasada temporada en Cali, la espada le privó su ilusión de abrir la puerta grande de Cañaveralejo.

En la temporada anterior, al torero sevillano se le escaparon las dos orejas en Cañaveralejo. Hoy reaparece al lado de su compatriota ‘El Cid’ y el colombiano Luis Bolívar.

Daniel Luque es un hombre de pocas palabras. No es muy amigo de la prensa. Algunos lo señalan de introvertido. Otros, de antipático. A él le da igual: “Soy como soy y lo que llevo adentro me gusta sacarlo en el ruedo”.El torero sevillano de 21 años —calificado por el cronista español Manolo Molés como un “pura sangre” y “firme candidato a llevarse el trofeo Señor de los Cristales”— vuelve esta tarde a Cañaveralejo con sed de triunfo. Con la ilusión de llevarse las orejas dentro de su chaquetilla.El año pasado estuvo a punto de abrir la puerta grande en la plaza caleña, pero la suerte no lo acompañó y anhela que hoy sí esté de su lado.Luque, que esta temporada estuvo gigante en ruedos como los de Bilbao y Gijón en la temporada española, alternará hoy en un cartel de lujo con su compatriota Manuel Jesús ‘El Cid’ y el colombiano Luis Bolívar.“Es un buen cartel. He toreado con ambos y espero que haya suerte para los tres. Que los toros embistan”, dijo el matador sevillano, quien dialogó con El País.Reaparece usted en Cañaveralejo, una plaza que lo vio la temporada pasada y valoró sus condiciones, a pesar de que no pudo cortar orejas. ¿Cómo llega a esta nueva presentación?Con muchas ganas de triunfar en Cali, ya que el año pasado la espada me privó de abrir la puerta grande en Cañaveralejo y ojalá que esta vez sí haya suerte. Ojalá que este año pueda demostrar el buen momento en el que estoy.¿Le dejó un sinsabor su debut en Cali por aquella mala suerte con la espada?No, en ningún momento. Disfruté mucho la plaza en aquella ocasión y ahora deseo disfrutar mucho más, pero quiero irme con las orejas en la mano.¿Qué es lo que más ha aprendido en estos dos años y medio que lleva como matador de toros desde que recibió la alternativa?Varias cosas, pero, sobre todo, no venir nunca abajo, buscarle la vuelta a todo tipo de toro. Es muy difícil competir con todos los compañeros que hay, pero estoy en un gran momento y espero estar a la altura de la fiesta en Cali. Triunfar en Cañaveralejo es lo que quiero.El cronista español Manolo Molés lo describe a usted como un torero pura sangre y afirma que es uno de los candidatos a llevarse el trofeo Señor de los Cristales...Le agradezco mucho a Manolo sus palabras, me alientan bastante, sobre todo por sus conocimientos en el mundo de los toros. Ojalá que pueda corresponder a sus palabras y me lleve el trofeo. Voy a hacer todo lo posible para ello, pero la verdad es que nunca me gusta adelantarme a los hechos, lo que llevo adentro me lo guardo antes de cada corrida y lo sacaré sólo cuando esté en la plaza.¿Es de los toreros que tienen cábalas?No, para nada, me gusta sacar mi toreo en el ruedo y no más, no me apego a ninguna otra cosa.Como le recordaba usted mismo ahora, en Cali se le fueron las orejas el año pasado por la espada. ¿Es una suerte en la que siente que debe trabajar más?Yo estuve bien con la espada aquella ocasión. Ni siquiera pinché al toro, pero no quiso caer rápido. El toro americano no cae fácilmente, es un toro duro. Pero bueno, espero que este año caiga y le pueda cortar las orejas para abrir la puerta grande.¿Cuáles son los toros que mejor le permiten expresarse a usted en el ruedo?Me gustan mucho los toros mexicanos, pero de donde sea, cuando un toro embiste, tú pones tus condiciones y ya está, lo demás es sacar tu toreo e ir por las orejas. Por otro lado, el toro colombiano es muy español ya y cuando uno está actuando en Colombia es como si estuviera esperando una corrida de mi país.¿Qué es lo que tiene ese toro mexicano que tanto les gusta a los españoles?Es un toro que embiste despacito, pero no por eso es fácil. Lo que más me gusta a mí es que me permite disfrutar mucho mi toreo.¿Es Sevilla, su tierra, la mejor plaza para mostrar sus condiciones?Esa no te la puedo contestar.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad