Metrocali responde a dudas por aplazamiento de salida de todos los buses viejos

Noviembre 22, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Margarita Rosa Silva | El País
Metrocali responde a dudas por aplazamiento de salida de todos los buses viejos

Presidenta de Metrocali, María del Pilar Rodríguez.

La presidenta de Metrocali, María del Pilar Rodríguez, indicó que fue necesario correr el tiempo de la implementación total del masivo debido a que los operadores no tienen la flota completa.

Un nuevo aplazamiento de la fecha de salida del transporte colectivo tradicional y el anuncio de que 200 buses urbanos serán adaptados para funcionar como alimentadores del MÍO temporalmente, han causado polémica y generado dudas sobre el proceso de transición hacia la exclusividad del masivo. La presidenta de Metrocali, María del Pilar Rodríguez, responde a los cuestionamientos y dice que “no se trata de improvisación”.¿Por qué se aplaza una vez más la fecha definitiva de la salida del transporte tradicional de las calles?Básicamente porque es necesario comprar más buses para el MÍO. Después de una reunión con los bancos el lunes, para la adquisición del crédito, nos dimos cuenta de que no vamos a tenerlos el 1 de enero. Entonces algunos de los buses tradicionales que siguen operando, lo harán más allá del 31 de diciembre. No se trata de permitir que los 1050 buses que hoy tienen tarjeta de operación sigan andando hasta nueva orden; tan solo circularán entre 250 y 400 de estos vehículos.¿Entonces no va a parar la chatarrización durante estos meses?No. Hay que continuar con la reestructuración porque nosotros vamos a seguir inyectando buses. No se suspenden ni la chatarrización ni los operativos a los colectivos con tarjeta de operación cancelada. Este nuevo aplazamiento puede interpretarse como una falta de autoridad de la Alcaldía...Yo no lo veo como falta de autoridad. Es muy complejo pretender decir una fecha y que esta se cumpla a como dé lugar, si el sistema no se ha ajustado totalmente. Eso no pasa únicamente en Cali, sucede en todas las ciudades, es casi imposible saber con exactitud qué demanda va a tener el sistema. Es normal que se tengan que hacer ajustes, no nos podemos quedar con lo que dijo el estudio de hace seis años. Esto responde a las necesidades de los usuarios y a las de los conductores del colectivo, que han pedido plazos adicionales. Usted señaló en una oportunidad que los buses que hay no eran suficientes (911), ¿por qué ese argumento se expone ahora y no se pensó antes de poner las fechas límite de salida del transporte tradicional? Porque no teníamos los resultados de los estudios que hemos hecho internamente. Antes yo sabía que faltaban buses, pero no te podía decir cuántos. Mientras llegan los buses se adaptarán 200 vehículos colectivos para vincularlos al MÍO. ¿Cómo será eso?Se les hará una adaptación eléctrica, la misma que se les hace a las iguanas (los alimentadores actuales). También un cambio de imagen, para que se vean como los del MÍO. Aprovecharemos los buses que han comprado los operadores a los transportadores.¿No habría sido lo mismo dejar que los colectivos siguieran circulando mientras llegan los buses nuevos?No, porque necesitamos que los buses operen con los estándares del transporte masivo. Estamos en proceso de chatarrización y dejar que ellos siguieran circulando habría sido ponerle freno a ese proceso. Hay quienes piensan que ha habido improvisación por parte del Municipio. Parece que hubiera un afán por que la gente se suba al MÍO...No es un secreto que necesitamos que la gente se empiece a subir al MÍO. Necesitamos llegar al punto de equilibrio para tener un sistema que sea sostenible a largo plazo. Es que llevamos mucho tiempo esperando: a los operadores se les hizo comprar los buses desde el 2007, apenas en el 2009 comenzó a funcionar el sistema y se creía que en ese año debían estar los 900.000 pasajeros. Llevamos mucho tiempo de rezago y necesitamos meterle el acelerador, de lo contrario nos íbamos a quedar con un sistema quebrado y unos operadores quebrados. ¿Cuál es el flujo actual de pasajeros? ¿El MÍO sí alcanzará el punto de equilibrio en diciembre?Definitivamente sí. Hoy estamos transportando 510.000 pasajeros diarios y, aunque cada operador tiene un punto de equilibrio distinto, todos necesitan entre 550.000 y 650.000 pasajeros. Es decir, sí lo vamos a lograr. Otro tema sensible es el estado financiero de los operadores. Incluso la Supertransporte se mostró preocupada. ¿Están quebrados o no?Lo he dicho siempre: es una situación difícil. No están quebrados, porque si así fuera no estarían operando. Es difícil porque llevan cinco años esperando el punto de equilibrio. Necesitan músculo financiero para operar mes tras mes, pero es una situación mucho menos grave que la que teníamos hace diez meses, porque en enero había solo 340.000 pasajeros. ¿Qué de cierto hay en que los bancos se asustaron tras la alerta que lanzó la Supertransporte sobre las dificultades económicas del MÍO?Estuvimos en Bogotá en una reunión con la Ministra de Transporte, el Viceministro y el Superintendente, quien viene la otra semana a dar los resultados de su estudio sobre el sistema, que hasta ahora, según él, ha sido positivo, con algunas preocupaciones que nosotros compartimos. Entonces no pasará en el futuro próximo que uno de los operadores anuncie que está quebrado...Mire, de los operadores, ETM está en una situación muy difícil. Precisamente fuimos a Bogotá a hablar con Colpatria y BBVA para apoyarlo. Yo no quiero minimizar la cosa, ni voy a decir que están boyantes, es una situación difícil. Inicialmente ellos necesitaban un crédito de $110.000 millones, hasta el momento han accedido a $85.000 millones. Necesitan el dinero restante y esa es la gestión que estamos haciendo. ¿Cómo va el plan para introducir las rutas que faltan?Con los últimos buses que van a entrar se van a introducir unas pocas rutas. Lo principal que vamos a hacer es fortalecer algunas ya existentes, como la A41. También se extenderán ciertas rutas y se creará una directa del Caney al centro, entre otros ajustes.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad