Los cuatro desafíos que debe afrontar Emcali cuando vuelva al Municipio

Mayo 05, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Zulma Lucía Cuervo Plazas | Reportera de El País
Los cuatro desafíos que debe afrontar Emcali cuando vuelva al Municipio

El próximo 3 de julio es la fecha que dio el presidente Juan Manuel Santos para devolver Emcali al Municipio.

La empresa, que regresa a manos del Municipio en dos meses, hoy tiene cifras positivas, pero enfrenta riesgos.

Solo faltan 60 días para que las Empresas Municipales de Cali, Emcali, vuelvan a ser administradas por el Municipio, luego de trece años de intervención de la Superintendencia de Servicios Públicos, entidad que en el año 2000 tomó la administración de la empresa para librarla de su inminente liquidación. La firma más importante del Municipio, según aseguró el presidente Juan Manuel Santos el 1 de mayo pasado, volverá a manos de la ciudad el 3 de julio, una fecha significativa para Cali porque se conmemora la independencia de las Ciudades Confederadas. Aunque las finanzas de la empresa son más saludables, incluso permitió generar una utilidad superior a los $200.000 millones en el 2012, aún hay temas pendientes por resolver, como la escisión del componente de Telecomunicaciones y la negociación del pago de un billón de pesos que le adeuda a la Nación por concepto de la construcción de la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales, Ptar. Un equipo conformado por 22 personas de Emcali y de la Superservicios ya inició el proceso de análisis para la entrega. La próxima semana, el comité de empalme creado por la Alcaldía iniciará formalmente con el proceso que devuelve Emcali a la ciudad.Futuro de TelecomunicacionesLos ingresos de Telecomunicaciones para el año 2012 fueron de $207.827 millones, 12,1 % menos que en el año 2011, cuando fueron de $233.077 millones. La explicación, según el gerente de Emcali, Ramiro Tafur, es la fuerte competencia en el mercado. Esta razón es la que aduce la Superservicios para que se escinda este componente, a lo que se suma que telefonía e internet ya no son un servicio público esencial. Esteban Piedrahíta, asesor de Planeación Estratégica de la Alcaldía, dice que Emcali debe seguir el ejemplo de EPM, que separó las telecomunicaciones. “Estamos convencidos de que la división debe hacerse, aunque será posterior a la devolución, cuando haya ambiente en el Concejo”. El presidente del Cabildo local, José Fernando Gil, explica que, si bien entiende que este componente debe separarse, el Gobierno Nacional tiene que mejorar las condiciones para que las empresas públicas del ramo sobrevivan. “La Ley de las TIC es favorable para los grandes jugadores, pero hostil para las públicas”, dice.El senador y extrabajador de Emcali Alexánder López afirma que escindir no es tan buena idea. “Si fuera así, UNE seguiría siendo pública, pero EPM tuvo que vender a Millicom (dueña de Tigo) para poder seguir en el mercado”. Agrega que Emcali tiene una fortaleza frente a las multinacionales: es la propietaria de la infraestructura que utilizan Claro, Movistar y UNE en la ciudad. El analista económico Mauricio Cabrera le apuesta a las alianzas estratégicas entre Emcali y ETB, para crear una gran empresa estatal que le haga frente a las multinacionales.¿Reducir la planta de personal? Un estudio contratado por la actual gerencia de Emcali recomienda eliminar entre 350 y 380 puestos de trabajo, específicamente en Telecomunicaciones. Actualmente, la nómina de la empresa es de 2377 personas, entre trabajadores oficiales y empleados. Según el presidente de la Unión Sindical de Emcali, USE, Harold Viáfara, los contratistas llegan a las dos mil personas, “que tienen incluso las mismas funciones de los trabajadores, pero que llegan por recomendación de los políticos. Si toca hacer un recorte, que empiecen por los recomendados de senadores y concejales”.Jorge Iván Vélez, presidente de Sintraemcali, el otro sindicato de la empresa, dice que los trabajadores pusieron en el 2005 su cuota para salvar la empresa rebajando los costos laborales, estimados en $40.000 millones anuales. La Alcaldía no descarta revisar la carga laboral y sus costos. Bernardo Naranjo, exgerente de Epsa y quien hace parte del equipo de empalme del Municipio, resalta que la planta de personal de Emcali es mucho menor a la de trece años atrás. “Es un tema que se tendrá que revisar y se hará un estudio al interior de la empresa”, anota.Panorama financiero Los ingresos de Emcali crecieron 4,6 % en el 2012, con respecto al año 2011. Pasaron de $1,35 billones a $1,41 billones. El negocio que más creció fue Energía ($777.870 millones) seguido de Acueducto y Alcantarillado ($431.795 millones). El que decreció fue el de Telecomunicaciones. Según los balances de la firma, las utilidades netas del 2012 fueron de $215.859 millones.Adicionalmente, la deuda con los bancos y proveedores, al momento de la entrega, es de $85.103 millones. Pero está pendiente por negociar el pago del billón de pesos a la Nación. Actualmente está planteado a cinco años, iniciando desde el 2014, pero la propuesta del Alcalde de Cali es ampliarlo a diez años, empezando la amortización en el 2015 o 2016. Ese dinero, según aseguró el presidente Santos el miércoles pasado, se devolverá a la ciudad en proyectos.Para ello se definirá un documento Conpes, que establecerá los pagos y los proyectos de inversión.El exagente interventor Carlos Alfonso Potes dice que este recurso se debe invertir en reducir las pérdidas de energía y agua. “El estándar nacional es del 12 % en energía y del 30 % en agua y Cali está en 30 % en energía y 55 % en agua”. El asesor Esteban Piedrahíta dice que es vital incorporar en el Conpes la nueva fuente de agua para la ciudad.El concejal José Fernando Gil cree que también es prioritario resolver el suministro del líquido en la ladera.Blindar a la empresa de la politiqueríaAún con la intervención de la Superintendencia, Emcali no ha estado exenta de injerencias políticas. Ramiro Tafur, actual agente interventor, reconoce que en estas esferas todo el mundo tiene “dueño político”, pero asegura que lo que ha buscado es hacer que todos cumplan con su deber. Se dice al interior de la empresa que el Partido de la U tiene el 90 % del personal, entre directivos y contratistas. En muchos escenarios se afirma que quienes mandan en la contratación son los senadores Roy Barreras y Dilian Francisca Toro, aunque también tienen influencia congresistas de la Costa Atlántica e incluso, concejales tradicionales que llevan varios periodos tienen algunos recomendados en jefaturas de departamentos. Por ello, el principal reto de esta Administración es generar las condiciones para que a la gerencia llegue una persona con perfil técnico. El alcalde Rodrigo Guerrero anunció en días pasados que una firma cazatalentos será la encargada de generar los requisitos para el nuevo gerente. La junta directiva estaría conformada por el alcalde, cinco miembros delegados por el Municipio y tres miembros de las asociaciones de vocales de control de servicios públicos. “La única forma de blindar a Emcali es que la gente se apropie de su empresa. Cuando eso pasa, no queda a merced de los políticos, el control social es la mejor defensa”, asegura Bernardo Naranjo, exgerente de Epsa.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad