La Comuna 2, al noroeste de Cali, 'embotellada' por caos en las vías

La Comuna 2, al noroeste de Cali, 'embotellada' por caos en las vías

Septiembre 30, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Karen Ferrin | Reportera de Cali Norte
La Comuna 2, al noroeste de Cali, 'embotellada' por caos en las vías

Los transeúntes aseguran que la ejecución de varias obras y la poca duración de la luz verde en el semáforo tienen frenado el tráfico.

“El día que yo salga de mi casa y no haya trancón, o no es un día normal o no soy yo. Cali, en general, es una gran botella”, afirmó la ingeniera de sistemas María Ximena Valdés, mientras intentaba salir de la Calle 44 con Avenida 4 Norte.“Sin mentirle, llevo avanzando poco a poco más de quince minutos y creo que estaré mínimo diez más por acá”, señaló.Entre tanto, en la Avenida 2 Norte con Calle 44 se requiere de cuatro agentes para regular el flujo vehicular. Pero aun así éste avanza con lentitud.“Antes me demoraba menos de ocho minutos en atravesar esta vía, hoy llevo más de un cuarto de hora estancado de esquina en esquina”, anotó el taxista Juan Carlos Gil.Tal vez por ello Ricardo Antonio Marín no sale de su casa en La Flora sin llevar buena música para entretenerse mientras se desplaza en su vehículo por la Avenida Sexta, donde está ubicada la mayor parte de su clientela. “Como sé a qué me voy a enfrentar durante todo el día, trato de conservar mi buen humor, porque soy consciente de que si existe un infierno para conductores, está en Cali”, afirmó el caleño de 39 años cuando estaba ‘atrapado’ a la altura de la Calle 18 Norte.“Ese karma lo vivo aquí, donde tres carriles se convierten en uno y se genera una congestión. También en la Avenida 4 Norte con Calle 7N, frente a la Clínica Colsánitas, donde se está ejecutando otra obra”, agregó. Según la denuncia de varios ciudadanos que recorren el Norte y el Oeste, la constante congestión que se registra en muchos puntos se debe a los semáforos mal programados.“En muchas partes se ha querido solucionar el asunto de movilidad con semaforización, como en la Calle 70, entre La 14 de Calima y Sameco, donde hay cuatro de estos aparatos”, manifestó el universitario Alejandro Guerrero.Por su parte, Cristian Hernández, un estudiante de dibujo profesional, protestó por el cierre de la Avenida 3N, donde se está construyendo la Terminal de Sameco.“Ese cierre sólo ha significado malestar para todo el que tenía que transitar por ahí y ahora le toca desviarse hasta la Avenida 4 Norte”, explicó.“Uno no se alcanza a imaginar cuántos carros colindan en esa misma calle, es impresionante. Y el tiempo perdido, ni se diga, por eso prefiero caminar”, agregó.También puntualizó que “no sé si la solución consista en aumentar el tiempo del semáforo en verde o en aumentar la presencia de los guardas, pero es evidente que algo se debe hacer con urgencia”.Ante esto, el jefe de guardas del Tránsito, Adalbert Clavijo, conceptuó que el problema no se resuelve con más agentes ni aumentando el tiempo del semáforo: “Hay una programación de obras y éstas no son de la Secretaría de Tránsito ni de los agentes, son de Infraestructura Vial y a nosotros sólo nos compete controlar el flujo de vehículos”, argumentó.Añadió que “esto se trata de tener paciencia, de madrugar más, de salir 20 minutos antes de sus casas, y les seguro que tranquilamente llegarán a tiempo a sus lugares de destino”.La inseguridad atacaLa demora en la circulación, el calor y el exceso de ruido no son los únicos malestares que generan los embotellamientos, ya que la inseguridad se cuela en medio de la lentitud del tráfico. De acuerdo con el guarda de Tránsito Luis Ángel Gálvis, las horas más complicadas en cuento a este aspecto se refiere son las comprendidas entre las 11:00 de la mañana y la 1:30 de la tarde y entre las 4:30 de la tarde y las 8:30 de la noche.“La Calle 44 es una zona muy problemática y se ha escuchado bastante acerca de atracos a personas que se movilizan en carros particulares”, señaló. Según Vanessa Sánchez, quedar atrapada en un tracón en los alrededores de El Peñón, Normandía o Centenario le genera pánico.“Hace un mes estaba esperando paso en la Avenida 2 Norte con Calle 5N cuando unos tipos en motocicleta me tocaron el vidrio y me gritaron que les diera mi cartera. Perdí mis papeles”, explicó. Fernando Córdoba, quien trabaja en El Peñón, aseguró que “cuando se presenta ‘tranca’ en la Calle 3 Oeste con Carrera 3 Norte la cosa es para estar vigilante, porque no es de extrañar que aparezcan los pillos haciendo de las suyas”. El comandante de la Estación de Policía de La Flora, mayor Carlos Andrés Correa, afirmó que la situación de seguridad en la Comuna 2 es bastante complicada, sobre todo en las zonas donde hay obras, pero que se están realizando operativos de control.“También hay que tener en cuenta que los hurtos los están realizando no con armas de fuego, sino con armas de juguete para intimidar a las personas”, explicó. Recomendó tomar rutas alternas a los trancones y “hacer un recorrido mental antes de seguir alguna vía”. Lo cierto es que la paciencia de los transeúntes de la Comuna 2 parece que no alcanzará hasta diciembre, para cuando se ha anunciado la conclusión de las obras de infraestructura que se ejecutan en el Norte y el Oeste.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad