Jóvenes de la Fundación Culata convierten muros abandonados en regalos para Cali

Jóvenes de la Fundación Culata convierten muros abandonados en regalos para Cali

Agosto 08, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

Jóvenes caleños crearon la Fundación Culata y transforman espacios de la ciudad en arte. En el barrio San Cayetano, centro de Cali, se puede observar una de sus obras.

Escogieron el barrio San Cayetano, en el centro de Cali. Necesitaban una cuadra que les ofreciera el lienzo perfecto: una casa abandonada. Eso fue hace cinco meses. Entonces, los muchachos de la Fundación Culata llegaron con sus pinturas, brochas, pinceles, escobas y machetes. Sin hablar con nadie, limpiaron y empezaron a transformar aquel espacio gris y enmalezado en una estampa colorida en que la pondrían a ‘vivir’ a una hermosa ave naranja. Lea también: Con murales, buscan promover la no violencia entre jóvenes del oriente de Cali

Iván Salazar, director de la fundación, confiesa que los vecinos los miraron con recelo. Pero cuando vieron de qué se trataba todo aquello, empezaron a sacarles empanadas, arepas, agua para mitigar el calor y hasta alguien entusiasmado les dio $10.000 para que compraran pintura.

Hoy esa fachada es un mural imposible de ignorar, que ahora es referente de ubicación para todo aquel que quiera llegar a la Carrera 14 con Calle 4.

Este trabajo de transformación urbana a partir del arte hace parte de la obra de la Fundación Culata, creada hace siete meses en Cali con el propósito de embellecer la ciudad e impulsar a artistas locales y extranjeros que pasen por la Sultana.

[[nid:452186;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2015/08/murales-cali-2.jpg;full;{La sede del centro cultural La Tomatera, en el barrio San Antonio, también fue pintada, esta vez por Natalia Gallego, artista conocida como ‘Gleo’. La Fundación Culata busca embellecer rincones de Cali. Foto: Jorge Orozco | El País}]]

Han trabajando en otros nueve muros. Si usted ha pasado por la Calle de la Escopeta, en pleno corazón de la ciudad, tal vez haya visto otro de ellos. Un enorme habitante de la calle al lado de su fiel chachorro. Iván explica que los murales son una parte de los trabajos. También hacen exposiciones en La Tomatera (San Antonio) y convocan a  conversatorios con los artistas que hacen la intervención urbana.

“Si alguien quiere que transformemos un lugar de su cuadra, de su barrio, con una obra de arte urbano, estamos prestos a escuchar, gestionamos los recursos y lo hacemos”, dice este fotógrafo y diseñador industrial.

 Andrés Succar, otro miembro de la fundación, emprenderá, paralelo a este proyecto  un  observatorio de artes e interacciones urbanas. 

“Lo que queremos es poder evaluar qué está pasando con cada intervención, si hubo apropiación, si hubo cambios en la seguridad, en el aseo, por ejemplo. O si no pasó nada”, explica Salazar. 

[[nid:452188;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2015/08/murales-cali-4.jpg;full;{Natalia Gallego también es la autora de esta obra, en el puente de la Carrera 44 con Autopista Sur.Jorge Orozco | El País}]]

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad