Invierte en el municipio con mayor proyección del Valle

Junio 14, 2017 - 01:04 a.m. Por:
Información Comercial

Jamundí, considerado ahora ‘el nuevo sur’ de Cali, repunta en la escala de valorización de los municipios del área de influencia de la capital. Esto dado a la oferta y la demanda en vivienda, sumado a las obras de infraestructura que se desarrollan en el territorio y las condiciones socioeconómicas y ambientales que lo rodean.

Precisamente de los factores que han hecho de ese municipio un atractivo lugar para invertir está la realización de dos obras importantes que prometen mejorar la movilidad y la conexión con Cali y el resto de la región, al tiempo que beneficiará a los proyectos urbanísticos que se consolidan en este municipio como Reserva de Río Claro.

Se trata de la ampliación a doble calzada de la Avenida Cañasgordas, para la cual se intervendrán seis kilómetros que inician en el puente sobre el río Pance, en la zona de Comfandi, hasta la glorieta de Alfaguara, en Jamundí.

“Ya está el diseño, pero requerimos adelantar una revisión de la parte del Predial. Se está contratando el procedimiento que consiste en verificar las áreas de los predios a comprar”, señala Julián Lora, secretario de Infraestructura del Valle.

Posterior a ello, se haría un estudio socioeconómico, ya que la obra se hará por valorización y se debe conocer a profundidad la población beneficiaria. El proyecto, se estipula, tendría un costo de $58.000 millones y estaría licitada en 2018.

De otro lado, está la ampliación de la vía Panamericana, obra que según la Empresa Renovación Urbana, Emru, contempla la construcción de carriles en ambos costados y un paso en el Crucero de Puerto Tejada, un puente sobre el río Lili y otro de la Calle 25 con Carrera 100. La construcción durará 18 meses y se realizará con dineros del municipio.

Un paraíso dentro de Jamundí

Uno de los proyectos que se beneficiaría de estas dos grandes obras de infraestructura es Reserva de Río Claro, ubicado sobre la vía a Potrerito. Una parcelación estratégicamente construida en medio de doce bosques primarios, cuatro nacimientos de agua que nacen y mueren en él, 105.000 metros cuadrados de zonas verdes y está bordeada en más de 800 metros por el agradable río Claro, tradicional río vallecaucano.
El proyecto, que fue concebido para las familias que desean vivir dentro un ambiente campestre, de aire puro, y a la vez, con todas las comodidades del siglo XXI, ya cuenta con nuevos lotes que conforman la Etapa V; los cuales cuentan con vías asfaltadas, alumbrado público, agua potable y alcantarillado; y su topografía es variada con áreas que oscilan entre los 1.500 y 3.000 M2.

El proyecto ofrece un espacio llamado ‘Playa bonita’, con arena especial para que los residentes puedan disfrutar de actividades al aire libre o hacer asados en las seis zonas para BBQ, dispuestas a lo largo del río, al tiempo que disfrutan de sus deliciosos “charcos”.

Así mismo, los residentes podrán disfrutar del sendero ecológico con sitios ideales para el avistamiento de aves y árboles frutales típicos del Valle del Cauca. El sendero cuenta, además, con dos miradores para contemplar la hermosa visual del río Claro.

La parcelación tiene un club house con mirador al lago, hermosas zonas verdes, cuenta con amplio salón social, business center para sus actividades de negocios, piscinas para adultos y niños, deck para disfrutar del sol, jacuzzis, baño turco y un muelle para pesca deportiva.

En cuanto a las zonas para actividad física, Reserva de Río Claro ofrece una sección deportiva con graderías bajo techo para practicar fútbol en cemento y césped, tenis, voleibol, voley playa y básquetbol. A su vez, cuenta con lugares mágicos, como el ‘Lago del águila pescadora’, ‘Isla del tesoro’, el puente y muelle sobre el lago, quioscos llamados ‘Refugio del gato con botas’ y ‘Refugio del armadillo’. Sin duda, características que lo convierten en el proyecto más innovador y ambiental de la región.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad