Graves daños en el Pascual Guerrero y El Templete, tras descenso de América

Graves daños en el Pascual Guerrero y El Templete, tras descenso de América

Diciembre 19, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Graves daños en el Pascual Guerrero y El Templete, tras descenso de América

En la mañana del domingo 18 de diciembre del 2011, los propietarios de los locales comerciales removían los escombros que dejaron los hechos delincuenciales de los hinchas de las barras bravas del América.

Diez heridos y cuantiosos daños materiales dejan los disturbios en el estadio. Ante el hecho, el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, hizo un llamado a la calma y a la tranquilidad.

Los disturbios que se iniciaron en la tribuna Sur del Estadio Pascual Guerrero después de terminar el juego que hizo descender a la categoría B al América de Cali, dejaron diez personas heridas, 17 locales comerciales afectados, 169 vehículos averiados, 62 personas detenidas y la incautación de 42 armas blancas, según lo informó el director de Seguridad Ciudadana, el general Rodolfo Palomino. Por más de cuatro horas un gran grupo de hinchas del América de Cali protagonizaron actos de violencia dentro y fuera del estadio Pascual Guerrero, los cuales dejaron daños materiales y varias personas heridas. Algunos asistentes al partido resultaron lesionados en las graderías, entre ellos, 15 en estado de ‘shock’ que fueron atendidos por la Cruz Roja en la gramilla.Ante el hecho, el alcalde de Cali, Jorge Iván Ospina, hizo un llamado a la calma y a la tranquilidad. “Es una situación triste, pero la hinchada americana debe tener cordura. La institución ahora más que nunca debe ser fuerte para sacar de nuevo al equipo a la primera división del rentado colombiano”, explicó Ospina.Según fuentes que no quisieron revelar su nombre, al interior del estadio Pascual Guerrero se vivieron momentos muy “turbulentos”. Al terminar el partido los hinchas de la tribuna Sur, lanzaron desde el segundo piso una nevera que pertenecía a uno de los locales de comida del estadio y que afortunadamente no dejó heridos, unas cinco sillas de la tribuna despegadas, algunas rejas y puertas desniveladas y algunas tapas de los baños fueron arrancadas en la tribuna Norte.Según esta fuente, para la magnitud del acontecimiento no fueron graves los daños materiales dentro del estadio. Sin embargo, indicó que es lamentable que un hecho como este, se convierta en un acto de vandalismo.Nelson, un vigilante del barrio El Templete indicó que al salir del estadio, las barras del América provocaron actos de terrorismo con piedras y patadas e hicieron muchos daños materiales a casas, locales comerciales y vehículos, entre ellos, unos diez carros que se encontraban estacionados en el parque, a los que les quebraron parabrisas y saquearon en su interior. Agregó que los hinchas enfurecidos mencionaban frases como “vamos a formarla” y “esto no se puede quedar así”.En una de las funerarias que resultó gravemente afectada se hallaron bloques de concreto, ladrillos, adoquines y hasta varillas de hierro que atravesaron el espacio por casi doce metros.Asimismo, en una de las salas donde se realizaba una ceremonia de velación, causó pánico a las personas que allí se encontraban, la interrupción por parte de los hinchas con insultos y patadas en las puertas de vidrio del lugar.Algunos dueños de los locales comerciales coinciden en decir que se hallaron unos costales con escombros que no eran del sector, lo que indican que los jóvenes en su mayoría, venían preparados para el vandalismo y que no entienden cómo esto tan lamentable no puede ser controlado por las autoridades. El Alcalde también informó que hoy se se llevará a cabo una rueda de prensa para dar a conocer los daños ocasionados al interior y exterior del Pascual y sobre las duras sanciones para quienes protagonizaron los actos violentos.ReporteSegún el reporte de las autoridades tres policías también resultaron heridos.Entre los civiles heridos se encontraba un menor de edad.Los heridos fueron llevados a la Unidad de Trauma del Hospital Universitario del Valle. Uno de ellos se encuentra en observación y el resto fueron dados de alta.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad