Gran cambio del MÍO será en septiembre tras salida de buses tradicionales

Agosto 17, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Gran cambio del MÍO será en septiembre tras salida de buses tradicionales

La cobertura actual del MÍO es de 87%. Esto se determina sumando las áreas que cubre cada ruta, es decir, 300 metros a lado y lado del sitio por donde pasa cada ruta.

La entrada de diez nuevas rutas pretroncales y de siete alimentadoras ocurrirá en septiembre, para alcanzar el 93% de la cobertura.

Ante el anuncio de la Alcaldía de que los buses tradicionales no circularán más a partir del 1 de noviembre, son varios los aspectos en los que Metrocali se está preparando. La entrada de nuevas rutas y de más de cien buses, la ampliación de las estaciones más concurridas, crear carriles preferenciales para el MÍO en corredores como la Pasoancho o la Autopista y la implementación de timbres en los buses, son algunos de los proyectos cercanos.A través de su página web, El País realizó una consulta sobre cuáles son las zonas en las que el MÍO debe mejorar su servicio, en la que participaron 74 lectores. Aquí la respuesta a algunas de sus inquietudes, de acuerdo con Metrocali.Cubrir toda la ciudad En septiembre ingresarán 17 rutas nuevas: 10 pretroncales y 7 alimentadoras. Con esto, el MÍO quedará con 90 rutas: 49 alimentadoras, 30 pretroncales y 11 troncales, cubriendo el 93% de la ciudad. Las nuevas rutas entrarán a cubrir zonas como el Sur (Calle 16, carreras 66 y 80), Centro y Oriente (Santa Elena, calles 25 y 26, las calles 34, 44, 52, 70, 73 y 76, además las comunas 13, 15 y 16) y el Norte ( Avenidas 6N y 6AN). También entrarán a funcionar rutas pretroncales con recorridos similares a los de los buses tradicionales, que conectarán el Norte con el Sur o con el Oriente, otras por la Avenida Circunvalar y la vía al Aguacatal en el Oeste. La zona de ladera (comunas 1, 19, 18 y 20) seguirá siendo cubierta por jeeps.Ampliar estaciones y mejorar paraderos Una de las quejas de los usuarios es sobre calles por las que pasa el MÍO que están en mal estado. Metrocali asegura que abrirá una licitación antes de diciembre por $70.000 millones, que se destinarán a mejorar las calles de la red de pretroncales, adecuar paraderos y andenes. El próximo año se invertirán otros $70.000 millones en ese propósito. En este presupuesto se incluye adecuar las paradas de acuerdo con el número de personas que las utilizan. Las más concurridas tendrán cobertor para el sol. Otros usuarios expresan preocupación porque varias estaciones de cabecera aún no se han construido, lo que causa aglomeraciones en algunas estaciones. Al respecto, Metrocali asegura tener varios planes de contingencia. Uno se trata de ampliar algunas estaciones como Chiminangos (que ya está en construcción) y Universidades, que estaría funcionando para el primer trimestre de 2013.Acercamiento con el usuario y mejora en el servicio Algunos usuarios manifiestan que hace falta información en las estaciones y mejor divulgación de las rutas. Metrocali dice que está capacitando 60 facilitadores para este propósito. Además, la entidad formará a los conductores, “pues son la primera fuente de información para el usuario” y reconoce que hay que revaluar la norma de que “no se puede hablar con el conductor”. Frente al sistema de recargas, hoy el MÍO cuenta con 150 puntos en la ciudad. Se espera que para diciembre haya 300 y el objetivo es llegar a mil. “La idea es que cargar la tarjeta del MÍO sea tan fácil como cargar el celular”, dice la presidenta de Metrocali, Pilar Rodríguez.La frecuencia idealUna de las quejas más recurrentes de los usuarios es sobre los largos tiempos de espera y la frecuencia de los buses. Metrocali asegura que la principal razón es el tráfico de la ciudad. Por ello se están identificando los puntos críticos de tráfico (como el Centro, que según aseguran los expertos, es donde más se retrasan las rutas). Una opción que se estudia es que en corredores pretroncales (como la Pasoancho, la Autopista Sur, o las carreras 39, 44, 56, etc.) se asignen carriles preferenciales para el MÍO, para que los padrones tengan prioridad allí y que los vehículos particulares sólo los tomen para situaciones puntuales como cruzar. Además, la implementación de timbres en padrones y alimentadores es un hecho. Sólo falta que los operadores (dueños de los buses) los instalen. La idea es que cuando un usuario se vaya a bajar, timbre, y el bus se detenga en la siguiente parada. Esto reducirá paradas innecesarias.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad