Francisco Piedrahíta fue dado de alta en Nueva Orleans en perfecto estado

Francisco Piedrahíta fue dado de alta en Nueva Orleans en perfecto estado

Mayo 26, 2011 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

Así lo informó Patrick Greiffenstein, uno de los médicos a cargo de la salud del académico vallecaucano, a El País. Se le suministron sueros para hidratarlo nuevamente y compensar la pérdida de líquidos que sufrió durante su odisea.

El rector de Icesi, Francisco Piedrahíta, se recuperó satisfactoriamente después de sobrevivir cinco días en medio de un pantano en el Parque Nacional Jean Lafitte de Nueva Orleans, en Estados Unidos, y fue dado de alta en la noche de este jueves, según informó Patrick Greiffenstein, uno de los médicos encargados de velar por su salud en el hospital Jefferson de Nueva Orleans.Según el más reciente parte médico, el académico vallecaucano respondió bien al suero que le suministraron para hidratarlo y también a los antiobióticos para limpiar su organismo y eliminar la problemas digestivos que presentó tras su odisea. Por estos motivos, salió del hospital."Los riñones fueron afectados pero han respondido muy bien a la hidratación. Los niveles de electrolitos y creatinina han bajado casi a lo normal, lo cual es muy favorable y con seguridad va a recuperarse favorablemente", dijo el médico. Los galenos también trataron las picaduras de insectos en el cuerpo del rector de la Icesi, las cuales solo representan "un fastidio temporal y en un par de días se le van a mejorar. Es una molestia que no va a tener consecuencias", enfatizó Greiffenstein.Asimismo, el médico anotó que Piedrahíta no requiere de una dieta especial para su recuperación, por lo que "lo único importante es que pueda comer y tenga ganas de hacerlo". Según el médico y las familiares de Piedrahíta, él ha estado hablando mucho sobre lo que vivió durante el tiempo que estuvo desaparecido, desde el momento en que llegó al centro asistencial, por lo que calificaron su condición sicológica como "excelente"."Creo que siente cierto deber en explicar lo que le pasó debido a la intensa búsqueda y al interés internacional que hubo. Su condición sicológica es excelente. Está tranquilo y contento. Está 100%, mucho mejor de lo que estaría la mayoría de la gente en su situación", explicó el médico.Los médicos del hospital Jefferson aseguraron estar asombrados por las buenas condiciones de salud del académico, a pesar de haberse mantenido en medio del calor sin agua ni comida."Es increíble, él está en mejores condiciones de salud de las que se esperaba", dijo el doctor Robert Chugden. "Hemos visto a personas atrapadas en los pantanos por un día o dos y, en la mayoría de los casos, no lucen tan bien", añadió. Los galenos del hospital también trataron la atrofia muscular que sufrió Piedrahíta, tras permanecer la mayor parte del tiempo inmóvil en una zona húmeda. El médico Greiffenstein recalcó que sus condiciones físicas son óptimas y que solo se le recomienda que cuando regrese a Colombia se realice un cheque general para verificar que todo siga de acuerdo a lo esperado.Como persona apasionada por el medio ambiente y la naturaleza, según le contó a este diario el médico Greiffenstein, lo que le sucedió al rector de la Icesi será algo positivo para él y no tendrá complicaciones en un futuro, pues "no se vio luchando contra la naturaleza y tampoco vio su situación como algo hostil"."El único trauma de pronto tuvo fue el desespero porque no lo encontraban. Es un hombre muy introspectivo e inteligente. Su fuerza de carácter y el cariño que el siente por los demás no le van a generar traumas en cuanto a lo que vivió", dijo el galeno al concluir que esta experiencia "solo la verá como un reto en su vida y quizá el mas grande haya tenido que superar".Así sobrevivió Piedrahíta los días que estuvo perdidoDeshidratación y algunos problemas digestivos le quedaron al rector de Icesi, después de su travesía. La hierba de esta zona (que comió en muy poca cantidad) le sirvió de reserva para sobrevivir en condiciones mínimas, más no ideales.Aunque el agua de pantano no tiene sodio ni potasio, fundamentales para el cuerpo humano, la escasa cantidad que habría tomado podrían servirle para mantener la hidratación mínima en el cuerpo. Los electrolitos se pueden encontrar en las hierbas y los vegetales que consumió Piedrahíta, con lo que suplió la ausencia de estos elementos.“No es lo ideal porque el agua contaminada puede generarle una infección gastrointestinal, producirle diarrea y más complicaciones de salud, pero tal vez fue una alternativa para subsistir mientras lo encontraban”, explicó el médico y cirujano Harold Rosero González.En la hierba, el rector de Icesi también encontró una fuente mínima de calorías que lo mantuvieron de pie. Por lo general, la ausencia total de una buena fuente calórica provoca hipoglicemia y pérdida del conocimiento. Otro punto que jugó a favor de Piedrahíta en su estrategia de supervivencia fue moverse poco, en una zona de diez metros, y evadir el sol al quedarse protegido bajo un árbol.“Eso disminuyó su consumo de energía y el riesgo a una deshidratación severa que le hubiese provocado una pérdida del 15% de agua del cuerpo, que hubiese requerido un manejo hospitalario complejo”, dijo el galeno.La deshidratación es producida por las altas temperaturas en un lugar determinado. Puede ocasionar visión borrosa y debilidad en los miembros inferiores.Cabe mencionar que la orina también es útil en casos extremos como este para lograr algo de hidratación, pues en un 96% está compuesta por agua; el resto son sustancias de desecho como ácido úrico y amoniaco.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad