Estudiantes universitarios de Cali 'pierden el año' por crisis del HUV

Septiembre 22, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

“Llevo quince días rotando en Oftalmología y he atendido dos pacientes; esa es la cifra mínima que debería revisar a diario", dice una de las estudiantes afectadas.

[[nid:465955;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2015/09/huv-734_3.jpg;full;{Los más de cien estudiantes rodearon las instalaciones del Hospital Universitario en una actividad que ellos llamaron 'Cordón de la luz', con la que buscaban defender el principal centro asistencial del suroccidente colombiano, sumergido hoy en una crisis financiera.Fotografías: Bernardo Peña | El País}]]La alerta naranja en la que está el Hospital Universitario del Valle no ha dejado títere con cabeza. Al drama de la falta de insumos para atender pacientes, la falta de pago a los trabajadores y la crisis económica de la casa de salud, se suma la preocupación de los estudiantes de Medicina y Cirugía de Univalle, quienes practican en el centro hospitalario más importante del suroccidente colombiano. Lea también: a paso lento se restablecen los servicios médicos del HUV. Ellos, que desde el cuarto año de sus estudios empiezan a prepararse en la práctica  en la  labor de salvar vidas, están viendo afectado su ejercicio por la ausencia de enfermos y de insumos. “Llevo quince días rotando en Oftalmología y he atendido dos pacientes; esa es la cifra mínima que debería revisar a diario. Esperaba ver casos de trauma oftalmológico, pero hay días en los que no llega nadie y solo nos miramos las caras con los compañeros. Ahora el aprendizaje es muy reducido, porque en este oficio se aprende en la práctica, no solo leyendo y viendo cómo se hacen las cosas en Youtube”, dice Juan, quien en sus tiempos libres estudia las historias clínicas de los pacientes, para tener idea de qué medicarle a alguien con determinados síntomas. De otra parte, Juan Camilo, quien está en la Unidad Pediátrica del HUV, dice que la falta de insumos impide la atención de los niños que llegan con diferentes patologías. Lea también: Red hospitalaria de Cali, a punto de colapsar por 'coletazo' de la crisis del HUV. “Hace unos días llegó un niño desde El Águila con drepanocitosis (deformación de  los glóbulos rojos y obstrucción de los vasos sanguíneos) y no teníamos tubos para hemogramas. Eso nos impidió atenderlo y, como la red de salud municipal está colapsada, lo tuvieron que trasladar a Popayán. En lugar de conocer cómo aplacamos enfermedades, estamos viendo el crecimiento de tumores”, dice Juan Camilo, uno de los casi 900 estudiantes que practican en el centro médico. Para Carlos Palacios, quien hace su práctica en la Unidad de Trauma, la falta de pacientes en urgencias es uno de los problemas principales en su aprendizaje, porque “solo hemos podido suturar dos veces, mientras los estudiantes de otra época podían hacerlo hasta en 25 ocasiones en su práctica”. En ese sentido también se pronunció Juan Rodríguez, estudiante de último año y residente en Anestesiología, quien debido a la falta de insumos y pacientes se ha visto a gatas para hacer procedimientos básicos para un médico general, como la intubación de enfermos. Lea también: El 24 de septiembre estaría lista propuesta de reestructuración del HUV. Pero la situación actual del HUV y una eventual declaratoria de insolvencia económica, no solo preocupa a quienes están haciendo sus ejercicios, sino a quienes apenas cursan sus primeros semestres en medicina.  Ese es el caso de Isabella Roatta, quien está en tercer año de medicina y aunque dice que su práctica deben asegurarla en cualquier casa de salud, “en este hospital es el único sitio en el que se puede tener contacto directo con los pacientes. En otros, los estudiantes solo pueden mirar y ningún médico quiere eso”. Fallan contra embargos El Tribunal Superior de Cali falló en primera instancia una tutela interpuesta por los congresistas Javier Mauricio Delgado y Álvaro López, en la que se ordena levantar el embargo de $30.000 millones que pertenecen al Hospital Universitario del Valle y fueron secuestrados por acreedores. “Esta medida permitirá que los recursos que aporte la Gobernación del Valle sean inembargables. Además, la suspensión de los embargos evita que el HUV se declare en estado de insolvencia y también evita una posible intervención”, aseguró el representante a la Cámara, Álvaro López. De igual forma, el fallo exhorta al Gobierno Nacional y Departamental para que tome medidas para que  las EPS paguen sus deudas con el HUV, las cuales superan los $100.000 millones. “Esto reconoce que los recursos de la salud son inembargables, que se puso en juego el derecho a la vida de los niños con cáncer y nos permite recuperar los recursos que no han permitido el funcionamiento normal del hospital”, remarcó el director (e) del HUV, Jairo Corchuelo, quien recordó que las deudas del hospital a corto plazo son de $150.000 millones y un pasivo de $241.000 millones. Asimismo, el fallo ordena garantizar la atención de los niños con cáncer que adelantan su tratamiento al interior de la casa de salud. De acuerdo con el oncólogo Carlos Portilla, en la unidad de Hemato-Oncología Pediátrica hay cinco pacientes hospitalizados a quienes se les garantiza la atención, pero se ha restringido el diagnóstico de nuevos enfermos.  Por su parte, el rector de la Universidad del Valle, Iván Ramos, declaró que con la liberación de recursos y la habilitación de servicios se normalizarán las actividades de profesores, estudiantes y residentes al interior de la casa de salud.

 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad