Estudian nuevas vías con peajes para superar congestión al sur de Cali

Febrero 01, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Zulma Lucía Cuervo Plazas, reportera de El País

Esta zona de expansión tiene solo dos accesos. Privados quieren invertir en calles y puentes.

Son 27 cuadras las que hay entre el condominio Colinas de Pance y Unicentro. Traducido a kilómetros, son cerca de cinco. Ese trayecto, teniendo en cuenta semáforos y con un flujo vehicular moderado, sin trancones, puede tomar 17 minutos.Pero a Fernando Velasco, residente en este condominio, hacer este trayecto en su vehículo le toma 50 minutos en la mañana y lo mismo en la noche, cuando regresa del trabajo a su hogar. Es el mismo tiempo que se tomaría entre el Paso del Comercio (salida norte de Cali) y Guacarí, donde se recorren 53 kilómetros.“Es espantoso el tráfico de la Comuna 22 y toda la congestión se debe a una sola razón: no tenemos vías de acceso para un sector que hoy tiene más gente y más servicios, como las universidades y los colegios”, anota Fernando Velasco, reconocido líder de este sector.Hugo Salazar, líder de la Comuna 22, dice que en la zona viven por lo menos unas 10.000 personas de estratos medio y alto (cuyos hogares tienen como mínimo un vehículo particular) y 80.000 más asisten a las universidades, colegios y centros recreativos y comerciales.La movilidad vehicular solo tiene disponible dos vías: la Avenida Cañasgordas y la Cali-Jamundí (o Panamericana).Por eso, dice Fernando Velasco, la solución para desembotellar el Sur es elemental: construir más vías y hacer más puentes vehiculares.“Completar la Avenida Circunvalar es una necesidad imperiosa, máxime cuando la ciudad está creciendo hacia Pance, Ciudad Jardín o Valle del Lili”, afirma Velasco.Ese mismo razonamiento lo contempla la Alcaldía de Cali. Pero los proyectos viales para descongestionar el Sur tienen costos millonarios, que no pueden ser financiados con recursos municipales.De ahí que se estudien dos proyectos de alianzas público-privadas, que según el secretario de Infraestructura y Valorización de Cali, Miguel Meléndez, serán presentados en mayo de este año al Ministerio de Hacienda y Planeación Nacional, entidades que deberán aprobar las iniciativas.Estas son el anillo vial (que mejorará la circulación entre el Sur y el Norte) y el plan maestro del Sur (que contiene la construcción de más calzadas en las vías existentes, nuevas vías y puentes vehiculares).Los proyectosEl plan maestro del sur de Cali contempla la ampliación a tres carriles de la vía Cali-Jamundí, desde la intersección de la Carrera 100 con Avenida Simón Bolívar hasta el límite de la ciudad con el río Jamundí, la ampliación a tres carriles de la Avenida Cañasgordas, desde la Carrera 100 hasta la Carrera 122, la construcción de la vía en doble calzada de la Carrera 122 entre la Avenida Cañasgordas hasta la vía Cali-Jamundí y la construcción de las bermas de la vía Crucero-Puerto Tejada hasta antes del puente del río Cauca.También contempla construir puentes vehiculares como el de la Calle 16 con Avenida Cañasgordas, el de la vía Cali-Jamundí sobre el Crucero de Puerto Tejada y el puente retorno después del cementerio del Sur.Este proyecto cuesta $460.000 millones y está en etapa de prefactibilidad. El Secretario de Infraestructura indicó que cuenta con el visto bueno de Planeación Municipal.Con respecto a su financiación, la firma Sainc plantea que se instalarán peajes ubicados en las tres vías, lo más próximo al límite sur y suroriental de la ciudad, con el objetivo que lo paguen las personas que trabajan o tienen negocios en Cali y viven fuera de la ciudad.El anillo vial consiste en construir una vía expresa que utilizará los dos carriles existentes centrales de las autopistas Simón Bolívar y Suroriental (que iniciaría en la salida a Jamundí hasta Menga), los cuales estarán libres de semáforos y sus cruces serán a través de 22 puentes vehiculares (como en la Carrera 100 con Calle 25, en la Carrera 100 con Avenida Pasoancho, Autopista Simón Bolívar con Carrera 66, entre otros), que permitirá que se cruce la ciudad en 20 minutos.El proyecto contempla la construcción de ciclorrutas y andenes. Según los estimados que hace la firma española Cintra, que presentó la iniciativa al Municipio, a diario entran y salen de Cali 140.000 vehículos, lo que hace viable la iniciativa. Esta propuesta tiene un costo estimado de $1,3 billones y la concesión duraría entre 25 y 30 años. Quien use esos carriles tendría que asumir un costo a través de un pago de peaje electrónico (con chip instalado en el vehículo) y el valor se debitaría de una cuenta bancaria o de la tarjeta de crédito.Según Meléndez, los dos proyectos fueron adoptados como de iniciativa pública y su presentación al Ministerio de Hacienda y el Departamento de Planeación Nacional se haría en mayo.El funcionario estima que una vez presentadas las dos alianzas público-privadas, el Gobierno Nacional se tomaría dos meses para evaluarlas.“Estas tienen un trámite menos dispendioso, porque no contempla financiación de ningún tipo de parte de las entidades del orden nacional”, sostiene Meléndez.Sobre la viabilidad para desarrollar los proyectos, el Secretario de Infraestructura indica que en el aspecto técnico son viables. “Falta el planteamiento económico, por eso no se puede hablar de cuánto costaría el peaje para quienes usen estas vías”, anota.De ser aprobados los proyectos, hacia finales de año se firmarían las alianzas y en enero del 2016 comenzaría la construcción de las obras, las cuales tienen una duración de cuatro años.Otras alternativas que contempla la Alcaldía para descongestionar el Sur son la ampliación de la vía a La Buitrera y el mejoramiento de calles internas en la parte alta de Ciudad Jardín. Las soluciones tomarán años, reconoce el ingeniero Meléndez, mientras que el crecimiento del parque automotor sigue en aumento y las calles se seguirán congestionando.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad