Entradas a Cali, un trancón por los cuatro puntos cardinales

Entradas a Cali, un trancón por los cuatro puntos cardinales

Febrero 23, 2014 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Entradas a Cali, un trancón por los cuatro puntos cardinales

La estrechez de las vías de ingreso a Cali y la falta de retornos son los mayores problemas. Algunas están en vía de solución, otras no.

Todos los días es así. Media hora atrapado en el sopor del trancón para entrar a Cali. Pitos, smog, calor, desespero... Una masa de carros que se desplaza a cinco o diez kilómetros por hora cuando se mueve. Un nudo de motores en Juanchito que se aprieta cuando no hay agentes de tránsito antes del puente y que solo, cuando ellos aparecen, se desata lentamente. Esa es la rutina matinal de Gustavo García, un comerciante de vidrios para automóvil que vive en Ciudad del Campo, esa urbanización de más de 6000 viviendas que crece y crece cada día en la otra orilla del río Cauca y cuya única entrada y salida está frente a Juanchito, a cien metros del puente que une a Cali con Candelaria.El jueves pasado, Gustavo salió a las 6:15 a.m. en su camioneta desde su casa que queda a menos de un kilómetro de la carretera central y llegó 35 minutos después a esa salida. Un trayecto que no debería tomarle más de cinco minutos. A las 6:50 a.m. Gustavo estacionó el vehículo en la berma porque tenía pico y placa y no podía seguir para Cali. Le reclamó airado a Diego Serna, encargado del grupo de agentes de Tránsito de Candelaria que hacía control en el sitio. “¿Por qué no nos da aunque sea un minuto de vía a los de Ciudad del Campo y cinco minutos a los otros?”, se quejó García.Serna, un agente que lleva 23 años controlando tráfico en las vías, le respondió que la carretera Cali-Candelaria es una vía departamental principal que tiene prelación y su tráfico (de unos 15.000 vehículos) no puede pararse así para darle paso a una calle secundaria. El problema es que, como dijo el secretario de Infraestructura Vial de Cali, Miguel Meléndez, la vía Cali-Candelaria es demasiado estrecha, solo tiene una calzada por sentido vial y eso no permite hacer una aproximación para un retorno. Entre tanto, la fila de vehículos para ingresar a Cali alcanza hasta dos kilómetros. No solo por ese nudo en Juanchito, sino por el pésimo estado del puente, lleno de huecos y con latas de sus juntas desprendidas.El director regional de Invías, Édgar Quintero, indicó que ya hay un principio de solución. Se abrirá la licitación para construir un puente nuevo de cuatro carriles paralelo al actual, con un presupuesto de $29.000 millones.Adicionalmente, hay $4000 millones para el reforzamiento total de la estructura del puente actual. Y la doble calzada Cali-Candelaria-Florida tambíén está contemplada y se le buscan más recursos, aseguró el funcionario. Más dificultadesLos otros accesos y salidas de Cali también tienen dificultades. Son estrechos, no tienen retornos y están en mal estado. Como el de la vía al mar, por donde Alberto Patiño ya se acostumbró a convivir con el peligro cada que sube y baja de su casa, arriba de El Saladito.La vía no tiene bermas ni andenes, no hay ciclorrutas pero muchos ciclistas andan por ella, lo que la hace más riesgosa. Las autoridades suspendieron el tráfico de camiones de carga por ahí, pero la densidad de tráfico aún es alta.Miguel Meléndez dijo que se presentó un proyecto a Invías para hacer una calzada adicional de dos carriles entre la Portada al Mar y El Saladito, una obra que cuesta $250.000 millones. De esta manera se amplía la propuesta inicial de la megaobra para esa vía que consideraba solo seis kilómetros de calzada.El director de Invías, Édgar Quintero, ve con buenos ojos la propuesta y cree que hay que conseguirle recursos porque se trata de una salida vital de la capital del Valle hacia el mar Pacífico.La nueva calzada iría por la cresta de la montaña y, por la topografía, seguramente requeriría algunos viaductos como se ha hecho en el tramo a Loboguerrero, indicó Quintero.Pero los nudos de tráfico para entrar a Cali no terminan. Los que se forman en la Simón Bolívar con Carrera 100 (frente a Jardín Plaza) y en la ‘Y’ de la salida a Puerto Tejada son un dolor de cabeza para quienes circulan por la vía Cali- Jamundí. Sin embargo, este problema tiene una solución más clara. El secretario de Infraestructura Vial de Cali dijo que se trabaja una alianza público privada para mejorar la vía entre Jardín Plaza y el camellón de las Chuchas. El proyecto consiste en hacer dos calzadas de tres carriles, un puente elevado a la altura del camellón de las Chuchas para salir a Puerto Tejada y un puente elevado en la Simón Bolívar con la Carrera 100 para mejorar los cruces a la entrada del Valle del Lili. De igual manera, se están planteando dos retornos: uno a la altura del centro recreativo Comfandi y otro frente al Cementerio Metropolitano del Sur, y bahías para buses del MÍO en estos dos sitios y frente a la Universidad Autónoma.La inversión en los proyectos de esta vía es cercana a los $200.000 millones y, según Meléndez, antes de terminar este año espera dejar esas obras por lo menos en la fase de inicio.La antigua vía a Yumbo, que involucra una amplia zona industrial y de diversión es tan estrecha como la vía a Candelaria en doble sentido con una sola calzada de circulación por sentido vial. Invías informó que se incluyeron $31.000 millones para su mejoramiento en el tramo que une a Menga y el crucero de Dapa. Y se están buscando otros recursos para terminar la vía entre el crucero de Dapa y Yumbo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad