En tres meses las zonas verdes de Cali deberán estar podadas. ¿Se cumplirá el cronograma?

Abril 07, 2015 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
En tres meses las zonas verdes de Cali deberán estar podadas. ¿Se cumplirá el cronograma?

En algunos barrios de la ciudad el pasto supera el metro y medio de altura. Vecinos de parques dicen que las zonas verdes son focos de inseguridad, malos olores y zancudos.

Este miércoles inicia la primer mantenimiento de las zonas verdes de Cali. La comunidad sigue reportando quejas porque la maleza ya supera el metro y medio de altura y ha generado malos olores e inseguridad.

Tras una espera de cuatro meses, para mañana está programado el inicio del primer mantenimiento de las zonas verdes de Cali en este año. 

El Dagma, que destinó para estas labores  $2.081 millones, adjudicó las podas  a Fundesoemco y a Roberto Sánchez (persona natural), entre quienes se repartieron las cinco zonas que comprenden las 22 comunas de la ciudad y los separadores del MÍO.

De esta forma, Fundesoemco estará a cargo de las comunas 1, 3, 9, 10, 16, 17, 18, 19, 20 y 22. En total, esta fundación tendrá que cubrir 5.597.989 de metros cuadrados, incluyendo la poda de los separadores viales de estas zonas.

De otra parte, a Roberto Sánchez le fueron asignadas las comunas 2, 4, 5, 6, 7, 8, 11, 12, 13, 14, 15, 21, el maní forrajero de los separadores del MÍO y los separadores viales de los barrios. El contratista tendrá a su cargo  7.185.607 metros cuadrados de zonas verdes.

Para cubrir todas las zonas que les fueron asignadas, los contratistas contarán con un plazo de tres meses.

Los llamados de la comunidad porque esta poda se haga de manera urgente no cesan. Esta situación se convirtió en una preocupación más para los residentes y transeúntes de algunos barrios de Cali, donde los prados muy altos  han atraído  malos olores, alimañas e inseguridad.

La presidenta de la JAC de Capri, Luz Dary Pantoja, expresó su preocupación por la altura del  pasto que, según ella, ha contribuido a la proliferación de zancudos en el barrio.

“Hace dos semanas, a  toda la familia que vigila el tertuliadero de la tercera edad le dio chikungunya. Además, el nivel del pasto está muy alto en el parque central y eso es grave, porque allí hay niños practicando patinaje y fútbol permanentemente”, explicó la líder comunal.

José Rolando Ospina, presidente de la JAC de Vipasa, dijo que en ese barrio del norte de Cali la situación es crítica, pues “los parques están desbordados por la maleza y eso ha hecho que los consumidores de alucinógenos y los habitantes de calle se apropien de  estos lugares”.

 Por su parte, Manuel Rodríguez, residente del barrio El Limonar, dijo que “es una lástima que la ciudad esté tan ‘enmontada’. Aquí hay unos tramos de los separadores viales y los parques en los que el pasto ya llega a los dos metros de altura. Eso es vergonzoso”.

Para Francisco Prieto, de la JAC del barrio El Bosque, “es incomprensible que podar el pasto de la ciudad tarde cuatro meses. Hay sectores en los que el prado supera el metro de altura y si no es porque algunas personas  contratan a alguien que hace el mantenimiento, esto sería peor”.

Armando Tamayo, líder comunal de Ciudad Córdoba, aseguró que “en este momento estoy haciendo la limpieza con un palín y arrancando manualmente la hierba más alta, porque los ladrones aprovechan que el pasto está alto, para esconderse y robar a la gente. Ojalá nos tengan en cuenta rápido, porque siempre empiezan las podas por los barrios de estrato 5 y a nosotros, los del oriente, nos dejan de últimos”.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad