En primeros días de diciembre aumentan a tres los quemados por pólvora en Cali

En primeros días de diciembre aumentan a tres los quemados por pólvora en Cali

Diciembre 04, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co
En primeros días de diciembre aumentan a tres los quemados por pólvora en Cali

Las lesiones por pólvora son severas y van desde pérdida ocular hasta la amputación de dedos y manos, pero en casos más graves, los afectados han quedado ciegos o con una invalidez corporal permanente.

Pese a la prohibición de comercialización de pólvora en la ciudad, el Centro Regulador de Urgencias y Emergencias reporta tres afectados con quemaduras de segundo y tercer grado.

Tres personas han resultado quemadas por pólvora en Cali apenas comenzando el mes de diciembre, según lo dio a conocer el Centro Regulador de Urgencias y Emergencias del Valle del Cauca.Además del primer caso de quemado reportado el pasado primero de diciembre en Cali, se suman dos nuevas víctimas del mal uso de artefactos explosivos, que no habían sido reportados por las IPS.El primer caso, según lo informó el director del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar, Jhon Arley Murillo, se trata de un hombre de 34 años que resultó con quemaduras de segundo grado en ambas manos cuando manipulaba una petaca en la Calle 78 #69-05, el barrio Alfonso López, oriente de Cali.El hombre fue remitido al Hospital Joaquín Paz Borrero a donde ingresó hacia las 5:40 a.m. del pasado 1 de diciembre, según lo indicó Marina Valencia, enfermera jefe del área de Urgencias del Hospital.El segundo caso ocurrió el mismo 1 de diciembre, fecha en la que resultó con quemaduras de segundo grado Dora Yalila Valencia de 30 años, atendida en el Centro de Salud de Siloé, sector ladera de Cali.La mujer presentó quemaduras en sus ojos y recibió un tratamiento ambulatorio en urgencias del centro de salud.Diego Fernando Medina fue la tercera víctima por manipulación de pólvora. Medina de 30 años se quemó el pasado dos de diciembre y fue atendido en Urgencias del Centro Médico Imbanaco.Las quemaduras sobre sus extremidades superiores fueron clasificadas en tercer grado por lo que recibió tratamiento ambulatorio.Cabe recordar que desde el pasado 29 de noviembre, la secretaría de Gobierno de Cali y la Policía Metropolitana firmaron un decreto que prohíbe la distribución, venta y uso de pólvora en la capital del Valle, sin embargo, desde la semana pasada el País ha denunciado que es posible encontrar ventas clandestinas de pólvora en locales o bodegas del centro y otros barrios de la ciudad.Mezclados entre los artículos de navidad se pueden conseguir una docena de silbadores por $20.000 y metrallas (una cadena de cien) por $13.000 en el centro de Cali."Definitivamente no se debería usar pólvora. No debería venderse al público y ser usada únicamente en espectáculos manejados por profesionales en el tema", es la recomendación del cirujano Juan Pablo Tróchez, médico de la Unidad de Quemados del Hospital Universitario del Valle.De acuerdo con el especialista, las lesiones por pólvora son severas y van desde pérdida ocular hasta la amputación de dedos y manos , pero en casos más graves, los afectados han quedado ciegos o con una invalidez corporal permanente.El año pasado el HUV atendió 29 casos de quemados, 12 de ellos menores de edad y 11 pacientes más que en el 2010, año en el que también fueron atendidos el mismo número de menores de edad afectados."Son frecuentes los casos de menores entre los 8 y 14 años de edad que quedan ciegos o con lesiones de por vida por manipulación de pólvora", explicó el especialista

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad