"En junio licitamos los últimos once kilómetros para reforzar el jarillón": CVC

"En junio licitamos los últimos once kilómetros para reforzar el jarillón": CVC

Mayo 21, 2018 - 11:24 a.m. Por:
José Luis Carrillo / Editor de Cali 
Obras de reforzamiento del Jarillón

Obras de reforzamiento del Jarillón, tramo II. Longitud 2,46 kilómetros. (Foto: Oswaldo Páez)

Oswaldo Páez / El País

Los cuestionamientos desde el Concejo de Cali a la inversión de los recursos de la Sobretasa Ambiental, qué va a pasar con la fase final del Plan Jarillón y la retención de aguas en el embalse de Salvajina para evitar impactos en Hidroituango son algunos de los temas a los que se refiere Rubén Dario Materón, director general de la Corporación Regional Autónoma, CVC.

El hombre al frente del ente ambiental más poderoso del Valle también da cuentas sobre las obras mitigaciones de riesgo en el departamento tras un posible recrudecimiento del invierno y le sale al paso a los cuestionamientos sobre el uso de las aguas subterráneas de la región.

Rubén Darío Materón CVC

Rubén Darío Materón Muñoz, director general de la CVC

Elpais.com.co | Archivo

Con la ola invernal en pleno vuelven a surgir los temores por el jarillón del río Cauca. ¿Cómo van las obras de reforzamiento?

Es una obra de protección que totaliza 26 kilómetros y hemos construido y reforzado  15 kilómetros, nos quedan 11 kilómetros por ejecutar, esperamos en junio de este año abrir la licitación de los tres tramos para terminar lo que  nos falta. Allí la CVC tiene aprobados $45.000 millones para este año y $10.500 millones para el año 2019. Esperamos que el esfuerzo que está haciendo el alcalde Maurice Armitage, en la reubicación de viviendas, se logre en lo que resta de este año para nosotros poder entrar y ejecutar estos tramos.

Me imagino que estas obras dependen de la capacidad de la Alcaldía para reasentar a los actuales pobladores del jarillón...

Así es, hay algunos tramos despejados, hay otros en los que el Municipio se comprometió a despejarlos en lo que resta del año. Pero el Ministerio de Hacienda ya garantizó $60.000 millones y con esos recursos tenemos el cierre financiero de la obra más importante para Cali.

¿Cuándo arrancan las obras de estos últimos once kilómetros?

La licitación será el próximo mes de junio, en ocasiones anteriores se nos han presentado más de 20 oferentes. Este es un año crucial para las obras del Plan Jarillón y sobre todo porque hay transición en el Gobierno central y queremos garantizar esos recursos para no tener dificultades. Esperamos terminar la obra de protección antes de diciembre del año 2019, esa es nuestra meta.

¿Qué tan duro nos está pegado esta temporada invernal en el Valle del Cauca?

Terminando mayo se han presentado concentraciones de lluvias, especialmente en Cali  hemos tenido precipitaciones intensas y de corta duración que nos han causado problemas. El embalse de Salvajina se encuentra en un  60 % de su capacidad, hemos tenido que colaborar con la situación delicada de la hidroeléctrica de  Ituango —donde  la obra que   construían presentó problemas— por eso empezamos a embalsar el agua en Salvajina, tratando de que tanto caudal no  llegue a Ituango y nos conviene también porque nos permite acumular agua para el mes de julio, cuando llega el verano.

¿Hay alguna amenaza en el Valle del Cauca  que le preocupe durante esta ola invernal que irá hasta junio?

Permanentemente estamos monitoreando la situación de los diques. En el Valle del Cauca no hemos registrado mayores  problemas, pero sabemos que con las lluvias se saturan los suelos y puede haber derrumbes, tenemos algunos sectores en la cuenca del río Calima, por la zona del Madroñal, pero diría que no son mayores.

Y en cuanto a obras de mitigación, ¿qué han hecho para evitar emergencias?

Junto con el Dagma hemos ejecutado labores en la ladera de Cali, en especial en las comunas 1, 18 y 20 para mitigar los riesgos de deslizamiento. Tenemos inversiones en el cerro La Bandera y  estamos ejecutando obras en toda el área urbana de Cali. Estamos invirtiendo $140.000 millones, algunos con recursos de la Sobretasa Ambiental de Cali, donde hemos  asignado  $39.000 millones.  Entre 2018 – 2019 tenemos previsto ejecutar $96.000 millones, manejando vigencias futuras. Estamos coordinando  obras que ellos (el Dagma) tienen en el plan de gestión ambiental municipal.

Hace poco se hicieron cuestionamientos a la CVC, desde el Concejo de Cali, porque la Corporación estaría centralizando los proyectos para la capital del Valle con recursos de la Sobretasa que pagan directamente los caleños...

Hay que aclarar que la ley establece que para centros poblados mayores a un millón de personas  el 50 % de los recursos que se recaudan  por sobretasa tienen que ejecutarse en el mismo municipio, pero estos dineros tienen que ser recaudados por las corporaciones autónomas.
Nosotros -la CVC- tenemos una relación con el Dagma y con ellos concertamos las inversiones que se van a hacer en el Municipio. Esos recursos son totalmente invertidos. Por concepto de Sobretasa Ambiental, cada año,  se están recaudando  cerca de $35.000 millones.

Esa Sobretasa está incluida en el impuesto predial y se paga anualmente.¿Qué obras se han hecho en Cali con los recursos de la Sobretasa?

Por ejemplo, invertimos en el reforzamiento del dique del Distrito de Aguablanca, también hemos hecho inversiones en recuperación de humedales, protección de la ladera, estabilización de taludes como el del Museo La Tertulia. Tenemos programas en la conservación de la biodiversidad en la zona urbana de Cali.

¿Cómo van los estudios de las fuentes futuras para el suministro de agua para Cali,  en los cuales, incluso, se contempla la construcción de algunos embalses en el sur del Valle?

La CVC ha sido coherente en los análisis de agua para la ciudad, realizamos los estudios de prefactibilidad para una captación del río Cauca entre Jamundí y el embalse de Salvajina para que esta agua pueda atender la zona de expansión de Cali y de sus municipios vecinos.
Esperamos que al final del año tengamos una factibilidad avanzada (estudios en detalle)   para tener una propuesta seria y responsable.

Actualmente Emcali le está metiendo la ficha al sistema de captación de lecho -que consiste en extraer agua de pozos cercanos al río Cauca- . Con esto queda la sensación que las Empresas Públicas de Cali van por un lado en el tema de soluciones de agua y la CVC por otro...

Emcali avanzó con el instituto Cinara con la propuesta de captación de lecho del río. Es una solución que se mira para las situaciones por contaminación o sedimentos del río Cauca. Pero le quiero decir que tenemos unos comités técnicos con Emcali y Acuavalle y con ellos compartimos los avances de los estudios de factibilidad para este proyecto.

Hay temor en los Farallones de Cali por el tema de la minería ilegal. ¿Ustedes, como autoridad ambiental, qué han hecho al respecto?

Nosotros hacemos parte de una mesa de supervisión  donde está la Gobernación del Valle, los alcaldes y otras entidades. La CVC asiste para caracterizar los  impactos  y poder  judicializar  las personas que cometan este  ilícito. La minería  ilegal ha sido un problema para el Valle pero hemos logrado disminuir los índices de intervención ilegal. Es un tema en el  que trabajamos  permanentemente con la Fuerza  Aérea y el Ejército.

Hace poco, desde algunos sectores, se cuestionó el uso inadecuado que se les estaría dando a las aguas subterráneas del Valle, ¿cuál es la realidad de este recurso hídrico en el departamento?

En el Valle del Cauca calculamos que tenemos  40.000 millones de metros cúbicos de agua a 400 metros de profundidad. Eso equivale a un volumen similar al de 44 embalses de Salvajina completamente llenos. En términos de recarga, nos llegan 1040 milímetros de lluvias de agua de los cuales el 30 % se filtra al suelo. De esta recarga hemos autorizado utilizar el 16 %, esto  quiere decir que tenemos garantizadas las reservas de aguas subterráneas. Entonces podemos decir, con base en los cálculos de 1548 pozos activos, que el Valle del Cauca es rico en agua subterránea y que este recurso no se va acabar, tal como lo dicen algunos comentarios poco serios sin basarse en información técnica.

Hace poco algunos gremios estaban impulsando el pico y placa ambiental. Es decir, que se le aplique la medida a los vehículos más contaminantes -aquellos que tienen más de 10 años de uso-, ¿qué piensa al respecto?

Todo lo que vaya orientado a mejorar la calidad del aire, a disminuir los niveles de emisión de los motores de combustión es bienvenido. El país tiene que llegar a que en unos años el parque automotor sea eléctrico, como lo tienen establecido algunos países de Europa. La CVC  ha venido apoyando este tema al interior de Epsa, donde somos accionistas.

Apoyo a la emergencia

Según el director de la CVC, en coordinación con Epsa se acordó, desde el 6 de mayo, reducir al mínimo las descargas desde el embalse multipropósito de Salvajina, para disminuir el caudal del río Cauca lo que ha contribuido a que la emergencia de Hidroituango no sea mayor.

”Se aprobó bajar la descarga desde Salvajina a la mínima posible que en este momento es de 25 metros cúbicos por segundo en promedio al día, determinación que se revisó y se reiteró el pasado viernes 18 de mayo por una semana más. Eso ha permitido colaborar con la emergencia que se está presentando en Antioquia, pues de esa forma se aporta menos caudal y acumulamos agua en el embalse que hoy en un 60 % de capacidad”, dijo.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad