En barrio que inundó el río Cauca aún se oponen a demolición de viviendas

En barrio que inundó el río Cauca aún se oponen a demolición de viviendas

Junio 08, 2017 - 11:40 p.m. Por:
Redacción de El País
Puerto nuevo Río Cauca Jarillón

Las familias pegaron carteles de protesta en varias de las viviendas que serán demolidas. En Puerto Nuevo aún se observan los estragos que causó la temporada de lluvias en mayo. Este fue uno de los barrios más afectados en Cali.

Bernardo Peña / El País

En Puerto Nuevo, sector que el mes pasado estuvo anegado por las lluvias, se oponen a la demolición de viviendas como parte del proceso de reasentamiento del Plan Jarillón. Sin embargo, la Alcaldía de Cali asegura que hay quienes sí desean salir de la zona, pero no lo hacen por presión.

El miércoles pasado se iba a realizar la primera demolición, de 350 techos ubicados en la zona de asentamiento, sin embargo un grupo de la comunidad evitó el procedimiento y con carteles pegados en sus fachadas advierten que no se irán hasta recibir una nueva vivienda.

“Hay gente que quiere salir, que no se quiere seguir inundando, que ha aceptado el subsidio de arriendo, pero hay unas personas que se oponen y agreden a los funcionarios y amedrentan a las familias, y ayer (miércoles) no se pudo hacer esa diligencia”, afirmó Juan Diego Saa, gerente del Plan Jarillón.

El funcionario señaló que hoy regresarán a la zona, y además continuarán con las demoliciones en Brisas del Cauca, sector vecino, donde según Saa ya han derribado 20 techos.

“Esto es un trabajo de concertación, de llegar a acuerdos y hacerles entender que no pueden perjudicar a las familias que quieren proteger sus vidas... si continúa la oposición se haría un proceso de restitución de bien de uso público”, agregó Saa.

Este año deben reasentarse 2600 familias de Brisas del Cauca, Puerto Nuevo, La Playa y las lagunas.
300 familias ya han aceptado subsidios de arriendo.

Por su parte, habitantes de Puerto Nuevo como Luis Quiceno, manifestaron que aunque varias personas accedieron a la firma de actas para recibir subsidios de arriendo, no se irán hasta tener una nueva vivienda. “Con más de 200 personas hicieron el acuerdo engañados.
Vienen a sacar la gente con mentiras, les dicen que les van a dar $600.000 y a los tres meses les entregan la vivienda, pero el gobierno no tiene ni el terreno ni las viviendas”, expresó Quiceno.

A su vez, Mauricio Segura, presidente de la Junta de Acción Comunal de Puerto Nuevo, anunció que enviarán un derecho de petición a la Alcaldía, pidiendo claridad sobre el proceso que se adelanta en el barrio.
“Hasta el momento no se ha negociado ninguna vivienda, no sabemos cuál es el avalúo que hay y una de las preocupaciones que tenemos es que nos dicen que nos van a sacar el 6 % de deducciones de estampillas”, afirmó Segura.

El gerente del Plan Jarillón recordó que en Puerto Nuevo hay 700 familias, de las cuales 350 son propietarias de los predios y con estas se adelanta un proceso de negociación para comprarles sus viviendas (ver el recuadro). Las otras 350 son las ubicadas en la zona de asentamiento. “A estas familias (las ubicadas en el asentamiento) se les está dando el subsidio y se les garantiza que cuando tengamos las viviendas construidas se les entregará una vivienda”, explicó Saa.

Acompañamiento social

En los próximos seis meses, el Plan Jarillón invertirá $1968 millones en cuatro convenios que reforzarán el acompañamiento social a las familias que ya fueron reasentadas, ubicadas en sectores como Llano Verde y Río Cauca.

Uno de los convenios es con la fundación Carvajal, beneficiará a 798 familias y 100 empresarios. Se pretende desarrollar una estrategia que permita la organización comunitaria, la inclusión social y productiva.

El segundo convenio, con la Corporación Manantial, está dirigido a fortalecer 100 unidades productivas ubicadas en Brisas del Cauca, Ramalí, Río Cauca y otros sitios aledaños al jarillón. Los beneficiarios recibirán un plan de formación y asistencia técnica.

Los otros dos convenios son con la Corporación Caminos y el CDP del Cuero, y están orientados a la generación de ingresos, vinculación laboral y redes de inclusión social. Beneficiarán a 260 personas.

“Son convenios con instituciones de mucha experiencia en temas de acompañamiento familiar, empresarial y social. Lo que queremos es reforzar el trabajo que ya viene haciendo el Municipio con las familias que han sido reasentadas y que podamos mejorar la calidad de vida de las mismas, de una forma integral”, precisó Juan Diego Saa.

De los $973.000 millones que vale el Plan, ya se han invertido $280.000.
En dos semanas se publicará la licitación para iniciar el reforza- miento del dique en el sector de Petecuy.

Así avanza el Plan Jarillón

El secretario de Vivienda de Cali, Jesús Alberto Reyes, indicó que el proceso de compra de predios en Puerto Nuevo, que inició la semana pasada, estuvo frenado debido al paro de servidores públicos.

“Toda oferta la tenemos que registrar ante la Oficina de Registro de Instrumentos Públicos, pero la oficina estuvo cerrada y eso nos ha dificultado el trámite. Mañana esperamos reanudar el tema”, dijo.

Según el funcionario, ya tienen los avalúos de 60 predios y en agosto esperan terminar con estas compras. Añade que aunque han tenido aceptaciones de ofertas “hasta no tener la promesa de compra ni la escritura firmada no podemos dar por sentado que hemos cerrado el negocio”.

Sobre la inquietud de los propietarios por las deducciones de estampillas, Reyes señaló que se trata de un tema de pago de impuestos al que todo ciudadano está obligado.

Por su parte, el gerente del Plan Jarillón se refirió al avance general del proyecto y explicó que ya se han reasentado 2249 familias de 8777, y otras 150 han sido relocalizadas (recibieron arriendo y esperan vivienda); de los 26 kilómetros del dique, que protege del río Cauca, se han liberado 13,8 y reforzado 6,5; y sobre vivienda, este año se entregarán 160 unidades y se empezarán a construir 1000 en Charco Azul y El Pondaje.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad