En 2016 el HUV espera saldar sus deudas con plan de salvamento que puso en marcha

Mayo 20, 2013 - 12:00 a.m. Por:
Luiyith Melo García | Reportero de El País
En 2016 el HUV espera saldar sus deudas con plan de salvamento que puso en marcha

El HUV empezó a modernizar su tecnología y servicios para mejorar la producción interna y la atención a los usuarios. Ese es el caso de estas nuevas torres de alta definición de la sala de operaciones para el programa de cirugía laparoscópica de mínima invasión.

El hospital se comprometió a pagar su deuda de $91.000 millones de aquí al 2016. Sin embargo, no hay compromiso de pago del Gobierno y de las EPS que le deben más de $100.000 millones. Salieron 400 trabajadores.

El futuro del Hospital Universitario del Valle, Evaristo García, está en manos de un Plan de Salvamento que la entidad presentó esta semana al Ministerio de Salud y que proyecta estabilizar sus cuentas en cuatro años.La enorme acumulación de pasivos llevó a que el HUV tuviese a octubre 31 de 2012 un déficit fiscal de más de $90.000 millones. Eso lo ha obligado a adoptar un programa de saneamiento fiscal y financiero. Por ello, hasta el 2016, el HUV deberá pagar sus deudas arrancando en este año con $39.268 millones, lo cual solo podrá hacer si además de la reducción de costos, se logra que el sistema funcione como debe ser. Es decir, que se haga el giro directo al hospital por parte del Ministerio de Salud de lo que adeudan las EPS, que estas paguen a su vez el 50% de la facturación aún pendiente ($84.332,8 millones), que la Secretaría de Salud pague lo que le corresponde y que la Gobernación del Valle transfiera los recursos de estampilla, entre otros aspectos.Jaime Rubiano, director encargado del HUV, dijo que el hospital tiene que cambiar su administración y dirigirlo a un punto de equilibrio. De lo contrario, no sobrevivirá. Este es el plan:Plan financieroCon corte al 31 de octubre de 2012, el HUV tenía $91.000 millones en pasivos que no se podían pagar porque se venían acumulando y la operación era deficitaria, explicó Wéimar Escobar, director financiero del hospital.Por eso, el Ministerio exigió un plan de salvamento, que se presentó esta semana, el cual implica, en primer lugar, reducir costos y mejorar ingresos para alcanzar un punto de equilibrio. Y, en segundo lugar, generar utilidad y ahorro para pagar ese pasivo acumulado porque no puede deshonrar la deuda.El plan, entonces, propone un programa de saneamiento financiero y generación de ahorro para cubrir el pasivos en cuatro años, de la siguiente manera: $39.268 millones este año; en 2014 $22.303 millones; en 2015 se pagarían $17.202 millones y $11.343 millones en 2016.El problema del HUV es que el 100 % de sus ventas son a crédito y las empresas de salud a las que les factura se demoran en pagarle hasta cuatro y cinco meses, lo cual lo deja sin capital de trabajo para funcionar. Sus principales clientes son el régimen subsidiado con el 73 % de los usuarios del HUV y la Secretaría de Salud del Valle que paga por la población pobre no asegurada, con el 17 %. Ambos totalizan el 90 % de los usuarios, que es la gente más pobre. Pero las EPS glosan y no pagan oportunamente y la Secretaría tiene un contrato por capitación, o sea, paga un valor fijo y mínimo por paciente, el cual es muy inferior al valor del servicio prestado.Aquí es donde se generan los famosos ‘excedentes de facturación’ que, según el HUV, suman $90.000 millones y según la Secretaría de Salud son $60.000 millones. De cualquier manera, aún no le pagan. Además, el hospital factura más de $17.000 millones cada mes. Poco se paga. Reducción de costosJaime Rubiano, director (e) del HUV, dijo que ya se están disminuyendo los costos entre dos mil y $2500 millones mensuales, lo que, proyectado, daría alrededor de $25.000 millones menos en gastos de operación. Se están aplicando economías generales en compra de insumos, teléfonos, gasolina, servicios públicos, fotocopias y se ha reducido la planta laboral. “Me tocó sacar 400 de los 1250 contratistas que habían, porque los que están nombrados y en carrera administrativa no se pueden tocar”, señaló Rubiano.Eso le significa un ahorro mensual del orden de mil millones de pesos al hospital, es decir, $12.000 millones al año. Los contratistas están vinculados a través de asociaciones gremiales, que reemplazaron a las cooperativas de trabajo.Sin embargo, con los nuevos servicios médicos que está abriendo el HUV algunas personas van a ser reincorporadas.Adicionalmente, hay 200 empleados a punto de jubilarse y se están haciendo los trámites con Colpensiones para jubilarlos. Eso reducirá aún más los costos laborales.En general, los costos de nómina e insumos del HUV significan el 65 % del total de la carga de funcionamiento del hospital.Aumento de la productividadMejorar la productividad significa dos cosas: uno mejorar los procesos clínicos. Y, dos, mejorar los procesos administrativos. En el primer caso se están revisando procesos de prestación de servicios y mejorando la tecnología del hospital para aumentar la producción y los ingresos (ver módulo sobre nuevos proyectos).En el segundo caso, la parte administrativa, el HUV quedará sistematizado todo antes de diciembre de este año. “Es que este hospital es de papel y de lapicero”, se quejó su director (e) Jaime Rubiano.Precisó que esta sistematización lleva aparejadas unas ganancias muy grandes, ya que con información en línea se podrán expedir historias clínicas inmediatas, se hará facturación en tiempo real de servicios y lo que se factura va a ser más completo. Eso reducirá las glosas y se podrán contestar glosas más rápido. “No se va a perder nada; eso va a ser la mejoría cualitativa y cuantitativa del hospital”, aseguró Rubiano. De paso, se reduce la corrupción en la manipulación de todos esos procesos.La Universidad del Valle está ayudando con la sistematización y va a donar 400 computadores, de los cuales ya dio 130, más el apoyo técnico.Nuevos proyectosSon servicios clínicos o nueva tecnología aprovechable que, según Jaime Rubiano, le generarían al año unos $15.000 millones de ingresos adicionales al HUV.Entre los nuevos proyectos están:1. Recuperar los pacientes del SOAT. Cada día en Cali hay entre 40 y 45 víctimas de accidentes de tránsito que requieren hospitalización y muy pocos van al HUV. “Nos estamos preparando administrativa y logísticamente para recuperarlos”, dijo Jaime Rubiano. 2. Resonancia Nuclear Magnética. El Ministro de Salud, Alejandro Gaviria, se comprometió a ayudar con un equipo de estos.3. Renovación de equipos de medicina nuclear. Para aumentar el rendimiento y pasar de un estudio que se hace en una mañana, a 3.4.Ginecología de alto riesgo. Serán adquiridos nuevos ecógrafos con mejor rendimiento para duplicar la atención de 450 a 900 pacientes mensuales.5. Endoscopia. Hay nuevos equipos humanos que han aumentado el número de pacientes atendidos. Se hacían 200 y ahora atienden 300. Con los equipos técnicos que se adquieran la producción aumentará.6. Cirugía laparoscópica. No existía en el HUV. Ya se está empezando a implementar.7. El angiógrafo. No se había puesto a funcionar. Se está dotando de insumos y personal y empezó a funcionar.8. Radiocirugía. Trabaja con pacientes con tumores cerebrales. Complementará el equipo de radioterapia del cual el HUV tiene el mejor de la ciudad.9. Más camas de cuidados intensivos. Es un servicio necesario y de alto costo que le genera más ingresos al HUV.10. Patología. Modernización de los métodos diagnósticos . Se va a modernizar el laboratorio para disminuir los tiempos de espera y los gastos externos al pagar por estos procedimientos.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad