Directora de la CVC se defiende de las críticas por su gestión ante la ola invernal

Abril 03, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Diana Carolina Ruiz | Reportera El País
Directora de la CVC se defiende de las críticas por su gestión ante la ola invernal

María Jazmín Osorio, directora de la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca.

María Jazmín Osorio, directora de la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca, respondió a las críticas sobre la efectividad de la autoridad ambiental enfrentando el invierno.

"La CVC no es una tienda de jarillones”. Así contestó María Jazmín Osorio, directora de la Corporación Autónoma Regional del Valle del Cauca, a las críticas que se le hacen a la entidad en relación con los resultados de su gestión frente a la temporada invernal. En entrevista con El País, la funcionaria explicó que la inversión en trabajos de mitigación es obligación de municipios, departamentos y Gobierno Nacional.Osorio añadio que la corporación está “maniatada” para ejercer funciones sancionatorias como autoridad ambiental por el exceso de trámites administrativos. En temas como el control de la minería ilegal en los Farallones de Cali o en el sector de Zaragoza, en Buenaventura, recordó que están fuera de su jurisdicción.Hay quienes aseguran que en sectores como La Dolores y la Zona Franca las soluciones planteadas por la CVC no han sido suficientes. ¿Qué es lo que se ha hecho entonces? El área de influencia de los ríos Frayle, Bolo, Cauca y Guachal en esas zonas fue considerada como un sector inundable no mitigable. Así se haga una muralla de diez metros no se va a poder proteger en un ciento por ciento. La Zona Franca no debió establecerse ahí, tampoco muchas empresas que están en esa área. La sugerencia es que, si se van a quedar ahí, deben tener los recursos suficientes para realizar sus inversiones. Pero, ¿no debería ser la entidad la que haga las inversiones para dar soluciones? En 1993 se crearon el Sistema Nacional Ambiental, el Ministerio del Medio Ambiente y otras corporaciones, entonces nos cambiaron las funciones, jurisdicciones y nuestra naturaleza. Lo que debemos hacer ahora es propender por el mejoramiento de las condiciones ambientales y liderar procesos, no realizarlos al 100%. En el referente vallecaucano está que la entidad es la que soluciona todo, pero eso está revaluado. Nosotros tenemos ventajas para colocar sobre la mesa recursos, pero no todos. La CVC no es la tienda de los jarillones. En el Norte del Valle ustedes han desarrollado labores de mitigación, pero las inundaciones se siguen presentando, por lo que líderes y habitantes de la zona dicen que sólo fueron paños de agua tibia... Hay puntos críticos que se identificaron por inundación, como La Victoria, Obando, Cartago y Bugalagrande. En el caso de La Victoria hicimos jarillones, chapaletas y estaciones de bombeo para que la comunidad esté tranquila. En Obando la situación es mas difícil porque hay un mal manejo de diques por parte de propietarios de predios privados. Los rompían para pasar tuberías de agua en tiempo seco y sufría fracturas. ¿Y no hay sanciones para ellos? Se les abren procesos. Pero como aquí estamos en el tema de los debidos procesos, estos pueden durar seis meses, un año, dos años, diez años...Lo que queremos es que se hagan reformas no a las corporaciones sino al Sistema Nacional Ambiental para que se modifiquen estos procesos. Hoy en día tenemos cerca de 1.250 expedientes sancionatorios activos. Para cobro coactivo hay 180. Esto lo que significa es que no somos efectivos porque no tenemos las herramientas para serlo. Entonces la CVC no puede ejercer algún tipo de sanción...Estamos “maniatados”. Es que nosotros deberíamos imponer una multa en el sitio y que el infractor vaya y pague de una vez, porque lo que hace, bien sea talar, romper o quemar está atentando contra el derecho a la vida. En este momento para nosotros poder establecer una sanción, un decomiso o cualquier cosa, nos toca ir con Policía, Fiscalía, todo un “combo”. Si uno falla, falla el proceso. Preocupa la grave situación que se presenta en los Farallones de Cali por la minería ilegal. ¿Qué tipo de apoyo brindan para este tema? Nosotros estamos brindando un apoyo con un laboratorio, el único certificado en el suroccidente colombiano, para medir la cantidad de cianuros y mercurio que se producen a raíz de la minería. Si las partes no cumplen con el ejercicio de autoridad ambiental no podremos lograr acciones efectivas. ¿Y en Zaragoza cómo van los controles?...Hay un proceso que se viene desarrollando desde el Gobierno Central, con el Ministerio de Defensa. Son operativos fuertes que han dado resultados. El objetivo es desvertebrar, de manera paulatina, la actividad ilegal en la zona. Nosotros brindamos una asesoría porque nuestras funciones no son policivas.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad