Después de dos meses de paro, Asonal Judicial sale a vacaciones

Diciembre 19, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País
Después de dos meses de paro, Asonal Judicial sale a vacaciones

Una parte de los funcionarios judiciales en Colombia continúan en paro, tras no aceptar el acuerdo que se hizo con el Gobierno para la nivelación salarial.

Trabajadores de la rama descansarán desde mañana hasta enero. Dicen que ya hicieron la descongestión necesaria.

Quince días después del levantamiento del paro de Asonal Judicial, los funcionarios de la rama juran haber hecho el milagro: según ellos, en estas dos semanas ya han descongestionado las tutelas represadas, los procesos relacionados con el sistema penal de adolescentes y todos los procesos laborales represados durante el paro. Y entonces ahora, tras dos meses de haber tenido la justicia del país congelada, anuncian que este jueves se van de vacaciones. Fernando Otálvaro, presidente de Asonal Judicial Cali, lo confirmó agregando que por ahora los procesos que continúan congestionados son los correspondientes a jueces civiles. De acuerdo con él, las vacaciones no obstruyen la justicia en la ciudad. Otálvaro defendió el derecho al descanso asegurando que los trabajadores de Asonal recuperaron el tiempo perdido durante el paro trabajando en horarios que “iban hasta las ocho o nueve de la noche e incluyeron fines de semana”. Miguel Medina, por ejemplo, abogado del Sistema Penal para Adolescentes en el Valle, dio fe de esto. De acuerdo con él, desde que los funcionarios judiciales retomaron labores, se reiniciaron los procesos de más de 30 adolescentes y se han liberado cupos para nuevos internos. Por eso Gloria Canaval, ex funcionaria del Consejo Superior de la Judicatura, dice que el problema no es sólo que los trabajadores de Asonal salgan de una huelga para irse de vacaciones hasta el 10 de enero: “Los trabajadores de Asonal se van a vacaciones porque ese es su derecho. Eso no va a agravar más el represamiento de la justicia, que es un problema histórico y no coyuntural”. Gloria habla entonces del problema de fondo: en Cali, por ejemplo, un juez civil recibe cerca de mil procesos anuales cuando debería atender máximo 300 casos por año. Por eso, para ella, que los trabajadores de la rama estén de vacaciones no agravará lo que ya está fallando. “Lo que sucede en el país es que la Rama Judicial ocupa un lugar de menor importancia”, afirma la abogada. Fernando Gruesso, presidente de Asonal Judicial Valle del Cauca, coincide en esta postura. Incluso, dice que el represamiento debido al paro es un problema menor para la Justicia: “La congestión que generó el paro ha venido mejorándose con los trabajos extras de los funcionarios. Ese no es el problema de la justicia. El verdadero problema es un represamiento histórico”. El funcionario dice que por eso es urgente que la Rama Judicial tenga una ampliación que le permita al fin tener un manejo eficiente de la alta cantidad de procesos que se generan a diario. “El Consejo Superior de la Judicatura establece planes de descongestión, pero esos planes no son suficientes si no hay una ampliación tanto del personal como de la planta física. El número de despachos del Palacio de Justicia, que ni siquiera está terminado, no son suficientes”, añadió. Gruesso, también en defensa de las vacaciones, repitió el discurso diciendo que estas hacen parte de un derecho adquirido. Y dijo que para evitar incomodidades, los trabajadores se comprometieron a continuar trabajando horas extras en enero para terminar de descongestionar los procesos. Mientras ellos regresan del descanso tras el paro, el sistema de garantías, la Fiscalía y los juzgados penales seguirán trabajando. La justicia, coja por cuenta de las vacaciones, ojalá siga llegando.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad