Desde febrero se impondrán multas por derrochar agua en Cali

Enero 22, 2016 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

Habrá sanciones millonarias según el tipo de impacto ambiental. Dagma realizará control en las comunas.

[[nid:471589;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/563x/2015/10/desperdicio-agua-1234567.jpg;full;{El año pasado, 54 ciudadanos fueron encontrados en flagrancia gastando agua, incumpliendo las restricciones del Municipio. La sanción fue hacer un curso de uso eficiente del agua dictado en el Vivero Municipal. Foto: Elpais.com.co | Archivo}]]

Para atacar el desperdicio de agua  en Cali, desde febrero el Dagma comenzará a imponer sanciones económicas a aquellos que hagan mal uso de ella. Lea también: ¿Quién responde por el derroche de agua en Cali?

Las multas se pondrán a quienes violen las restricciones establecidas en una resolución expedida por el Municipio en la que se restringen prácticas que para la ciudadanía resultan  comunes (como lavar carros con manguera o regar las plantas con manguera a plena luz del día), pero que en estos tiempos del Fenómeno del Niño se convierten en un despilfarro del líquido, explica Luis Alfonso Rodríguez, director de la entidad.

El funcionario aseguró que se designarán dos grupos operativos para realizar los controles. “Nuestro principal insumo de trabajo serán las denuncias de la comunidad. Es importante que nos llamen y nos digan dónde están gastando agua para nosotros imponer las sanciones”, agregó.

Los grupos operativos funcionarán apoyados en información que también brinden los gestores ambientales de las comunas. Habrá apoyo de la Policía Ambiental en esos operativos. 

 Cuando se hagan las visitas, se levantará un acta en la que arranca el proceso administrativo sancionatorio,  que puede terminar en multas de hasta  $3447 millones (tope máximo).

 “El valor de la multa se determinará de acuerdo al estrato social del infractor y al tipo de impacto generado. Estimamos que la sanción final se pueda sacar en un periodo de 2 meses, dependiendo de los cronogramas administrativos”, dijo el Director del Dagma.

La resolución para sancionar el derroche de agua está vigente desde agosto del 2015. Tras entrar en vigencia,  54 ciudadanos fueron sorprendidos en flagrancia derrochando agua, pero solo recibieron comparendos pedagógicos.  “A ellos se les realizarán nuevas visitas. Si son reincidentes, los multaremos. Ya no habrá más etapas pedagógicas, ahora serán  sanciones ejemplares, que es lo que está pidiendo la comunidad”, afirmó Rodríguez.

Sobre la mesa se pondrá la propuesta de que el derroche de agua sea incluido dentro de las sanciones que contempla el comparendo ambiental, “pues así nos evitamos  trámites administrativos y le damos más dientes a la entidad para que aplique multas ejemplares”.

Para Jair Llanos, veedor ambiental de Cali, “infortunadamente, si a la gente no se le toca el bolsillo, no hace caso. La autoridad ambiental tiene que hacerse sentir, para eso están las normas. La educación ambiental está casi agotada y nadie quiere entrar en razón”.

[[nid:500496;http://contenidos.elpais.com.co/elpais/sites/default/files/imagecache/270x/2016/01/restricciones-agua-cali.jpg;left;{}]]

Otra forma de frenar el despilfarro  es atender los daños de acometidas domiciliarias con mayor rapidez. Por ello, Emcali se prepara para aumentar el personal que atiende este tipo de imprevistos, informó Lucierne Obonaga, directora Comercial de la compañía.

Explica la funcionaria que por cuenta de los intensos calores, los daños en las tuberías se han disparado. Mientras que en una temporada normal se atienden 20 a 25 daños diarios, ahora se atienden entre 40 a 50 daños.

“Hasta diciembre contábamos con el personal requerido para atender estos frentes. Pero a principio de año no tenemos el 50 % del personas, porque son  contratadas por prestación de servicios. Hoy hay dos cuadrillas (8 personas) atendiendo esto, por eso la respuesta a los reportes es demorada”, indicó Obonaga.

  En 15 días, aseguró, se normalizará la contratación y se podrá cubrir la demanda de reparaciones. “Nuestro personal tiene capacidad  para atender entre 20 y 30 daños diarios. La atención del excedente, la haremos con personal contratista”, dijo la Directora Comercial de Emcali.

Para frenar los desperdicios de agua, también se intensificarán los operativos a lavaderos ilegales (aquellos que no usan agua de pozo, como es debido, sino que se pegan de la red de acueducto).

“Necesitamos el apoyo del Dagma, las secretarías de Tránsito y Gobierno, para realizar los controles. También hemos pedido el apoyo a la Policía para detectar carrotanques de Cali y otros municipios que se están robando el agua de los hidrantes. Necesitamos que la gente denuncie, para poder actuar”, agregó la funcionaria.

Sanciones por planes de contingencia Dos empresas del Valle del Cauca se encuentran dentro de la lista de 84 compañías  a las que la Superintendencia de Servicios Públicos les abrió investigación por no reportar o implementar planes de emergencia y contingencia frente al Fenómeno de El Niño que se está viviendo en el país. Acuavalle (Sociedad de Acueductos y Alcantarillados del Valle del Cauca S.A ESP)  e Hidropacífico S.A ESP y Sociedad de Acueducto y Alcantarillado de Buenaventura S.A ESP,  están incluidas en el documento revelado por el  Ministerio de Vivienda. ”Las sanciones serían monetarias,  pero si no se hacen una intervención efectiva, solicitaremos su intervención”, dijo el ministro de esa cartera, Luis Felipe Henao. Agregó que en el país “los ríos siguen presentando los niveles más bajos de la historia  y el aumento de temperatura ha sido de 2 a 3 grados centígrados, por encima de los registros  históricos. El agua debe estar dirigida, enfáticamente, al consumo humano”. 

 

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad