Dagma investigará arboricidio en el norte de Cali

Agosto 31, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

La entidad descubrió que algunas personas desarrollaban labores de corte de árboles sin tramitar ante la autoridad ambiental el debido permiso para realizar esa afectación arbórea. Suspenden tala de árboles en un terreno detrás del centro comercial Chipichape.

Como respuesta a una denuncia ciudadana el Dagma suspendió actividades de tala de árboles en un terreno detrás del centro comercial Chipichape, vía Golondrinas, al encontrar que los trabajadores desarrollaban labores de corte de árboles sin tramitar ante la autoridad ambiental el debido permiso para realizar esa afectación arbórea. Según el área de Protección y Recuperación del Dagma, el constructor o dueño de la obra debió informar a la dependencia ambiental para que se programara una visita técnica para evaluar las especies arbóreas a intervenir, además se debió presentar el plan de manejo ambiental por tratarse presuntamente de una obra civil. En el operativo desarrollado conjuntamente entre Dagma y la Policía Ambiental se decomisaron las herramientas encontradas en poder de los trabajadores como guadaña, motosierra y varios machetes, además de tres chaquetas distintivas del Departamento Administrativo de Gestión del Medio Ambiente que portaban sin estar vinculados a la entidad; inmediatamente se impartió la orden de no adelantar más trabajos en la zona según lo regula la ley 1333 de 2009, y se dio apertura a un proceso sancionatorio al infractor que ordenó las talas. Según el informe técnico entregado por los profesionales del Dagma, en diez mil metros cuadrados que podría medir el terreno, se han talado 150 árboles identificados como oiti brasileros, guásimos, leucadenas, cañabrava y vegetación de porte bajo; además de la afectación de la avifauna que poseía el lugar. “Ya se realizaron las acciones pertinentes por parte de las autoridades en el lugar, ahora procederemos a la investigación correspondiente y esperamos sancionar conforme nos faculta la ley, entre 1 y 5000 salarios mínimos diarios legales vigentes. La ciudadanía debe comprender que sin importar si las actividades que se desarrollaran en un predio privado o público, el Dagma debe controlar y conocer la afectación ambiental que se causarᔠafirmó Carlos Alberto Rojas, director de la entidad. Adicionalmente, el impacto ambiental es mayor al encontrar que el lote ubicado en la Avenida 9 Norte entre calles 34 y 36N, es atravesado por una quebrada a la cual se le afectó su franja de protección al realizar las talas indiscriminadas.

CONTINÚA LEYENDO
Publicidad
VER COMENTARIOS
Publicidad