Dagma alerta sobre riesgo en escombreras ilegales por temporada invernal

Abril 17, 2012 - 12:00 a.m. Por:
Elpais.com.co

La directora del Dagma, Beatriz Eugenia Orozco, anunció que la escombrera ilegal de Alfonso López pone en riesgo el jarillón del río Cauca.

En riesgo se encuentran todos los depósitos ilegales de escombros en Cali ante la llegada de la temporada invernal.Así lo informó este martes la directora del Dagma, Beatriz Eugenia Orozco, quien aseguró que debido a que en las escombreras ilegales no se realizan trabajos de compactación con maquinaria especializada, la humedad puede generar derrumbes o filtraciones que podrían afectar los suelos o los afluentes cercanos.Orozco indicó que el jarillón del río Cauca está en riesgo en el sector de Alfonso López, al oriente de Cali, en las inmediaciones de la Ptar, entre las carreras 7 y 7C, donde funciona una de las dos escombreras ilegales más grandes de Cali. La funcionaria señaló que la presencia de la escombrera sobre el dique que mantiene al margen las aguas del río Cauca genera un "riesgo de volcamiento".La directora del Dagma recordó que dicho depósito ya había sido clausurado el pasado mes de enero, con la intervención de la CVC, la Policía y la Personería, pero que "al otro día nos habían derrumbado todo el cerco los mismos carretilleros". En ese sentido, la funcionaria informó que se invertirían más de $2.000 millones para el sellamiento y clausura definitiva de la escombrera ilegal."Solicitamos el recurso urgente a la Unidad Nacional de Gestión de Riesgo (Ungr) para clausurar y sellar con barreras y movimiento de tierra ese escombrera. Tenemos preapreobación de esos recursos. La Nación aportaría $1.500 millones y el Dagma y la CVC destinaron $560 millones. Serían $2.060 millones para esa labor. La interventoría va por parte de la Ungr", subrayó Orozco.Cabe mencionar que el pasado mes de diciembre, en un sector cercano a la escombrera, las autoridades ambientales del Municipio hallaron cuatro filtraciones del jarillón del río Cauca. Asimismo, según dijo Orozco, el riesgo está presente en la escombrera de la Carrera 50 con Avenida Simón Bolívar, al suroriente de Cali. La funcionaria aseguró que a pesar de que el cierre definitivo del depósito ya va en un 70%, un fallo de un juzgado de la ciudad cobijó a los carretilleros, quienes pidieron, alegando el derecho al Trabajo, que el vertidero siguiera operando."De la escombrera de la Carrera 50 hemos recogido ya 21.000 toneladas de escombros que han sido llevadas al único sitio autorizado por el Municipio, que es en inmediaciones de Candelaria. Esperamos, con el aval del juez que dictó el fallo, recuperar el 97% del lote donde funciona la escombrera y utilizar el 3% restante para implementar el manejo de escombros en contenedores, de manera que los escombros no tengan contacto con el suelo", explicó la directora del Dagma. A pesar del avance reportado por el Dagma, cabe anotar que durante la Administración de Jorge Iván Ospina la entidad había anunciado que para diciembre de 2011 la escombrera estaría clausurada y funcionaría con parque. "En Cali hay riesgo de crecientes"Por otra parte, la directora del Dagma, Beatriz Eugenia Orozco, aseguró que los ríos Lili, Aguacatal, Pance, Cañaveralejo, Meléndez y Cali presentan altas posibilidades de tener crecientes, debido a los "aguaceros torrenciales" que se presentan por esta temporada del año.La funcionaria, en ese sentido, indicó que la Administración Municipal comenzó a implementar el sistema de alertas tempranas en las cuencas de dichos ríos."Tenemos un 'Guardaríos' en cada cuenca. Una persona equipada con sistemas de comunicación y dotación, que se mantiene en contacto con el Clopad y envía reportes semanalmente sobre cuál es la situación en las afluentes. Hemos estado muy pendientes para alertar a las comunidades asentadas en las franjas de protección de los ríos", añadió Orozco.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad