Cuestionamientos a las vigencias futuras de Cali

Cuestionamientos a las vigencias futuras de Cali

Julio 16, 2010 - 12:00 a.m. Por:
Redacción de El País

Contraloría alertó sobre la situación financiera del Municipio. Además se advirtió que las vigencias futuras excepcionales no pueden superar el respectivo período de gobierno de quien las solicita, a menos que se traten de proyectos de inversión de importancia estratégica.

La Contraloría de Cali cuestionó ayer los proyectos de vigencias futuras presentados por el Gobierno de Jorge Iván Ospina al Concejo de Cali.El organismo de control alertó sobre la situación y planeación financiera del Municipio, que se vería aún más comprometida con los compromisos de vigencias futuras para financiar obras del sistema masivo de transporte de pasajeros, MÍO, infraestructura escolar y la recuperación del estadio Pascual Guerrero. Según la acción preventiva de la Contraloría, la publicitada renegociación de la deuda pública con la banca tiene el efecto de prolongar en el tiempo las obligaciones financieras, lo que afectará la inversión de las próximas administraciones. Igual efecto tienen las vigencias futuras, que en la práctica comprometen los recursos de años posteriores que serán ejecutados en obras que se harán entre este año y el 2011.En el caso de las obras para el estadio Pascual Guerrero y las instituciones educativas, la Contraloría informó que coinciden los compromisos financieros del pago de la deuda pública con los bancos y el pago de las obras que se harán con vigencias futuras.“Las finanzas deben ser sostenibles y el Municipio debe ser viable desde el ámbito fiscal”, señaló el informe.Asimismo, la acción preventiva del órgano de control fiscal señala que es necesario, en el caso de las vigencias futuras para el MÍO, presentar los estudios técnicos y económicos que soporten las proyecciones de recaudo de la sobretasa a la gasolina y “que garanticen que este será suficiente para financiar la totalidad de las obligaciones del Municipio con el sistema masivo”.La Contraloría recordó que en el año 2008 se presentó un proyecto de acuerdo para comprometer vigencias futuras para financiar las obras del MÍO, el cual fue aprobado por el Concejo. Pero recuerda el órgano de control que este proyecto no evidenció la realización de estudios económicos que reflejaran la realidad de la situación de la venta de la gasolina, tales como la elasticidad del precio, la demanda, la cantidad de vehículos que usa este combustible y los que usan gas (que no tiene sobretasa) y las nuevas estaciones de gasolina abiertas en la ciudad. La Contraloría también señaló que las vigencias futuras excepcionales no pueden superar el respectivo período de gobierno de quien las solicita, a menos que se traten de proyectos de inversión de importancia estratégica.Frente a estas advertencias, el subdirector financiero de la Alcaldía de Cali, Álvaro Rodríguez, señaló que “las vigencias futuras que presentó el Gobierno local no obedecen a un capricho; son necesarias para el desarrollo de la ciudad”. “Si no se comprometen más recursos de la sobretasa a la gasolina, será imposible para el Municipio cumplir con el 30% de la financiación del MÍO y eso significará que la Nación no haría los aportes que faltan, que son del 70% del costo del sistema”, sostuvo.Frente a las vigencias futuras para las escuelas y el estadio, Rodríguez dijo que las obras se pagarán con los recursos que fueron liberados de la renegociación de la deuda, que le permitirá a Cali tener más recursos para la inversión.

VER COMENTARIOS
CONTINÚA LEYENDO
Publicidad